Lucy Boynton, la más deseada en 2023

lucy boynton
Lucy Boynton, la más deseadaNELSON BEAU

En cada una de sus interpretaciones, Lucy Boynton (Nueva York, 1994) demuestra que es una actriz camaleónica. Con una excepcional habilidad para sumergirse en personajes con profundidad psicológica y calcular con exactitud todos sus movimientos, es capaz de perderse en ellos. Ha protagonizado producciones aclamadas por la crítica, como Sing Street, Bohemian Rhapsody o la serie de Ryan Murphy The Politician, y su próxima película, Chevalier, premiada el pasado mes de septiembre en el Festival Internacional de Cine de Toronto y que se estrenará en España el 7 de abril, promete ser una muestra más de la investigación y el trabajo que conlleva que sus personajes cobren vida. «Creo que a menudo es cuestión de instinto. Todo se reduce a si tengo una reacción emocional con el personaje y a si me transmite que hay algo que decir. Mi trabajo industrializa la empatía, por lo que estoy constantemente observando situaciones y maneras en las que la gente se comporta a mi alrededor. Los analizo en lugar de limitarme a reaccionar».

Boynton pasó su infancia en Londres y empezó a actuar con sólo 12 años interpretando a la joven Beatrix Potter en la película Miss Potter de 2006, así que ha tenido mucho tiempo para aprender a marcar los límites entre su profesión y su personalidad. «Desde mi experiencia, crecer en Reino Unido siendo actriz es diferente a hacerlo en Estados Unidos», asegura. «Mantenía mi trabajo en Reino Unido totalmente separado de mi vida personal, pero en Estados Unidos tengo la sensación de que el trabajo forma parte de tu identidad, por lo que estoy agradecida de haberme dedicado a la interpretación desde el primer momento».

Y a pesar de que la industria del entretenimiento es sólo una parte de la vida de Boynton, la actriz es muy consciente de las renuncias que implica; estar lejos de su hogar y su familia durante meses es una de ellas. «Adoro mi trabajo. Si no fuera así, sería muy difícil», comenta sobre su frenética agenda. «Mis padres eran periodistas y viajaban constantemente. En las vacaciones familiares, les seguíamos a donde tuvieran que ir, así que me acostumbré. Eso ahora me ayuda a entenderlo. Viajar te saca de tu zona de confort y te lleva a lugares que hacen que tomes conciencia del pequeño engranaje que eres dentro de una gran máquina».

Con cada una de sus actuaciones, Boynton pretende que ampliemos nuestros horizontes. Lo ha hecho a través de personajes como el de Mary Austin –la fuerte y compasiva compañera de Freddie Mercury–, a quien ella interpretó junto con su pareja en la vida real, Rami Malek, en Bohemian Rhapsody. O con su último trabajo, una asustada y caprichosa María Antonieta en la conmovedora Chevalier. La película narra la biografía del compositor criollo del siglo XVIII Joseph Bologne, conocido como el Chevalier de Saint-Georges (una interpretación brillante llevada a cabo por Kelvin Harrison Jr.), quien era hijo ilegítimo del propietario de una plantación francesa y una esclava africana. Gracias a su trabajo como compositor, Bologne subió en los escalafones de la sociedad francesa. Incluso llegó a ser amigo cercano de María Antonieta antes de participar en un concurso para convertirse en el próximo director de la Ópera de París, que sacó a relucir la sociedad racista en la que vivía y la auténtica naturaleza de sus limitaciones –a la vez que nos cuenta su affaire romántico con una mujer casada (interpretada por Samara Weaving, la actriz de Nueve perfectos desconocidos)–. «Se me ofreció la oportunidad de interpretar a María Antonieta y le saqué el máximo partido que pude. Ella es la portavoz de una retórica que se escucha mucho hoy en día, la de las personas que tienen miedo al cambio y que, de una forma increíblemente tóxica, puede llegar a nublarles el juicio. Esta gente piensa que el cambio es una amenaza directa para ellos y no se percata de que justo ese cambio es un gran progreso para la sociedad y para gran parte de la población», señala Boynton. Dirigida por Stephen Williams (Watchmen, Perdidos), la visualmente deslumbrante Chevalier es, sobre todo, una historia de amor, desafío y lucha por la igualdad racial.

lucy boynton
NELSON BEAU

Boynton, una María Antonieta amiga y enemiga de Bologne al mismo tiempo, ha querido mostrar la cara más oscura de su personaje: su falso mecenazgo, su falta de empatía y su rechazo a abrir la mente. «No es que ella no pueda; es que no quiere hacerlo», recalca. «Esta es una oportunidad para utilizar este personaje como retrato de ese mensaje. Por este motivo, estoy agradecida al análisis ficticio que se hace de esta época y este tipo de personas. De esta forma, nos da más margen para enviar un mensaje aún más contundente». Boynton está extremadamente orgullosa de esta película y del mensaje que transmite, a la vez que elogia la actuación del protagonista, Harrison Jr., quien contribuye a que sea tan impactante. «Es un actor muy atrevido, toma decisiones arriesgadas y le encanta actuar y explorar. Cuando se establece esta pauta, el ambiente es muy creativo e inspirador. De hecho, tuvimos la oportunidad de actuar juntos y recrear el tira y afloja de nuestros personajes». La proyección de la premier de la película en el festival de Toronto fue un gran momento para Boynton –era una oportunidad para asimilar la importancia de la producción en la gran pantalla, a la vez que el reencuentro con sus compañeros de casting y equipo. «Ver todo el lienzo y no sólo la pieza del tapiz que se ve de cerca cuando lo estás haciendo es una experiencia impactante».

Sin embargo, Chevalier no es el único gran estreno que tiene en el horizonte. También protagoniza Los crímenes de la academia, un thriller gótico y criminal de Netflix que trata sobre los asesinatos que tuvieron lugar en el campo militar de West Point (Nueva York) en 1930. Unos hechos que involucran a un joven cadete que resulta ser Edgar Allan Poe. La película (en Netflix desde el 6 de enero) recopila una gran lista de estrellas en su reparto, incluyendo a Christian Bale, Gillian Anderson, Robert Duvall y Charlotte Gainsbourg.

Y una vez finalizada la producción de la película The Greatest Hits, otro de sus trabajos para este 2023, Boynton empezará el rodaje de una cinta indie –de la que nos encantaría hablar, pero de momento tendremos que poner punto en boca–, por lo que parece que a esta actriz talentosa no le faltan papeles en los que pueda encajar. «Siento si estas palabras os intrigan, porque no puedo decir nada más, pero he sentido su magnetismo y ya he empezado a descubrir cómo visualizo el papel y la manera en la que hacer que cobre vida. Aunque también depende de los creadores del proyecto –especialmente del director–, si nos movemos todos en la misma dirección, partiendo del mismo punto de referencia y con las mismas intenciones, el proceso colaborativo es simplemente mágico».