Juego de Tronos: Invernalia ya está preparada para la guerra contra los Caminantes Blancos

ATENCIÓN: ESTE CAPÍTULO CONTIENE SPOILERS DEL SEGUNDO CAPÍTULO DE LA OCTAVA TEMPORADA

Con apenas cinco episodios para el final de Juego de Tronos, las cosas pasan rápido en Invernalia. El segundo capítulo emitido en la madrugada del lunes -y filtrado por la tarde por Amazon Prime Alemania- no perdió el tiempo y comenzó con el cara a cara de Daenerys Targaryen y Jamie Lannister tras la llegada del “Matarreyes” a Invernalia al final de la semana pasada.

Helen Sloan/HBO

Tras sentar las bases de la nueva temporada con un episodio inicial sombrío con tintes de resumen, que incluyó la gran revelación de su origen a Jon Snow, este segundo de 58 minutos nos acercó a la Batalla de Invernalia y al enfrentamiento de Jamie Lannister con su pasado en la casa enemiga de su familia. En esta ocasión, la trama se dividió entre una primera mitad enfocada en la figura de Jamie y en una segunda como previa a la guerra. Los Caminantes Blancos están a unas horas de llegar a Invernalia y todo el castillo se prepara.

Daenerys desconfía de la llegada de Jamie y de sus intenciones para sumarse a la guerra contra los Caminantes Blancos, pero todo cambia cuando el guerrero de la familia Lannister revela los planes de su hermana, dando a conocer que Cersei ya cuenta con la flota de la Compañía Dorada para defender su trono cuando Dany y Jon se enfrenten al Rey de la Noche.

Gracias a Tyrion Lannister y Brienne de Tarth, el “Matarreyes” es aceptado a regañadientes y bajo la atenta mirada de Bran Stark a quien el leal guerrero le pide perdón por haberlo dejado en silla de ruedas al comienzo de la serie. Mientras tanto siguieron los reencuentros gracias a los últimos llegados para la gran guerra contra los Caminantes Blancos (Jamie y Tyron; Jamie y Brianne; Theon Greyjoy y Sansa, etc), aunque la serie todavía nos sigue dejando con la miel en los labios ante la expectativa de las espectaculares imágenes que esperamos ver cuando se desate la batalla.

LA INDIFERENCIA DE JON
Tras conocer que su amante es su tía y que en realidad, él es el verdadero heredero del Trono de Hierro, Jon Snow parece que todavía está digiriendo la noticia. Huye de Daenerys y no habla del tema cuando su amigo Samwell Tarly intenta incitarlo a que revele su verdad a la madre de los dragones. Pero, al principio, Jon no parece estar seguro.

Mientras tanto, vemos a una Daenerys sufriendo la indiferencia de Jon mientras confiesa estar enamorada de él a la mismísima Sansa durante una charla entre mujeres que jamás hubiéramos imaginado.

Si bien la figura de Dany estuvo en un segundo plano en este episodio, volvió a tomar protagonismo en dos ocasiones esenciales. Por un lado cuando Sansa le pregunta por el futuro del Norte después de que tome el Trono de Hierro, y cuando Jon Snow le revela su verdadero origen.

ASÍ ES, DANY YA LO SABE
Jon Snow confesó la noticia a Daenerys dejándola literalmente de piedra. La reina que se creía la última Targaryen con derecho al trono se ha encontrado con que su lucha de toda su vida está amenazada y nada menos que por su amante. Su cara fue un poema, aunque de momento hay cosas más importantes con las que lidiar como la batalla contra los Caminantes Blancos. Pero viendo su reacción, no sería de extrañar que comience a ver a Jon como una amenaza.

Y más aún después de dejar en duda sus planes para el Norte si llegara a sentarse en el Trono de Hierro. Durante su charla íntima con Sansa, la hija Stark le preguntó por sus planes futuros para su tierra, a lo que Dany reaccionó quitando su mano y mostrándose indiferente y dudosa. ¿Querrá dejar el castillo en manos de otros y quitar poder a los Stark ahora que ve la cantidad de aliados que tienen?

EL GRAN MOMENTO DE ARYA
Sin dudas, la “pequeña” Stark fue la protagonista del momento más explosivo del capítulo al perder su virginidad en brazos de Gendry.

Siendo una de las mujeres más fuertes, independientes y auto-suficientes de la serie, la guerrera de la lista decidió experimentar su sexualidad en la noche que podría ser la última de muchos antes de la llegada del Rey de la Noche.

Fue ella quien buscó a Gendry, y tras iniciar una conversación sexual al preguntarle su experiencia con otras mujeres, Arya se lanzó a besarlo y comenzó a desnudarlo.

LO QUE QUIERE EL REY DE LA NOCHE
Una de las revelaciones del episodio la protagonizó Bran Stark, al dar a conocer lo que pretende el Rey de la Noche. “Quiere una noche eterna, un mundo que no recuerde” dijo a todos los guerreros presentes durante la planificación de la batalla. Reveló también que el líder de los Caminantes Blancos irá a buscarlo con la intención de aniquilarlo, como intentó con otros “cuervos” en el pasado.

¿Por qué? Porque en su faceta de Cuervo de los Tres Ojos, él es la memoria del mundo y el Rey de la Noche quiere la muerte definitiva de la raza humana. ¡Apocalipsis total!

En resumen, fue otro episodio de reencuentros, previas y pocas revelaciones, pero que nos prepara para llegar al ecuador de esta temporada final la próxima semana y quedarnos sin respiración ante la gran batalla entre muertos y vivos -humanos y dragones por igual- que veremos en el tercer episodio.