El jurado del juicio por pornografía infantil de R Kelly sufre un ataque de pánico al no poder escuchar 'un minuto más'

·3 min de lectura
R Kelly credit:Bang Showbiz
R Kelly credit:Bang Showbiz

Una miembro del jurado en el juicio por pornografía infantil y obstrucción a la justicia de R Kelly sufrió un ataque de pánico durante las cuatro horas que duraron los gráficos alegatos finales del caso, ya que no pudo soportar escuchar "ni un minuto más".

La mujer, que trabaja en una biblioteca pública, fue excusada por el juez de distrito estadounidense, Harry Leinenweber, en el Palacio de Justicia Dirksen, en Chicago, alrededor de las 15:30 horas (hora local): "Me dijeron que no puede seguir ni un minuto más", antes de sustituir al jurado número 44 por el 83.

El cambio se produjo después de que la fiscal adjunta, Elizabeth Pozolo, y un abogado de la defensa presentaran los argumentos finales. El juicio continuó después de que se realizara el intercambio.

Kelly -cuyo nombre real es Robert Sylvester Kelly- se enfrenta a una acusación en la que se le imputan 13 cargos de producción y recepción de pornografía infantil, de incitación a menores a participar en actividades sexuales delictivas y de conspiración para obstruir la justicia.

El músico ya está cumpliendo una condena de 30 años de prisión tras ser declarado culpable el año pasado en Nueva York de cargos de crimen organizado y tráfico sexual.

La señora Pozolo aseguró a los miembros del jurado que el cantante de 'I Believe I Can Fly' había cometido "crímenes horribles" contra niños y que, con la ayuda de sus socios comerciales, trató de encubrir sus acciones porque sabía que serían "completamente condenatorias".

Kelly ha sido juzgado junto a su antiguo gerente de negocios, Derrel McDavid, y su socio, Milton 'June' Brown, ambos acusados de conspirar con él para intimidar y sobornar a testigos y encubrir pruebas en un juicio penal de 2008 por cargos de pornografía infantil en el condado de Cook.

El trío ha sido acusado de intentar recomprar cintas sexuales incriminatorias que habían sido retiradas de la colección de Kelly y de ocultar años de supuestos abusos sexuales a niñas menores de edad. De los tres, sólo McDavid testificó durante el juicio.

En los alegatos finales, el abogado defensor de McDavid, Beau Brindley, atacó la credibilidad de dos testigos del gobierno que declararon que había conspirado con Kelly.

Brindley dijo: "Las únicas dos personas que dijeron que hizo algo malo son dos personas que claramente mintieron. Las pruebas encajan para exponer una mentira".

Mary Judge, abogada de Brown, afirmó que éste era simplemente "un ayudante" de Kelly que no conocía las irregularidades y que, por tanto, no podía estar implicado en su encubrimiento.

Kelly, que ha negado los cargos actuales, fue absuelto en 2008 en un caso que giraba en torno a una de las cintas después de que la chica que supuestamente aparecía en la grabación se negara a declarar en el juicio.

Los miembros del jurado dijeron entonces que eso les dificultaba condenar a Kelly.

La mujer, que ahora tiene 37 años y fue identificada con el seudónimo de Jane en el tribunal, fue el testigo estrella de la acusación en este juicio, y declaró que tuvo relaciones sexuales con el músico cientos de veces entre los 15 y los 18 años.

Pozolo dijo en los argumentos finales que Kelly "se aprovechó" de la juventud de Jane para su "enfermizo placer".

Los miembros del jurado sólo escucharon a Pozolo, Brindley y al juez el lunes. Los argumentos de cierre continuarán este martes con el juez y el abogado de Kelly.