1 / 15

El nuevo manual del traje cruzado

Si hay algún denominador común en el mundo de la moda en cuanto a influencias, ese es el cine. La gran pantalla es y será uno de los mayores altavoces de tendencias, con la capacidad de convertir determinadas prendas en auténticos iconos de moda. A pesar de que el primero en llevar el traje cruzado fue Eduardo VIII, duque de Windsor, quien lo puso verdaderamente de moda fue Humphrey Bogart en El halcón maltés, en 1941. El modelo de raya diplomática que lució el actor durante la película elevó a esta prenda como símbolo de elegancia clásica y distintiva en los años 50.

Tres décadas más tarde, Michael Douglas se encargó de darle de nuevo visibilidad con la película Wall Street donde, como todo hombre de negocios, se hizo con uno de estos trajes para lucirlo en la oficina. Hoy en día, este modelo de doble botonadura sale al asfalto en hombres como David Beckham o Johannes Huebl que, lejos de la forma clásica de combinarlo con camisa blanca y corbata, deciden darle un giro de tuerca y meter, por qué no, un jersey de cuello vuelto. Una idea fantástica para romper con el protocolo tradicional al que suele atribuirse este tipo de traje y deshacerse de tanta seriedad. Gracias a ese simple pero eficaz gesto, el traje cruzado está viviendo una tercera revolución. Vamos a verlo con ejemplos.

El nuevo manual del traje cruzado

Ya no está reservado para las ocasiones más especiales, sino que es una prenda clave para lucirla en cualquier momento.

From Esquire