La mamá de Demi Lovato habla acerca de la sobredosis de su hija

Demi y su progenitora Dianna de la Garza.

A casi dos meses de la sobredosis que casi cobra la vida de Demi Lovato, su progenitora habla al respecto. Dianna de la Garza apareció en un programa Newsmax TV donde por primera vez se expresó sobre el trágico incidente.

Visiblemente afectada, ella admitió que todavía se le hace difícil hablar del tema y “comienza a temblar cuando recuerdo ese día”. De la Garza recordó que comenzó a recibir muchos mensajes de textos expresando buenos deseos a su hija, pero ella no sabía qué estaba sucediendo. No fue hasta que recibió una llamada de la asistenta de la cantante, Kelsey Kershner, que se enteró de so sucedido.

“Estaba en shock, no sabía qué decir. Era algo que nunca había pensado escucharía como madre sobre ninguno de mis hijos”, dijo.

Ella preguntó si Demi estaba bien y ahí se enteró que su hija estaba consciente, pero sin poder hablar. “Supe que a ese punto estábamos en problemas”.

De la Garza le informó lo sucedido a las hermanas de Demi, Dallas y Madison, y sabía que tenía que llegar al Hospital Cedars-Sinai, pero no podía manejar. Dallas ofreció llevarla. “Llegamos lo más rápido posible. Dallas, Madison y yo saltamos fuera del carro en la sala de emergencia para estar a su lado. Ella no se veía bien – para nada. Estaba en mala forma. Pero le dije: ‘Demi, estoy aquí. Te amo’. En ese momento ella dijo ‘te amo también’”.

“Nunca me permití pensar que las cosas no saldrían bien. Oré mucho y mi fe es fuerte. Creo que eso fue lo que me sostuvo durante esos días que ella estuvo en condición crítica. Por dos días no supimos si ella saldría de esa”.

De la Garza también mencionó el derroche de amor y buenos deseos de parte de los fans de la artista. Ella adelantó que su hija está muy bien al corriente. “Está feliz y saludable. Ella está trabajando en su sobriedad y recibiendo la ayuda que necesita. Eso me alienta mucho sobre su futuro y el de nuestra familia”.

La mujer dijo que recibió la aprobación de Demi para participar de la entrevista y mencionó la crisis de opioides en los Estados Unidos y las vidas que ha cobrado.

Demi Lovato fue trasladada de emergencia al hospital el 24 de julio tras haber sido hallada inconsciente en su hogar en Los Ángeles. Ella permaneció ingresada por dos semanas y se encuentra en rehab. Ella casi pierde la vida al tomar narcóticos mezclados con fentanilo.