Los Bichir, tres hermanos que nunca se abandonaron en sus momentos más oscuros

·5 min de lectura

Los tres hijos varones de la inolvidable actriz Maricruz Nájera y el director Alejandro Bichir, a saber, los actores Odiseo, Demián y Bruno, conforman una de las dinastías más sólidas que hay en la escena mexicana — aunque tienen personalidades muy diferentes, han consolidado carreras respetadas internacionalmente y sobre todo, han conformado una estrecha red de amor filial que los protege de toda la maledicencia del mundo.

Y digo lo de maledicencia, porque en 2019 pasaron por una época muy difícil en la que los medios parecieron ensañarse con ellos por una serie de situaciones que estuvieron fuera de su control, y que los alteraron de distintas formas, algunas irreversibles, pero fue haciendo una unión gracias a la cual que lograron salir adelante, en conjunto y como individuos, algo que aprendieron de sus padres.

En el caso de Odiseo, el mayor de los hermanos, 2019 fue un año complejo, ya que pasó por un periodo de depresión que lo llevó a buscar ayuda profesional, apartándose de las redes y los escenarios. Esto dio de qué hablar, sobre todo porque de los tres hermanos, es él quien tiene el perfil público más discreto.

Odiseo ayudó a abrir el camino a sus "carnales", apareciendo en su primera obra a los nueve años, al lado de su mamá. Desde entonces ha trabajado de manera incansable y de los tres, es quien tiene el currículum más extenso en TV y teatro —y no necesariamente por su edad—y siempre ha sido el más versátil y temerario a la hora de elegir sus roles, algo que lo ha distinguido incluso entre los actores de su generación.

Actualmente casado con Yolanda Ventura, la exintegrante de Parchís, Odiseo ha establecido un prestigio que comparte con sus hermanos y, si bien no es tan famoso mediáticamente como ellos, tiene una trayectoria muy sólida; en todo caso, el que más ha tenido que lidiar con la fama es Demián -a quien afectuosamente se le conoce como 'El Pedruzco'- quien desde hace 15 años ha hecho su carrera en Hollywood con un éxito consistente, aunque es quien más alto ha pagado el precio de la celebridad invadiendo su vida personal.

El público comenzó a conocerlo en 1977 cuando apareció al lado de Ofelia Medina en la muy célebre producción de Valentín Pimstein 'Rina', la primera telenovela mexicana transmitida en horario nocturno, en la que interpretaba a Juan Galeana, su hermano menor. 

A partir de entonces, apareció en diversas capacidades en melodramas como 'Cuando los hijos se van' (producción de Silvia Pinal, que siempre apoyó su carrera, llevándolo con ella en la histórica primera transmisión de su famoso programa 'Mujer, casos de la vida real' en 1985), 'Los años felices', 'Guadalupe', el rol protagónico de 'El rincón de los prodigios' en 1987 y un rol importante en 'Lazos de amor', con Lucero, entre otras. 

En 1999 fue parte del elenco de 'Sexo, pudor y lágrimas', con Cecilia Suárez, Susana Zabaleta, Mónica Dionne, Victor Huggo Martín y Jorge Salinas y a raíz del éxito de la cinta, le llegaron ofertas internacionales y fue por ello que decidió irse a Los Ángeles y tomarlo como una plataforma para trabajar en los dos países, aunque en realidad lo que logró fue consolidar su carrera en los Estados Unidos con filmes como 'American Visa' (en la que apareció con su expareja, Kate del Castillo), 'Foreverland', 'Salvajes', la teleserie 'The Bridge' y la cinta 'A Better Life', por la que en 2011 fue hecho candidato al Oscar como mejor actor y este año fue nominado al premio Ariel por su participación en la cinta 'Danyka'. 

Tras la tragedia en 2019 por la muerte mediante suicidio de su esposa, Stephanie Sherk, Demián habló abiertamente acerca de la depresión que ella padecía y ha sido muy enfático en su apoyo a la salud mental. Actualmente, Demián sostiene una relación con la bailarina italiana, Victoria Aletta.  

Bruno Bichir. (Photo by Victor Chavez/Getty Images)
Bruno Bichir. (Photo by Victor Chavez/Getty Images)

El menor de los hermanos, Bruno, nació el 6 de octubre de 1967 en la Ciudad de México, y ha enfocado su carrera en el teatro y no solo como actor; ha estado nominado siete veces al Ariel y junto con su expareja Itari Marta es uno de los socios dueños del Foro Shakespeare de la ciudad de México, que es uno de los teatros independientes más célebres del país, donde Bruno ha encabezado numerosas producciones; jovial y accesible, es el hermano Bichir más cercano al público, al que siempre ha buscado ofrecer una alternativa de entretenimiento y cultura, yendo de la mano.

Sin embargo, en 2019 Bruno se vio envuelto en la controversia generada por las acusaciones anónimas que se dieron en redes durante la oleada del movimiento #MeToo en México, de las cuales el actor se defendió antes de tomar distancia de la vida pública. De un modo contundente, esto ayudó a que sus hermanos superasen sus propios momentos oscuros para manifestarle su apoyo y sanar entre ellos en privado, hasta que poco a poco comenzaron a salir a la luz para, en conjunto y por separado, retomar sus vidas profesionales y personales, tras ponerlas en pausa.

El primero en romper el silencio fue Demián, que indudablemente pasó por la peor parte, haciendo acopio de valor, se abrió en redes, primero para reconocer la lucha de Sherk con la enfermedad mental que le costó la vida y después exhortando a las familias de personas con depresión a mantener una puerta abierta y comprensión para con sus seres queridos, para desestigmatizar los padecimientos emocionales. Odiseo, que regresó a la escena, también fue cándido al hablar de su proceso de recuperación, señalando que fueron sus hermanos quienes fueron imprescindibles para ello, mientras que el esfuerzo era algo personal tal como lo dijo a la agencia EFE: "Intento aprender y entender cómo tiene que ser, cómo puede ser mejor este mundo y en ello va mi propia existencia y si para lograrlo tengo que cambiarme a mí mismo pues lo haré, en eso estoy empeñado".

Han pasado dos años del annus horribilis que los sacudió, pero los Bichir han salido avante. En su momento, cuando asistió acompañado por su madre a la ceremonia de los premios de la Academia, Demián señaló que el ejemplo más grande de empatía, resiliencia y compasión que habían conocido él y sus hermanos era ella, y ese es el punto de unión que los hace actores magníficos, pero juntos, son una fuerza de la naturaleza.

TAMBIEN TE PUEDE INTERESAR

EN VIDEO: Los creadores de Huevocartoon aprovechan "el milagro de hacer cine" en México

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente