Las condolencias poco acertadas de Manolete por la muerte de Blanca

El mundo del deporte está de luto desde que la desaparición de Blanca Fernández Ochoa acabase con la peor de las noticias. Su muerte ha despertado una oleada de cariño y mensajes de recuerdo para ella y apoyo para su familia que ha inundado las redes sociales. Personalidades del deporte, la política y la cultura, tuiteros anónimos y también, claro, periodistas que siguieron su carrera y triunfos se han pronunciado. Uno de estos últimos ha sido el redactor jefe del diario AS, Manuel Esteban. Sin embargo, no estuvo muy acertado Manolete, como es conocido, y por sus errores no cesa de recibir críticas.

"#Blanca descansa en paz que te lo has ganado. No olvidaré nunca la madrugada ante la tele en blanco y negro de tu medalla. Fuistes una gran pionera y la primera piedra sobre la que se ha ido sustentando el ascenso de un deporte femenino que cada día nos da muchas alegrías”, publicó la tarde del pasado miércoles, una vez confirmada la noticia de que el cuerpo encontrado era del de la deportista.

Es posible que en este mensaje quienes no sean aficionados al deporte no puedan detectar más errores que el ortográfico (debería haber escrito ‘fuiste’ y no ‘fuiestes’), pero lo cierto es que, como le han hecho ver infinidad de tuiteros, hay alguno más que tienen que ver con el comentario al gran logro deportivo de Blanca Fernández Ochoa.

El redactor jefe del Diario AS quiso expresar sus condolencias por la muerte de Blanca Fernández Ochoa pero se equivocó de hermano al mencionar el gran logro de su carrera. (Foto: AP Photo/Dieter Endlicher)

Dice Manolete que no olvidará nunca la medalla que vio ganar a la esquiadora aquella madrugada en blanco y negro. El problema o más bien los problemas, porque hay dos, es que aquella presea la ganó en 1992 en los Juegos Olímpicos de Invierno celebrados en Albertville. Entonces la televisión hacía ya bastante que se veía en color y, por otro lado, habiéndose celebrado aquellos Juegos en Francia, difícilmente la prueba de eslalon pudo tener lugar de madrugada.

Entre tanta crítica y con la ayuda de algún internauta que le sugirió que igual se estaba equivocando de esquiador y de hermano, el redactor jefe del diario deportivo cayó en la cuenta de que, efectivamente, había confundido la medalla de Blanca por la conseguida por su hermano Paquito. La de él fue de oro en Sapporo (Japón) y en 1972.

Así que Manolete volvió a Twitter para enmendar su error y restarle importancia con un ‘recado’ a quienes cargaron contra él. “Para todos mis amigos, gracias por no perdonarme por mi metedura de pata sobre le tele de madrugada y blanco y negro para la medalla de #Blanca. Me confundí con su hermano, y en el fondo era expresar mi dolor por lo que había pasado a una campeona única”.

Intentaba con este segundo tuit zanjar el asunto, pero no sirvió de mucho y más tuiteros se sumaron a las burlas y críticas.