Amber Heard causó 'incomodidad' e incredulidad en el jurado con sus ‘lágrimas de cocodrilo’

·2 min de lectura
Amber Heard credit:Bang Showbiz
Amber Heard credit:Bang Showbiz

Uno de los siete miembros del jurado que presenció el intenso cruce de reproches y acusaciones entre Amber Heard y Johnny Depp durante su mediático juicio por difamación, el cual acabó pronunciando un veredicto que atacaba la credibilidad de la artista y subrayaba su intención de dañar la reputación de su exmarido con informaciones calumniosas y distorsionadas, se ha pronunciado ahora sobre la "incomodidad" que le produjo, tanto a él como a sus compañeros, la aparente teatralidad mostrada por la artista estadounidense.

"El llanto, las expresiones faciales que tenía, el hecho de que nos miraba fijamente. Todo eso nos produjo mucha incomodidad", ha señalado esta persona, de la que no ha trascendido su identidad, en conversación con el programa 'Good Morning America'. "Respondía a una pregunta y se ponía a llorar. Y dos segundos después se volvía fría como el hielo... Algunos pensamos que se trataba de lágrimas de cocodrilo", ha apuntado en el matinal de la cadena ABC.

La jueza Penney Azcarate dictaminó que los nombres de los siete integrante del jurado, cinco hombres y dos mujeres, debían mantenerse en el más estricto secreto incluso cuando el proceso ya hubiera concluido, todo ello a fin de protegerles de los acalorados debates y juicios paralelos que siguen poblando las redes sociales. Sin embargo, el que se ha animado a hablar con la televisión no ha dudado en echar más leña al fuego de esa crisis de imagen que vive la actriz, asegurando que el sentimiento generalizado en el panel era de escepticismo ante los alegatos de la intérprete.

"Consideramos que, en definitiva, parecía más creíble lo que él contaba.. Parecía más transparente a la hora de responder a las preguntas. A nivel emocional, él se mostró mucho más estable que ella", ha añadido en su charla.

A modo de conclusión, el anónimo entrevistado ha expresado su convencimiento de que el maltrato físico y psicológico que se echaron en cara los dos artistas durante las vistas orales fue "mutuo". No obstante, también sostiene que, ante la falta de pruebas concluyentes que respaldaran la postura de Amber Heard, la lógica judicial decía que las acusaciones que vertió contra Johnny Depp en su artículo de opinión de 2018 constituían un claro ejercicio de difamación.

"En última instancia, lo que creo que es cierto es que ambos se maltrataron mutuamente. Pero si de verdad llegó al nivel que expuso ella, no había pruebas que demostraran esas acusaciones de especial gravedad", ha señalado.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente