La disparatada vida de Alejando Vallejo-Nágera, el tío 'superviviente' de Colate

Colate Vallejo-Nágera ha comenzado su andadura en Supervivientes 2019. Aunque pocos apuestan por el ex de Paulina Rubio como ganador del concurso, lo cierto es que tiene genes de aventurero. Sí, porque, aunque los Vallejo-Nágera sean conocidos en España por su generación de psiquiatras, el empresario también tiene en su familia a un tío con una historia bastante sorprendente.

Colate Vallejo-Nágera y su tío Alejandro (GTres/YouTube).

Alejandro, uno de los hijos de Juan Antonio Vallejo-Nágera, que era uno de los psiquiatras favoritos del régimen de Franco, decidió abandonar España para lanzarse la aventura en los 60. Primero fue mandado a Venezuela por su padre para ver si asentaba la cabeza. Lejos de trabajar, Alejandro se dedicó a disfrutar de la ‘dolce vita’. Allí se ligó a una Miss Venezuela, quien, para más inri, era la amante del dictador Pérez Jiménez. Al dejar plantada a la belleza en el altar, el autócrata venezolano mandó matar al tío de Colate.

Así fue como Alejandro tuvo que huir del país latinoamericano a Londres. No duró mucho en Gran Bretaña, puesto que luego recorrió Marbella, Marruecos, Cerdeña y Estados Unidos, donde fue encarcelado y sacado de prisión por el mismísimo Andy Warhol, según relata ahora Vanity Fair. Al final, el tío de Colate encontró la paz en la India a principios de los 70. Concretamente, en Goa, donde los pijos de Occidente acudían para convertirse en ‘hippies’.

Alejandro Vallejo-Nágera, en la India a principios de los 80 (GTres).

Allí Alejandro tuvo que vivir en una cabaña con lo mínimo. Siempre iba descalzo –durante más de diez años no llevó zapatos– y sin camiseta, además de lucir una espesa barba, una alocada melena y una sonrisa sin varios dientes. Los habitantes de la zona siempre quedaban sorprendidos por su presencia, aunque no por su apariencia sino más bien por su errático comportamiento.

En YouTube, hay un documental llamado El último hippie, estrenado en 1981, donde el tío de Colate mostraba sus dotes de superviviente y también su espíritu naturalista. Incluso, compartía cuáles eran los efectos de la cocaína o cómo se hacía hachis, que era “la droga que me gusta a mí”, decía en dicha película. “Aquí hay muchos gurús, pero yo no quiero ser gurú. Sólo gurú de mí mismo”, añadía Alejandro.

¿Qué tendrá Colate de su tío? ¿Habrá heredado espíritu superviviente y nos soprenderá en el reality de Telecinco? Mientras esperamos para salir de dudas, te dejamos la película sobre la disparatada historia de Alejandro Vallejo-Nágera para que alucines un poco.