España no es país "antivacuna" y las dudas desaparecerán, según un experto

Agencia EFE
·3 min de lectura

Alicante, 22 nov (EFE).- Las dudas de muchos ciudadanos en España en cuanto a la inminente vacuna contra la covid-19 por un sentimiento de desconfianza desaparecerá tan pronto como se compruebe que es segura, según el epidemiólogo y experto de la Universidad de Alicante (UA) José Tuells Hernández.

En una entrevista con Efe, el también director de la Cátedra de Vacunología Doctor Balmis ha indicado que el número de personas que no quieren vacunarse contra la covid-19 ha aumentado en nuestro país hasta el 47 por ciento, según el barómetro de octubre del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS).

Sin embargo, los científicos creen las dudas desaparecerán cuando comience a administrarse porque ahora se vive una "hesitación vacunal", un momento de vacilaciones pero "no un movimiento anti-vacunas".

Tuells Hernández ha afirmado que España es uno de los países con mejor cobertura de vacunación en Europa y ha insistido en que "no hay movimiento antivacuna organizado" sino ese movimiento de "hesitación vacunal" que desaparecerá por el efecto "bandwagon" o "subirse al carro" cuando se compruebe que es segura.

A partir de ese preciso instante, las reticencias bajarán y "todos querrán vacunarse", lo cual se producirá porque "si una vacuna no cumple con los requisitos de eficacia y seguridad" no se permitirá su salida al mercado.

Tras los anuncios de los laboratorios Pfizer y Moderna para iniciar la vacunación a comienzos de 2021 y ante el dilema de si debería ser voluntaria u obligatoria, Tuells se ha mostrado "contrario" a que sea una imposición.

Ha añadido que en España ha funcionado muy bien la recomendación a vacunarse y hay "unas coberturas de vacunación muy altas", por encima del 97 por ciento.

"Mientras siga funcionando bien la recomendación no hay que utilizar la obligatoriedad", ha abundado Tuells, que ha comentado que el anuncio de Moderna de la mayor efectividad de su vacuna (95 por ciento) pocos días después del anuncio de Pfizer (90) no sorprende porque forma parte de una guerra comercial.

Lo que sí llama la atención de los expertos es que "los anuncios se hagan a través de comunicados de prensa" y no por artículos científicos.

Tras preferir "una vacuna que no requiera conservación en frío" porque así es "más fácil de manejar", el director de la cátedra Balmis (filántropo español del siglo XVIII que llevó la vacuna de la viruela a las antiguas posesiones españolas en América y Filipinas) ha opinado que el anuncio de la llegada de las vacunas es "esperanzador" pero "apresurado" desde el punto de vista científico.

Aunque "se va a empezar a administrar en pocos meses", ha asegurado que no se vacunará a toda la población para lograr "una protección de grupo alta en el mundo que permita decir que la pandemia está controlada".

Ha añadido que vacunar a toda la población mundial requeriría 16.000 millones de dosis de vacunas, ya que cada persona debe recibir dos dosis para quedar inmunizada, y producir esa cifra "no está al alcance de ningún laboratorio".

Para que haya un control de la enfermedad sin brotes, normalmente se estima que "debe existir un 75 ó 80 por ciento de inmunizados", entendidos como protegidos, y Tuells no cree que llegue esa situación "hasta el año 2022", por lo que ha advertido de que "es posible que exista una tercera oleada de la covid-19", que podría aparecer cerca de la primavera y que causará más inmunizados.

(c) Agencia EFE