¡Meghan Markle se salta el protocolo en el cumpleaños de la Reina!

La Reina Isabel II cumplía 92 años y celebró su cumpleaños en un acto oficial en familia. Pero Meghan Markle se saltó el protocolo como jamás lo habían hecho Lady Di ni Kate Middleton, ¡te lo cuento!

Meghan Markle se saltó el protocolo como jamás lo habían hecho Lady Di ni Kate Middleton

DE VUELTA DE SU LUNA DE MIEL

Meghan Markle ya demostró en su boda que ha entrado a Palacio pisando fuerte y marcando estilo. La ex actriz reconvertida a Duquesa, entró sola a la Iglesia y no juró obediencia en sus votos puesto que es una feminista declarada y no está demasiado por la labor de ‘encorsetarse’ en arcaicos protocolos y, para muestra, su look en el cumpleaños de la Reina Isabel II.

EL CUMPLEAÑOS DE LA REINA, EVENTO DE LA REALEZA

La casi eterna Isabel II es muy querida por su pueblo y acaba de cumplir nada menos que 92 años y sin jubilarse. La ceremonia ‘Trooping the Colour’ es ya todo un clásico y se celebró en el Palacio de Buckingham, lugar al que llegaron el Príncipe Harry y Meghan Markle tras su luna de miel.

EL PROTOCOLO REQUERIDO

Ahora que Meghan Markle es Duquesa de Sussex, el protocolo al que debía ceñirse es el mismo al que se ciñe, entre otras, Kate Middleton como Duquesa de Cambridge. Teniendo en cuenta que este acto es uno de los más relevantes de la familia Real británica, no sé cómo le habrá sentado a la Reina que Meghan haga lo que le dé la real gana (nunca mejor dicho).

El protocolo para las duquesas era sencillo: ir vestidas de traje, con manga larga y el pelo recogido. Siguiendo esta normativa, vimos a Kate Middleton con este vestido azul pastel diseñado por Alexander McQueen y con tocado de Juliette Botterill.

Kate Middleton con este vestido azul pastel diseñado por Alexander McQueen y con tocado de Juliette Botterill.

MEGHAN Y SU LOOK REBELDE

Completamente fuera del protocolo aunque igualmente elegante, Meghan Markle apostó por una vestido de Carolina Herrera en tono rosado pastel que no era, obviamente, de manga larga y que además dejaba sus hombros al descubierto.

Por si eso fuese poco, llevó un sombrero a juego de Philip Treacy pero, debajo, lució su larga melena ondulada totalmente suelta, al contrario del resto de duquesas.

De hecho, la prensa internacional se ha hecho eco de que ni siquiera la mismísima Diana de Gales se saltó el protocolo en este evento que se considera la presentación oficial en el balcón del Buckingham Palace.

 

¿Tú qué opinas? ¿Te encanta la libertad de Meghan o si ha querido entrar en la realeza y tener sus privilegios debe también aceptar sus protocolos? ¿Se pasa de moderna o ellos de arcaicos?

 

Te puede interesar…