Julia Roberts se sincera sobre su axila peluda

Manola Urquiza
Aquel momento duro de olvidar. Getty Editorial
Aquel momento duro de olvidar. Getty Editorial

No, no se trató de una expresión feminista. Julia Roberts causó sensación y asombro cuando durante el estreno de “Notting Hill” en Londres mostró una axila peluda a la hora de saludar a los fans.

A casi 20 años de ese momento, ella finalmente le contó a Busy Phillips en su show “Busy Tonight” que no se trataba de hacer una declaración feminista. Tampoco fue su intención tomar una posición sobre los estándares de belleza femeninos.

“Ese momento está muy claro en mi mente”, le dijo a la anfitriona. “Creo que no había calculado el largo de mis mangas y el saludar y cómo esas dos cosas irían juntas y revelarían cosas personales sobre mí”.

La mujer de 51 años no explicó por qué andaba con las axilas peludas, pero dijo que “mi única declaración fue como ser humano en el planeta, era por mí”. Como que nada queda claro, pudo haber dicho que se tomó un descanso o que estaba experimentando con un nuevo estilo.

Julia en el estreno de “Notting Hill” en 1999. Rex
Julia en el estreno de “Notting Hill” en 1999. Rex

Pero en el mundo de Hollywood las casualidades son muy pocas. Bien pudo haber sido una movida coordinada para dar de qué hablar y de esa manera promover el film que tuvo mucho éxito. El largo de sus vellos no es de uno o dos días sin rasurar. Rodeada de asistentes y estilistas es poco probable que esto fuera un accidente.

Roberts dijo que las comedias románticas ya no le atraen y que no “apelan en ciertos momentos de tu vida”. Ella ahora hizo la movida a los servicios de descarga como protagonista y productora del thriller psicológico “Homecoming”.

¿Qué te parece la explicación de Julia?