José Ortega Cano abre la puerta a que Rocío Carrasco pueda tener razones para no hablarle

·2 min de lectura

Después de las duras palabras que José Antonio Rodríguez, marido de Gloria Mohedano, pronunció sobre su sobrina tras el homenaje a Rocío Jurado el pasado sábado, la familia decidía nombrarle portavoz de cara a todas a las cuestiones que pudieran surgir sobre la segunda temporada del documental de Rocío Carrasco, que se llamará En el nombre de Rocío y se estrenará en otoño en Telecinco. Fue José Ortega Cano el que comunicó a la prensa esta decisión que este sábado era cuestionada por su mujer, Ana María Aldón, en Viva la vida. "No creo que José Antonio pueda hablar de boca de mi marido", decía tajante. Poco después, era el diestro el que intervenía en directo en el programa para arropar a su esposa y aclarar el asunto. 

La semana pasada, José Antonio hizo declaraciones tan duras como: "Si ella no cree lágrimas de su hija, yo no me creo las suyas" o que "se quiere ganar a la gente" dando pena. 

La diseñadora se ha desmarcado de estas palabras, que su marido tampoco ha querido corroborar. Ha explicado que solamente haría de portavoz para asuntos relacionados con la herencia ya que "sabe mucho del tema" y ha aclarado que esta cuestión no le afecta a él ya que no ha heredado nada de la que fuera su esposa y, en cualquier caso, ha asegurado que él ya tiene sus propios abogados. Aunque no ha suscrito las críticas del marido de Gloria Mohedano, sí ha dejado claro que la familia de Rocío Jurado siempre se ha portado muy bien con él. "No tengo por qué cambiar de opinión", ha dicho.

Con un tono conciliador, el torero se ha mostrado partidario de esperar a ver la segunda temporada del documental antes de pronunciarse. "Aquí hay que escuchar a las dos partes y no es fácil. El tema es complicado difícil y creo que lo mejor que hay que tener es temple y tiempo y oír y esperar. Yo tengo que decir con toda mi sinceridad que me he sorprendido con la primera serie". 

En este sentido ha admitido que tal vez Rocío Carrasco tenga algún motivo para no hablar con él: "A veces creemos que estamos en posesión de la verdad y todos cometemos algún fallo, algún error", ha asegurado e incluso no se ha cerrado a la posibilidad de llamarla en algún momento: "Cuando termine todo seguro que la llamo por teléfono un día".

Con esta llamada, Ortega Cano confirmaba también las palabras de Ana María en el concierto de Pitingo, cuando afirmó que su marido se encontraba "bien, física y anímicamente" pese a sus problemas de salud. Ese día no la acompañaba porque se había sometido a una prueba médica y no estaba en condiciones de asistir a la actuación del cantante. Además, la diseñadora insistió en que no estaba en absoluto nervioso ante la emisión de la nueva temporada del documental sobre Rocío Carrasco.

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente