Michael J Fox, ejemplo de ímpetu en Hollywood pese a su avanzado parkinson

·3 min de lectura

Si hay un ejemplo en Hollywood de persona enérgica que no se rinde antes los múltiples tropiezos que da la vida, ese es Michael J. Fox. La estrella de Regreso al Futuro lleva años haciendo frente al párkinson, una enfermedad neurogenerativa que cada vez se encuentra en estado más avanzado en su organismo. Sin embargo, nunca ha dejado de trabajar ni de disponer de energía y pasión, lo que ha vuelto a demostrar tras reaparecer ante las cámaras tras ser elegido como el premio a la excelencia televisiva del ATX TV Festival.

Michael J. Fox (Foto: Michael Brochstein / LightRocket via Getty Images)
Michael J. Fox (Foto: Michael Brochstein / LightRocket via Getty Images)

En su intervención, recogida por People, Fox se centró en hablar de su rol como el abogado Louis Canning en The Good Wife, uno de sus papeles más admirados de los últimos años y con el que demostró que el párkinson no es barrera para defender un personaje en televisión con mucha garra. Precisamente, Louis Canning es un abogado que también sufre de una discapacidad, en concreto, discinesia tardía, una condición que produce movimientos erráticos y que el personaje usaba en la serie para ganarse la confianza del juez y el jurado. Era un papel sarcástico, frío, manipulador y con mucho ímpetu por la victoria en sala de juicios.

El actor ha explicado que interpretando a alguien como Louis Canning trató de normalizar las discapacidades en televisión, un trabajo que incluso le valió una nominación a los Emmy en 2013 como Mejor Actor Invitado.

“Mi idea tras este personaje era un concepto realmente simple. Solo pensé que la gente ve una silla de ruedas o a alguien con una discapacidad en televisión y la música se vuelve suave y borrosa. Luego el tipo está haciendo frente a una tarea mundana, tratando de conquistarla como yo intentando meter una bola en el hoyo en un campo de golf. Y finalmente lo hace y la música sube a un crescendo”, declaraba Fox en su intervención. 

"Pero las personas discapacitadas también pueden ser imbéciles", matiza. "Las personas discapacitadas pueden ser idiotas y manipuladores, por lo que fue divertido interpretar a una".

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un vídeo de Youtube no disponible por tus preferencias de privacidad

Pero más allá de sus palabras, lo realmente llamativo del vídeo es ver al actor hablando con tanta pasión por su trabajo, aún notándose los efectos del estado avanzado del párkinson al que se encuentra haciendo frente. Habla del gran momento que vive la televisión, de los maravillosos guiones que pudo interpretar sin perder nunca las ganas de compartir ese amor que siente por su profesión. 

Fox fue diagnosticado de la enfermedad en 1991 con tan solo 30 años, justo cuando se encontraba en la cresta de la ola por su papel como Marty McFly en Regreso al Futuro. Hizo pública su condición en 1998, dos años antes de retirarse parcialmente ante el empeoramiento de los síntomas. Sin embargo, nunca ha dejado de trabajar.

Siguió prestando su voz a personajes como Stuart Little en las películas de Rob Minkoff, tuvo pequeños papeles en series de televisión e incluso protagonizó El show de Michael J. Fox, ficción televisiva en cuya trama dio hueco a hablar de su enfermedad y de todo lo que le ha supuesto a nivel profesional. Además, creó la The Michael J. Fox Foundation, fundación con la que ha donado cifras millonarias para la investigación contra su enfermedad.

Aunque el actor no niega los problemas a los que se enfrenta. El pasado noviembre también habló con People para explicar que su memoria está muy afectada, lo que le generó dificultades en algunos de sus últimos papeles. "Mi memoria a corto plazo está destruida", dijo el pasado 2020. "Siempre tuve una gran facilidad para las frases y la memorización. Y tuve algunas situaciones extremas porque en el último par de trabajos que hice interpreté papeles con muchas palabras y tuve problemas".

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Pero Michael J. Fox admite que ha conseguido seguir adelante gracias a su actitud optimista, lo que le ha permitido aceptar su condición y tratar de dar lo mejor de sí mismo para continuar trabajando a lo largo de todos estos años. El optimismo es sostenible cuando uno vuelve a la gratitud, y lo que se sigue de eso es la aceptación. Aceptar que esto ha sucedido y aceptarlo como es. No significa que no pueda esforzarse por cambiar. No significa que tengas que aceptarlo como un castigo o una penitencia, simplemente ponlo en el lugar que le corresponde. Luego, observa en qué medida tienes que prosperar en el resto de tu vida y podrás seguir adelante", explicaba el pasado año dando una verdadera lección de vida contra la adversidad.

Ahora, el actor de Regreso al Futuro acaba de cumplir 60 años y disfruta de una vida tranquila junto a sus hijos y su mujer. Y aunque su retirada parece más que definitiva, aún se ha dejado caer por varios videoclips y proyectos, como fue el caso del vídeo de The Origins of Holiday del rapero Lil Nas X o la serie de animación Corner Gas Animated, en las que se interpretó a sí mismo.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente