Kit Harington, Jon Snow en Juego de Tronos, ingresa en una clínica de rehabilitación

Hace apenas 10 días que nos hemos despedido de Juego de Tronos y acabamos de conocer el drama que rodea a Kit Harington quien durante ocho temporadas ha encarnado a Jon Snow.

(©HBO)

Según adelantó Page Six, poco antes de que se emitiera el final de la serie, el actor británico ingresó en la exclusiva clínica de salud mental Privé-Swiss en Connecticut (Estados Unidos) para iniciar un tratamiento contra el estrés y la adicción al alcohol. El tratamiento en dicho centro de rehabilitación, según TMZ, tiene un precio de aproximadamente 120. 000 dólares al mes.

“Kit ha decidido utilizar este descanso en su agenda como una oportunidad para pasar un tiempo en un centro de bienestar para trabajar en algunos problemas personales", expresó un portavoz del intérprete en un comunicado.

"Está en la clínica principalmente por estrés y agotamiento y también por el alcohol", aseguró un amigo del actor a Page Six. "Su esposa Rose Leslie está siendo sumamente comprensiva. Todos sus seres cercanos quieren de verdad que descanse. Ahora mismo solo necesita paz y tranquilidad", añadió sobre el actor que encarna al legítimo heredero del trono.

El intérprete de 32 años ha revelado en varias ocasiones la enorme presión que ha sentido al encarnar a Jon Snow en una de las mayores superproducciones televisivas de la historia. De hecho, reveló a Variety que no fue una buena época el momento en que su personaje resucitó en la serie: Sentí que tenía que sentirme como la persona más afortunada del mundo, cuando realmente me sentía súper vulnerable.

Además, como ya pudimos comprobar al descubrir su reacción ante el desenlace de Daenerys, que muere a manos de su sobrino y amante, el final de Juego de Tronos le habría afectado muchísimo a nivel emocional. Y quién sabe si también las críticas sobre el destino de su personaje, y en general sobre su desarrollo y evolución en la ficción creada por David Benioff y D. B. Weiss le habrán dañado aún más, provocando graves efectos en su salud mental.

Hay que recordar además que el pasado mes de enero Kit Harington fue expulsado de un bar tras pelearse con el portero del local y otros clientes. Como se puede comprobar en el vídeo difundido el intérprete apenas puede caminar ni hablar. ¿Habría sido un aviso?

Ahora el actor está dispuesto a recuperarse y para ello está recibiendo ayuda psicológica y ha practicado la meditación dentro de su terapia personalizada para combatir el estrés así como otros problemas personales.

De cualquier manera, Kit Harington no es el único actor de Juego de Tronos que ha revelado sus problemas personales ya que tanto Maisie Williams como Sophie Turner, quienes han dado vida a Arya Stark y Sansa Stark respectivamente, también han asegurado que la fama ha perjudicado su salud mental.

Para seguir leyendo:
Un vídeo viral alegra a los fans creando el final que debería haber tenido Juego de Tronos
Lena Headey da cátedra de cómo ser malvada con el lenguaje de Juego de Tronos

Imagen: ©HBO