¿Cómo frenar las infecciones de transmisión sexual?

Mónica De Haro

Bicho malo nunca muere. Eso es lo que ocurre con esta bacteria que puede acarrear serios problemas de salud como infertilidad y enfermedad pélvica inflamatoria. Además, puede causar ceguera permanente a los bebés

La peligrosa y astuta bacteria que es capaz de infectar los genitales, el recto y la garganta, y que trae de cabeza a expertos en Microbiología. (Foto: Getty)
La peligrosa y astuta bacteria que es capaz de infectar los genitales, el recto y la garganta, y que trae de cabeza a expertos en Microbiología. (Foto: Getty)

El aumento de los enfermos de gonorrea en el mundo se debe, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), a un comportamiento sexual inseguro, al incremento del turismo, a sistemas de detección poco efectivos y a tratamientos inadecuados que no acaban con el foco de la enfermedad

El conocido como el peor caso de “supergonorrea”, resistente a los antibióticos habituales, ha reabierto el debate entre los expertos ante la necesidad de frenar las multirresistencias, en este caso en el campo de las infecciones de transmisión sexual. Infectado por Neisseria gonorrhoeae (gonococo), el paciente que tenía una relación estable, se habría contagiado durante un encuentro sexual en el sudeste asiático a principios de año, según informa Public Health England.

“Nuestra última línea de defensa contra la gonorrea se está debilitando… Si la resistencia continúa aumentando y esparciéndose, el tratamiento actual dejará de tener efecto y 800 mil estadounidenses por año estarán en riesgo de contraer gonorrea intratable”, cuenta el doctor Jonathan Mermin, director del el Centro de Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos

Ahora la gonorrea es más peligrosa que nunca y se está propagando de manera imparable por un menor uso del<span> condón</span>. (Foto: Getty)
Ahora la gonorrea es más peligrosa que nunca y se está propagando de manera imparable por un menor uso del condón. (Foto: Getty)

Neisseria gonorrhoeae, también llamada habitualmente ‘gonococo’, es la bacteria responsable de una de las infecciones de trasmisión sexual más extendidas en todo el planeta, como es el caso de la gonorrea, una enfermedad que la OMS estima que afecta a cerca de 80 millones de personas que son infectadas cada año en el mundo, especialmente en el grupo entre 15 a 50 años.

Según el presidente de la Asociación de Microbiología y Salud (AMYS), el doctor Ramón Cisterna, el caso del paciente del Reino Unido “demuestra no solo el gran impacto de esta bacteria, trasmitida sexualmente, sino además su gran capacidad de adaptarse a cualquier tipo de condición antibiótica, provocando la aparición de la multirresistencia que complica las opciones del tratamiento”.

En palabras de este experto, el origen de la multirresistencia en Neisseria gonorrhoeae no solo es propiciada por su gran adaptabilidad a medios hostiles como son los antibióticos, sino que además puede recibir información de otras bacterias para enseñarle cómo hacerse resistente: “La transmisibilidad de la resistencia es un hecho entre distintos tipos de bacterias como son otras neisserias que por ejemplo habitan normalmente en el tracto orofaringeo”.

Para la práctica del sexo oral de manera segura, también se recomienda hacerlo con condón o con protectores bucales especiales. (Foto: Getty)
Para la práctica del sexo oral de manera segura, también se recomienda hacerlo con condón o con protectores bucales especiales. (Foto: Getty)

Y es que los expertos advierten de que el sexo oral también propaga la enfermedad porque “las infecciones de la garganta son un depósito silencioso. La transmisión es muy eficiente desde alguien que tiene gonorrea en su garganta a su pareja sexual vía sexo oral”, dice Emilie Alirol, cabeza del Programa de Investigación Global de Antibióticos y Desarrollo de Alianzas, citado ‘The New York Times.

El virus de la gonorrea es muy inteligente, cada vez que se introduce una nueva clase de antibiótico para tratarlo, el virus se vuelve resistente. Los casos que conocemos podrían ser solo la punta del iceberg, apunta la OMS

En julio de 2017, la OMS ya advirtió de la resistencia cada vez mayor de la gonorrea a los antibióticos de primera línea que alcanzaban porcentajes del 97 por ciento en el caso de ciprofloxacino, 81 por ciento en azitromicina y 66 por ciento en cefixima o ceftriaxona.

“Numerosos antibióticos se han mostrado en un inicio eficaces contra esta bacteria pero han ido perdiendo actividad con el paso del tiempo”, explica el doctor Cisterna, quien asegura que hace algunos años se apreciaba una necesidad de mayor cantidad de antibiótico para acabar con la bacteria hasta que aparecieron los primeros casos de resistencias a azitromicina o ceftriaxona.

El paciente con el peor caso de gonorrea informado hasta el momento ha logrado curarse finalmente gracias a ertapenem, un antibiótico utilizado exclusivamente en el hospital para infecciones muy graves, pero recientemente han aparecido otros dos casos en Australia a los que todavía no se han encontrado antimicrobianos eficaces.

Insisto: La enfermedad se puede contraer teniendo sexo vaginal o anal sin protección o a través del sexo oral. (Foto: Getty)
Insisto: La enfermedad se puede contraer teniendo sexo vaginal o anal sin protección o a través del sexo oral. (Foto: Getty)

¿Cómo frenar los avances de las multirresistencias en las infecciones de transmisión sexual?

En opinión del presidente de la AMYS, la prevención es clave así como la utilización de los antibióticos en los casos en los que sea estrictamente necesario y la vigilancia extrema del proceso infeccioso. Pero el primer paso es el uso del condón a la hora de tener relaciones sexuales.

Por otro lado, la contribución de los expertos en Microbiología Clínica es básica en el diagnóstico y las posibilidades de tratamiento, un aspecto esencial si se tiene en cuenta los múltiples efectos sobre el organismo de estas enfermedades que van desde la faringitis o la clásica uretritis supurativa a cuadros de afectación más importantes en el caso de la mujer que puede sufrir la enfermedad pélvica inflamatoria, responsable de una de las causas de infertilidad más frecuentes de origen infeccioso.

¿Usas preservativo? ¿Te preocupa contraer esta infección? ¿Crees que no estamos concienciados sobre la importancia que tiene el sexo seguro?

También te puede interesar:

Si has tenido cinco parejas diferentes (y practicas cunnilingus), esto te interesa

Te equivocas al pensar que esta infección es una cuestión de niñas o mujeres

Las ‘orgías de cristal’ (de 72 horas) que preocupan a los expertos en salud sexual

¿Reconoces estas erupciones en la piel?