Ideas de decoración para darle un toque original a una cocina blanca

Cristina Soria

Blanco predominante

El blanco es un color perfecto para ser la tonalidad    predominante en una cocina y siempre es una apuesta segura. Una cocina blanca resulta más limpia que una cocina oscura y existe más riesgo de cansarse de un color como el negro con el paso del tiempo. El blanco fomenta la sensación de amplitud y de luminosidad, pero corremos el riesgo de que el resultado final resulte un poco simple o aséptico. Pero existen trucos que nos ayudan a romper con la monotonía del blanco y a darle personalidad a la estancia.

Leer: Cocinas con comedor: Ideas para una fusión perfecta

La madera mejora el resultado

Es el material que no debería faltar nunca en una cocina porque le aporta elegancia y calidez. Una mesa o pavimento de madera (o que simule el efecto) no deberían faltar en una cocina, y menos en una blanca porque así se evita la sensación de frialdad, uno de los mayores temores en una cocina en este tono. Las porcelanas con un efecto piedra también aportan calidez y son perfectas para las encimeras.

Leer: Seis claves para diseñar una cocina a imagen y semejanza de tu familia

El toque moderno

Busca darle un punto de modernidad a tu cocina con pequeños detalles como el revestimiento del las sillas o con una lámpara que tenga personalidad. También hay que perderle el miedo a mezclar muebles de diferentes estilos y épocas, porque son esos detalles los que marcanla diferencia y hacen de cualquier estancia un espacio personal y acogedor.

Leer: 8 trucos para renovar tu cocina sin gastarte mucho dinero

Sí al papel pintado y a las cortinas

Los papeles pintados con efecto textil funcionan a la perfección en las cocinas y son una buena opción también en colores potentes que sirvan para crear contrastes en pequeñas zonas. Las cortinas tipo veneciana son estupendas en una cocina blanca de corte moderno y puedes utilizar las cintas para añadir un toque decorativo diferente.

Leer: Las cocinas blancas vuelven a ser tendencia

Añade detalles personales

Las cocinas no son un espacio más impersonal que cualquier otra estancia de la casa, así que tienes total libertad para integrar en ella libros (no solo de cocina), fotos, un cuadro envejecido, jarrones o láminas que hablen de ti. Esos son los pequeños detalles que convierte un espacio en único y lleno de estilo.

Leer: Así se cocina en Italia

La importancia de la iluminación

El blanco de por sí ya aporta mucha luminosidad a la cocina y a cualquier habitación de la casa. Si tienes la suerte de contar con una ventana ya tienes casi todo hecho, pero si no es así busca un rincón en el que poner una lámpara para que la ilumine con el efecto de una ventana y que sirva de elemento rompedor.

Leer: Griferías de cocina estéticas y funcionales

Deja una pared libre

Pintura en otro color, pintura de pizarra, una cenefa, un revestimiento que imite a la piedra o a la madera. Un espacio de libertar para romper con la uniformidad del resto de la cocina.

Leer: Cuchillos y tijeras para cortes estilosos y certeros

Complementos de colores

Aprovecha elementos pequeños y visibles para romper la monotonía del blanco: paños de cocina, cortinas, tazas a la vista… Además de colores puedes jugar también con los estampados de flores o rayas. No es necesario que coincidan ni los colores ni los estampados si se trata de pequeños detalles.

Leer: Utensilios de cocina funcionales y muy bonitos

O un solo color

Puedes elegir un solo color que sirva de contraste y que sea el de algunas baldosas o azulejos, el de una tetera o el de una alfombra. Lo importante es que sean pocas piezas. El verde, que es un color relajante que evoca a la naturaleza es perfecto para combinar con una coina blanca. Pero también el rojo, el amarillo… tú eliges.

Leer: Personaliza tu nevera con divertidos imanes

Un suelo hidráulico

O los azulejos de la pared. Cualquiera opción es perfecta para darle un toque vintage o moderno a la cocina, queda a tu elección. Además de estilosos, son suelos y azulejos muy sufridos y fáciles de limpiar. Un valor añadido para cualquier cocina.

Leer: Los accesorios en color pastel en la cocina