Las estrellas del tenis podrían enfrentarse a acciones legales por la controversia del Abierto de Francia

La reacción de Ash Barty después de ganar el Abierto de Francia de 2019. (Foto de Mehdi Taamallah/NurPhoto vía Getty Images)

La controvertida decisión de postergar Roland Garros a finales de septiembre como resultado de la pandemia global del coronavirus (COVID-19) podría tener consecuencias legales indeseadas para los jugadores.

La Federación Francesa de Tenis (FTT) anunció esa decisión a inicios de marzo, para sorpresa de los tenistas de todo el mundo.

Ahora el evento está programado para que comience solo una semana después de la final del Abierto de Estados Unidos y en franco conflicto con la Copa Laver, de manera que el anuncio del nuevo calendario del Abierto de Francia asombró tanto a la Asociación de Tenistas Profesionales (ATP) como a la Asociación Femenina de Tenis (WTA).

La decisión fue tan impactante que el ex profesional australiano Sam Groth sugirió que era un intento de eclipsar la popular Copa Laver, que fue desarrollada por Roger Federer hace tres años.

Desde que se confirmó que la Federación Francesa de Tenis actuó por su cuenta al reprogramar el Grand Slam ha surgido una controvertida discusión legal.

Según ESPN, fuentes de la Federación Internacional de Tenis creen que la ATP y la WTA podrían ser responsables de incumplimiento de contrato y estarían sujetas a una demanda por dañar los cuatro torneos de Grand Slam si los jugadores optan por jugar en otros torneos, omitiendo, por ejemplo, el Abierto de Francia reprogramado a favor de la Copa Laver.

La decisión de la FTT de reprogramar por su cuenta el Abierto de Francia fue criticada tanto por los jugadores como por la administración.

El número 93 del mundo y miembro del Consejo de Jugadores de la ATP, Vasek Pospisil, dijo que la decisión de la FTT va en contra de la camaradería requerida en todos los frentes mientras el deporte se enfrenta a la pandemia de coronavirus.

“Son tiempos difíciles”, escribió la estrella canadiense en Twitter.

“Todos están sufriendo el impacto de esta catástrofe".

“Mejorar la comunicación y trabajar juntos para encontrar soluciones debería ser la prioridad".

“No volverse deshonesto y tomar decisiones egoístas o arrogantes para dañar aún más la gira”.

Jugadores y organizadores rechazan la decisión del Abierto de Francia

Los organizadores de la Copa Laver dijeron que estaban sorprendidos por el cambio del Roland Garros, del 20 de septiembre al 4 de octubre, debido al coronavirus.

Este anuncio fue una sorpresa para nosotros y nuestros socios: Tennis Australia, USTA y ATP. Plantea muchas preguntas y estamos evaluando la situación”, dijeron en un comunicado.

“En este momento, queremos que nuestros seguidores, patrocinadores, locutores, personal, voluntarios, jugadores y la gran ciudad de Boston sepan que tenemos la intención de celebrar la Copa Laver 2020 siguiendo la programación actual”.

La Asociación de Tenis de Estados Unidos (USTA) también emitió una declaración en la que decía que no planeaba alterar el calendario para el Abierto de Estados Unidos y luego criticó abiertamente al Abierto de Francia por realizar “cambios unilaterales” en el calendario.

Este es un momento muy difícil. Todos están sufriendo el impacto de esta catástrofe. Mejorar la comunicación y trabajar juntos para encontrar soluciones debe ser la prioridad. No volverse deshonesto y tomar decisiones egoístas o arrogantes para dañar aún más la gira. #RolandGarros

El Abierto de Francia/FFT ha tomado la controvertida decisión de celebrar la competición a finales de septiembre. ¿Creía que los grandes del tenis tenían que trabajar juntos en estos días?  

“En un momento en que el mundo se está uniendo, reconocemos que tal decisión no debe tomarse unilateralmente”, dice el comunicado.

“Por tanto, la USTA solo lo haría tras una plena consulta con las otras competiciones de Grand Slam, la WTA y ATP, la ITF y nuestros socios, incluida la Copa Laver”.

Chris Young