Johnny Depp renuncia a 'Animales Fantásticos 3' tras el resultado del juicio que lo tacha de maltratador

Valeria Martínez
·5 min de lectura

Tras el fallo de la Corte británica que aceptó el calificativo de maltratador para que un medio se refiera a Johnny Depp, su carrera comienza un declive en picado. Si hace poco especulábamos sobre su posible salida de Animales fantásticos 3 tan solo por imaginar el problema moral que podría tener Warner Bros. entre manos, el propio actor confirma a través de sus redes sociales que ha renunciado.

Johnny Depp (PA England; Doug Peters; Gtres)
Johnny Depp (PA England; Doug Peters; Gtres)

Según revela el intérprete de 57 años, el propio estudio le pidió que abandonara la tercera entrega de la saga nacida como spin off de Harry Potter. Y él accedió. Johnny llevaba dos entregas dando vida al villano de turno, Gellert Grindelwald, apareciendo en forma de cameo al final de la primera entrega y convirtiéndose en el centro del mal de la segunda, además de servir de conexión con la saga madre a través de la historia que relaciona a su personaje con un joven Albus Dumbledore (Jude Law).

A la luz de los eventos recientes me gustaría realizar el siguiente y breve comunicado” escribe Johnny en Instagram. “Primero me gustaría agradecer a todos los que me han obsequiado su apoyo y lealtad. Me he sentido muy conmovido por vuestros mensajes de amor y preocupación, particularmente en los últimos días” añade en relación con el apoyo viral que sus fans volcaron en redes sociales tras conocerse la decisión del juez Justice Nicol.

En segundo lugar deseo hacerles saber que Warner Bros. me ha pedido que renuncie a mi papel de Grindelwald en Animales Fantásticos, lo he respetado y estoy de acuerdo con la petición” sentencia como noticia final con relación a su paso por la saga creada por J.K. Rowling.

Por último, Johnny tacha la decisión judicial de la Corte británica de “surrealista” y reafirma su deseo de apelar y “contar su verdad”. “Mi decisión sigue siendo fuerte y pretendo demostrar que las acusaciones en mi contra son falsas. Mi vida y mi carrera no serán definidas por este momento de la vida”.

“¿Y ahora?” Es la pregunta que seguramente muchos fans y cinéfilos en general tendrán en mente tras leer su comunicado. Después de retrasar el rodaje de Animales Fantásticos 3 en el mes de marzo debido a la pandemia de Covid-19, Warner Bros. había reiniciado el rodaje en sus estudios de Leavesden en Hertfordshire, a las afueras de Londres, en septiembre. Es decir, ya se habrían completado unos dos meses de rodaje. Si tenemos en cuenta que la entrega anterior, Animales Fantásticos: los crímenes de Grindelwald (2018) se rodó en seis meses, entonces llevarían un tercio de película ya filmada.

Es probable que las escenas de Johnny Depp se rodaran primero o todavía no hubieran llegado a ello, una especulación que se antoja más acertada teniendo en cuenta que Depp estaba a la espera del veredicto. Con un Hollywood tan adaptado al movimiento #MeToo y con los estudios susceptibles a quedar bañados de escándalos por culpa de las situaciones personales de sus estrellas, no sería de extrañar que Warner Bros. hubiera optado por esperar a conocer el veredicto para dar luz verde a la filmación con Johnny Depp. Lo que nos lleva a la pregunta: ¿qué pasará con el personaje de Gellert Grindelwald?

Pues lo más lógico es que reemplacen a Johnny. Y así lo confirmó el estudio en su propio comunicado. “Johnny Depp dejará la franquicia de Animales Fantásticos. Agradecemos a Johnny por su trabajo en las películas hasta la fecha” reza el comunicado oficial del estudio (vía Indiewire). “Animales fantásticos 3 se encuentra actualmente en producción y el papel de Gellert Grindelwald será reemplazado. La película se estrenará en los cines de todo el mundo en el verano de 2022”. Es decir, la decisión no gustará nada a los fans pero a nivel creativo y económico es lo más evidente. Más o menos como hizo Ridley Scott cuando filmó de nuevo todas las escenas de Kevin Spacey en Todo el dinero del mundo reemplazándolo por Christopher Plummer.

A priori, la decisión de reemplazarlo es la más acertada a nivel económico y creativo. Eliminar el personaje de Grindelwald a estas alturas no tendría mucho sentido. No solo tendrían que cambiar el guion ya escrito y filmado, sino que básicamente tendrían que cambiar la trama por completo. No olvidemos que, después de sentar las bases de la maldad del villano en dos películas, en esta tercera la historia iba a unificar la Segunda Guerra Mundial con el mundo mágico. Y la especulación nos lleva a imaginar que el personaje tendría un rol central dada su sed por dominación global de los magos de pura sangre.

En resumen, y de momento, nos quedamos con este primer escalón del que Johnny se baja. Johnny pretende apelar la decisión de la Corte inglesa y todavía tiene otro juicio pendiente contra Amber Heard en EEUU, ambos relacionados con las mismas acusaciones de maltrato físico. Pero mientras Depp intenta limpiar su imagen en los juzgados, su carrera sigue cayendo en un pozo del que quién sabe si saldrá algún día.

Si perdiera todas sus batallas legales, será difícil que Hollywood le abra las puertas de nuevo. Solo hay que ver los años que Mel Gibson pasó siendo repudiado por su propia industria, por mucho que lo bañaran de gloria en los 80s y 90s. Por poner un ejemplo, que hay unos cuantos. Si las gana pues seguramente esa misma industria hará como si no hubiera pasado nada y las ofertas volverán a lloverle como siempre. Pero de momento, y además de perder al Capitán Sparrow como se rumorea desde hace tiempo, Johnny pierde otro de los personajes que le permiten acumular la fortuna que, a su vez, le dan vía libre en su cuenta bancaria para enfrentarse a batallas legales costosas.

Más historias que te pueden interesar: