Inspeccionan una nave de Toledo y encuentran esto... listo para su venta online

Photo credit: Guardia Civil
Photo credit: Guardia Civil

Se denomina operación OVIBIKE y ha supuesto la detención de 16 personas acusadas de pertenecer a una organización criminal dedicada al robo de vehículos, para su posterior manipulación, despiece y venta de piezas como si fuesen originales. Han colaborado la Guardia Civil y la Policía Municipal de Madrid.

En los registros de diferentes instalaciones se han incautado multitud de piezas como bastidores y motores, tanto de coche como de moto. También dinero en metálico, 35.000 euros. Es tal el material intervenido que todavía las autoridades no han determinado el valor total de lo recuperado.

Venta fraudulenta por internet de piezas de moto

De hecho la operación se inició el pasado mes de abril tras confirmarse sospechas de una organización delictiva dedicada a la falsificación de documentación de vehículos para su venta.

Photo credit: Guardia Civil
Photo credit: Guardia Civil

La forma de proceder de esta organización era la siguiente: en un primer escalón varios miembros localizaban y robaban motos, y las aparcaban cerca de un taller de uno de los miembros. Poco después en estas instalaciones las despiezaban y de esta forma trasladaban los componentes, según las necesidades, a otro taller o a una nave más grande en la provincia de Toledo, donde se almacenaban y distribuían.

El material no servible era llevado a desguaces o chatarrerías para su destrucción total, borrando el número de bastidor de las motocicletas, con el fin de no dejar ninguna pista para una posible localización.

Photo credit: Guardia Civil
Photo credit: Guardia Civil

Las piezas que resultaban útiles y los motores eran montadas en motocicletas de origen lícito dado que eran personas que acudían a las instalaciones citadas para su reparación. De esta forma el taller se ahorraba el coste de compra de las piezas originales al fabricante.

Los robos de motos no se hacían de forma aleatoria dado que seleccionaban las marcas y modelos con más demanda.

Los registros se han realizado en Madrid, en diversas zonas, tanto pisos como talleres donde se efectuaban las manipulaciones. También en Toledo, donde se ha inspeccionado una nave, en la que se han localizado gran cantidad de piezas sustraídas, más de 500, tal y como muestra el vídeo adjunto. El objetivo era venderlas por internet por un valor estimado conjunto de unos 300.000 euros.

Photo credit: Guardia Civil
Photo credit: Guardia Civil

En la nave también había herramientas específicas para borrar números de bastidor y para el despiece y clonación de llaves y modificaciones de bastidores, además de inhibidores de frecuencia y documentación de vehículos en blanco.

También te puede interesar...

VIDEO: Los taxis sin conductor de Baidu, el Google chino, ya circulan por Pekín