Marta Sánchez, enfadada por las drags del Carnaval de Las Palmas

Marta Sánchez está que echa espuma por la boca tras la celebración del Carnaval de Las Palmas de Gran Canaria. Durante la coronación de la reina Drag, sonó la comentadísima versión del Himno de España de Marta Sánchez, la misma a la que la cantante le puso letra. “No le ha parecido nada bien, como era lógico”, acaba de confesar su representante, Mariola Orellana, a Look. Pero, ¿qué ha ocurrido exactamente para que la intérprete de ‘Soy yo’ esté enfadada como una mona?

A Marta Sánchez se le ha atragantado el Carnaval (A3Media/Twitter)

D’Vil, uno de los candidatos a la coronarse como Drag Boy de los Carnavales canarios, se presentó con un número polémico llamado ‘Arde España’, que arrancó con una voz en off. “Españoles, Franco ha vuelto. No estaba tranquilo en el cielo al ver que la España que él había dictado se había desviado. Tranquilos, el generalísimo está aquí”. A continuació, salió a escena un transformista disfrazado de Franco y con la mano en alto, mientras sonaba el Himno de España cantado por Marta. ¡Ay!

La manager de Sánchez avisa que la drag podría enfrentarse a problemas legales. “No se nos ha pedido permiso para utilizar la voz de Marta. A este asunto supongo que tendrá que responder los responsables. Ya sea el artista, la gala o la cadena de televisión que ha emitido el espectáculo”, explica Mariola Orellana, que es también la mujer de Antonio Carmona, líder de Ketama.

“Nosotros en su día pedimos permiso para utilizar la base musical del himno. No es una cosa que se pueda usar así a la ligera. Además que Marta lo cantó en un edificio propiedad del Estado. No sé cómo se verá esto ante la ley, pero nosotros tuvimos que recibir el sí de muchas partes para poder hacerlo”, comenta la representante.

La intérprete de ‘Soy yo’ vuelve así a la polémica con el Himno de España, al que puso letra hace un año. “Marta lo hizo con muchísimo cariño y sin ninguna intención ni simbología política. Es una pena que pasen estas cosas”, finaliza Orellana. ¿Tiene motivos la cantante para estar enfadada?