A Josué se le ve a la legua que fue de fiesta a 'La isla de las tentaciones 4'

·6 min de lectura

Se supone que las parejas que van a La isla de las tentaciones lo hacen para poner a prueba su relación, porque existen dudas, desconfianzas, etc. Esa es, al menos, la teoría. Porque la cuarta edición del reality no ha hecho más que empezar y ya podemos encontrar al primer concursante que parece estar allí solo con ganas de ligar y pegarse una buena fiesta. Ese es Josué, el novio de Zoe y de los últimos tronistas de MyHyV cuando el programa echó el cierre.

En resumen, no hicieron falta muchos minutos de la noche del miércoles para darnos cuenta que probablemente Josué termine dando la nota en esta cuarta edición.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un vídeo de Twitter no disponible por tus preferencias de privacidad

El primer capitulo repitió la misma táctica del resto de ediciones: presentar a las parejas, conocer su historia, separarlos en villas y ponerlos delante de los solteros que harán todo lo posible por conquistarlos (y, de paso, tener protagonismo). Eligieron las primeras citas, se dijeron adiós entre lágrimas y poco más. Lo interesante vendrá en próximas semanas cuando la tentación comience a hacerles la estadía más difícil a cada uno.

Cada pareja parece estar en puntos distintos de la relación. Las hay que aparentan estar afianzadas, como Alejandro y Tania, y las que parecen vivir rodeados de celos y desconfianza, como Nico y Galla. Y después está Zoe y Josué. Recuerdo que durante el paso de ambos en MyHyV, ella era el mismo torbellino de emociones que muestra en La isla de las tentaciones. Una chica testaruda pero entregadísima. Él, por el contrario, fue de los tronistas más sosos del programa. Parecía incómodo ante las cámaras, no terminaba de abrirse ni dejarse conocer del todo. Pero su llegada a La isla de las tentaciones muestra a un joven dispuesto a divertirse ante las cámaras, a dar rienda suelta al espectáculo, haciendo comentarios que a estas alturas ya saben de sobra que darán que hablar en redes sociales.

Zoe hablaba de sentir “terror” ante la experiencia, tener “miedo de perderlo” y sin dejar de llorar cada vez que lo dijo. Y lo hizo varias veces. En cambio, Josué transmitió desde el inicio un desapego que huele a necesidad de distanciamiento. Dijo ser consciente de que “tiene el poder de hacerla feliz pero también de hacerle mucho daño”, no parecía inmutarse mucho ante las lágrimas de su chica y dijo, además, una de las frases que más suelen dejar a los concursantes de este reality en evidencia: “quiero ponerme a prueba”. ¿A prueba de qué? ¿De ver si eres capaz de no caer al ligoteo con chicas guapas? Vamos, que todos nos conocemos de sobra internamente y sabemos si somos capaces o no según el momento que estemos viviendo en nuestras vidas o relaciones.

Es más, la respuesta parece saberla de sobra. En su vídeo de presentación dijo “soy consciente de que soy una persona imperfecta y voy a intentar hacerlo lo mejor que pueda”, mientras se reía de forma pícara; como dejando abierta la puerta a caer en la tentación porque, al final, es imperfecto. Pero eso no fue todo. En el momento de encontrarse por primera vez con Sandra Barneda en la playa dijo que llevaba tiempo preguntándose si Zoe era el amor de su vida y que “en parte” iban al programa a descubrirlo. Hablando en plural. Pero entonces su novia rompió a llorar diciendo que ella lo tiene claro. Él es el amor de su vida.

Entonces ya vamos mal. Si él fue al reality a descubrir lo que siente mientras de deja tentar por 10 solteras, y ella fue enamorada hasta las trancas, la cosa tiene pinta de salir muy mal de allí. 

A diferencia de su paso por MyHyV donde Josué se mostraba incómodo con la exposición mediática, reservado y distante; aquí parece haber llegado con todo. Fue llegar a la villa y ser el primero en comentar su necesidad de conocer a las solteras.Esta casa es muy grande y aquí falta lo que falta” dijo.Le faltan chicas, los sofás son muy grandes” […] Estamos impacientes, expectantes por conocer a las chicas ya” añadió como si su novia no acabara de despedirse de él llorando tras decirle que es el amor de su vida.

Yo he estado toda mi vida soltero, me gustan las chicas y he venido en parte a ponerme a prueba a mí mismo porque he sido un golfete toda la vida y será difícil no caer en la tentación” dijo con una actitud que al menos a mí, desde casa, me sonó a arrogancia. Y es que a continuación aseguró que confía en que su novia no caerá en la tentación porque está muy enamorada de él. Pero claro, él sí. “Todos somos pecadores, todos podemos caer” sentenció. 

Qué mal me huele esto… Cuando está delante de Zoe, como por ejemplo en la noche de presentación de los solteros, Josué fue más recatado mientras ella defendía su relación ante las solteras constantemente; pero es quedarse a solas con sus compañeros en la villa y le sale ese soltero que dice que fue siempre. Ya en la primera noche se acercó a una de ellas, Diriany, alabando sus ojos y comentando que quizás, si lo hubiera pretendido en MyHyV ella podría ser la que estuviera en lugar de Zoe en la otra villa. 

Yo solía tener éxito entre las chicas, espero que esta ocasión sea igual” dice ante las cámaras dejando entrever que fue allí a dejarse tentar, nada de poner a prueba la relación ni mucho menos. Como si hubiera ido a gustar, ligar y pasárselo en grande en el Caribe. Y al final, para su primera cita, escogió a la chica que más le gusta, en teoría, para demostrar a Zoe que puede confiar en él, pero sin decirle que ya le hizo halagos y piropos la noche anterior. O sin tener previsto que en próximas semanas lo veremos bailando muy seductor con la chica (como adelantan los avances del programa).

Los primeros avances de lo que vendrá dejan entrever a una Zoe viviendo lo mismo que Lucía o Melyssa en otras ediciones. Llorando, perdiendo los papeles, queriendo salir despavorida en busca de su novio tras ver las imágenes en la hoguera. Hasta rompiendo las normas del programa desesperada.

Zoe dice que “no se ve con fuerzas” pero creo que aquí estamos ante otro ejemplo de una relación de sentimientos desparejos. Como lo eran Melyssa y Tom, Fani y Christofer, Lucía y Manuel. Con ella entregada a la relación pero con él distanciado por las dudas que sean. Y se nota. Josué dice que fue a ponerse a prueba, aunque eso suena más a dejarme llevar y ver qué pasa. Y apuesto que algo pasará, sin dudas.

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente