La 4T exhibe empresas que no acatan la cuarentena... pero omite a las de Salinas Pliego

Foto: Agencia EL UNIVERSAL/Sergio Tapia/LCG.

Las conferencias de prensa mañaneras del presidente Andrés Manuel López Obrador sirven como distintivo de su estilo personal de gobernar. Para simular que hay democracia y expresar, “con todo respeto”, juicios en contra de quienes no acatan los mandatos de su gobierno. Son un eficaz medio para disuadir, es decir, amedrentar a opositores y quienes disienten.

El turno, en esta ocasión, fue para algunas empresas entre las que destacan Coppel, Andrea, Carnival y Bolim que fueron exhibidas por Luisa María Alcalde, secretaria del Trabajo, al negarse a acatar las medidas de restricción por el Covid 19, siendo empresas con actividades no esenciales.

Días antes, el presidente López Obrador había anticipado que en la parte de su conferencia de prensa llamada “quién es quién”, serían exhibidas las empresas que no cumplen con restringir sus actividades y enviar a sus casas, con goce de sueldo, a sus trabajadores, por la pandemia, como ha indicado el gobierno.

La encargada de cumplir la advertencia de López Obrador fue su secretaria Luisa María Alcalde. Este hecho fue cuestionado minutos después en redes sociales donde algunos participantes consideraron inequitativo el trato que el gobierno de López Obrador dio a los empresarios que exhibió, pues no fueron mencionadas las empresas de Ricardo Salinas Pliego, que recientemente, por medio de su empleado Javier Alatorre, cuestionó las recomendaciones sanitarias del gobierno.

En redes sociales se cuestionó la omisión que se hizo de Elektra en la mañanera.

Es un hecho que Ricardo Salinas Pliego al igual que las empresas Coppel, Andrea, Carnival y Bolim se encuentra en desacato por no cumplir con las recomendaciones sanitarias y exponer a contagio a quienes laboran en sus empresas.

El dueño de Grupo Salinas está seguro de que su actitud no va a ser sancionada ni será exhibido como sucedió con las cuatro empresas sometidas hoy a la “sanción” del “pueblo sabio y bueno”. 

La semana anterior el presidente López Obrador comentó, al referirse a lo dicho por Javier Alatorre. “Mi recomendación es que no haya ninguna sanción que, por encima de cualquier acto, aun cuando sea un exceso, una irresponsabilidad”. Lo que fue interpretado como un gesto de reciprocidad con Ricardo Salinas en pago por apoyos recibidos en el pasado. (MSN Noticias, 20 de abril de 2020)

Ejecutivos del Grupo Salinas dijeron a los trabajadores de las empresas integrantes, en referencia a los compañeros contagiados, que “la empresa no tenía el control sobre la muerte” y les recomendaron dar “gracias a Dios que tenemos trabajo; estamos en una organización que nos cumple con un salario, si nosotros le aventamos tierra, la gente va a dejar de comprar en las tiendas”.  (Animal Político, 24 de abril de 2020)

Desde que empezó la crisis de salud en México la posición de Salinas Pliego es que será más costosa la crisis económica que las consecuencias de la pandemia. Tesis aparentemente compartida por el presidente López Obrador.

Las “benditas redes sociales” son parte del juego político de hoy. No existe más la impunidad ante la sociedad, aunque desde el poder se le otorgue a los amigos, socios o compañeros de ruta que para eso sirve el poder político y su hermano el poder económico. Pero no es para siempre y tiene el costo de la credibilidad que siempre paga el más débil de los dos. ¿Será cierto que no miente, no roba y no traiciona?


También te puede interesar:

Indignante mensaje de una fiesta de XV Años en México: “El que se quiera morir conmigo es bienvenido”

VIDEO | Enfermero de Nuevo León narra entre lágrimas cómo fue discriminado al tratar de subir a un camión

Papás montaron su propio 'Cinépolis' en casa para su hijo que extraña ir al cine