Marcos a hombros y gran faena de Morante con fiasco de Galaches en Salamanca

·3 min de lectura

Salamanca, 12 sep (EFE).- Alejandro Marcos, que ha cortado dos orejas, ha sido el triunfador de la tarde en Salamanca, por su parte Morante ha cortado una tras una gran faena, "El Juli" vio silenciada su actuación en una tarde en la que los patas blancas de Galache decepcionaron.

Gran expectación había generado este cartel, se había acabado el papel y las figuras se anunciaron con los patas blancas de Galache.

Morante sacó lo que no tuvo “Gandeón” el primer berrendo de Galache, un punto aleonado. Esperó con la muleta retrasada para aprovechar las escasas arrancadas del animal, excelentes los naturales con sacacorchos, en el tramo final una gran tanda ya en el tercio sobre la diestra. Un verdadero calvario con la tizona.

Obra maestra en el cuarto, sorprendió con el recibo de rodillas, dejando un auténtico tratado de tauromaquia con el capote, galleo por rogerinas, delantales.

Para sorpresa de todos, pidió a su banderillero el tercer par, cuajando una excelente reunión al cuarteo. Oro puro la apertura por ayudados por alto, no pudo tener más sabor añejo, el remate con una trincherilla, de cartel de toros.

Faena sublime, cumbre, parsimoniosa, por ambos pitones, con un Galache con algo más de empuje que sus hermanos “Gandeotilo”. Se fue tras la espada consiguiendo una gran estocada, tras pinchar en el primer envite. Bronca monumental al presidente por no conceder el segundo trofeo.

Se estrelló "El Juli", sin opciones, con un toro casi inválido, acertadamente decidió abreviar.

Ya se quedó en el capote el quinto, sin pasar. Rebrincado y claudicante, nuevamente "El Juli", se mostró muy por encima, le faltó toro, faena voluntariosa en las rayas.

Alejandro Marcos no quiso ser el convidado de piedra, se emplazó el tercero en los medios, con decisión se fue a por él y dejó un ramillete de verónica de auténtica filigrana y cadencia, muy abrochada la media.

Dejó muy largo al toro en el caballo, ejecutando la suerte con gran pureza Alberto Sandoval, midió el castigo. Firme Marcos, con un toro que le costaba tomarla, pesaba en su embestida, dejó pasajes de alta nota, muy por encima de “Parrero”.

Con el que cerraba función, berrendo en "colorao", apapachado de cuerna protagonizó Alejandro Marcos una faena de altos vuelos. “Gandillito” tuvo nobleza, clase en su embestida, y recorrido.

Muy elegante la apertura de Marcos en tablas tras brindar a Morante. Seguidamente ya en los medios se lo dejó venir muy de lejos, con la muleta siempre por delante, sitio y colocación. Hubo toreo cadencioso y al ralentí en sus naturales, muñeca y cintura. Soberbia una tanda final con la diestra. No se podía dejar escapar el triunfo, se fue tras la espada enterrando el acero.

FICHA DEL FESTEJO:

Se han lidiado toros de Francisco Galache, excelentemente presentados, de juego decepcionante, nobles pero muy flojos y faltos de raza.

Morante de la Puebla: de canela y oro, ocho pinchazos (Palmas tras dos avisos), pinchazo y estocada (Oreja).

"El Juli": de catafalco y oro, estocada contraria y dos descabellos (Silencio), tres pinchazos y estocada (Silencio).

Alejandro Marcos: de lila y oro, dos pinchazos (Ovación), estocada entera tendida (Dos Orejas).

Incidencias: Se ha llenado el aforo permitido, colgándose el cartel de “No hay billetes”, en tarde de temperatura veraniega.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente