La conmovedora foto de una joven que le da la noticia de su compromiso al abuelo pero no puede abrazarlo por el coronavirus

Fari Rafa
Contributor

La estricta cuarentena que cumplen algunos hogares de ancianos en Estados Unidos por el COVID-19, potencialmente mortal para los adultos mayores de 60 años, no impidió que una joven compartiera con su abuelo uno de los momentos más importantes de su vida.

Getty Creative.

Carly Boyd, una estudiante de enfermería de Carolina del Norte, conmovió a miles de personas en las redes sociales luego de que se viralizara el tierno encuentro que sostuvo con su abuelo a través de una ventana de cristal, cuando le hizo saber que se había comprometido.

Boyd dijo “sí” a su pareja el fin de semana y rápidamente fue a contarle la noticia a su abuelo, internado en el asilo Premier Living and Rehab Center, en el condado de Columbus.

Pero el centro de cuidados aplicó rigurosas medidas para mantener a salvo a sus pacientes, que forman parte del grupo de más alto riesgo ante la pandemia, por lo que Carly tuvo que conformarse con saludar a su abuelo a través de la ventana de su habitación.

El administrador del centro, Gennie Parnell, publicó el lunes en Facebook fotos del momento en que Carly mostró su anillo de compromiso al anciano y ambos unieron sus manos en el cristal.

“A pesar de que la visita se restringe en este momento, el personal sugirió una alternativa. Aquí, la nieta de un residente le dice a su abuelo que está comprometida ¡Emocional y memorable! ¡Gracias por permitirnos capturar este momento tan especial!”, dice la publicación, que fue compartida cientos de miles de veces en menos de 24 horas.

April Bass, coordinadora de actividades comunitarias en la instalación, explicó a la prensa local que el brote de coronavirus obligó a la instalación a imponer restricciones a los visitantes.

“El coronavirus no pudo impedir que esta nieta y su abuelo compartieran este momento feliz”, dijo y añadió que la instalación está trabajando para asegurarse de que sus residentes mantengan contacto con familiares y amigos a través de llamadas telefónicas, videollamadas, correos electrónicos y visitas en las ventanas.

La enfermedad representa una amenaza fatal para las personas de la tercera edad. Este martes, se conoció que al menos 19 ancianos murieron dentro de una residencia para adultos mayores en Madrid, ciudad que registra más de 350 fallecidos.

En el estado donde vive Carly Boyd, cerca de 46 personas han dado positivo al coronavirus, según el último recuento del Departamento de Salud y Servicios Humanos de Carolina del Norte, actualizado la mañana del martes.

El COVID-19 ha dejado el saldo de al menos a 95 muertos y más de 5.200 casos confirmados en EEUU. A nivel mundial, el número de fallecimientos supera los 7.500, y el brote se sigue extendiendo rápidamente por Europa e Irán.

El presidente Donald Trump, que decretó una emergencia nacional el viernes, ha pedido a los ciudadanos que limiten el contacto con otros durante 15 días, y ha admitido que las medidas sin precedentes que se están tomando en todo el país podrían hundir a EEUU en una recesión.

En respuesta a las “interrupciones masivas en la vida cotidiana” del país, Trump y el secretario del Tesoro Steve Mnuchin anunciaron que analizan “enviar cheques a los estadounidenses de inmediato”.