El hijo de Charlie Simpson, de la banda Busted, sufre un ahogamiento en seco tras un día de piscina

·2 min de lectura
Charlie Simpson credit:Bang Showbiz
Charlie Simpson credit:Bang Showbiz

¿Quién recuerda todavía a la banda Busted? En la primera década de los 2000 fueron capaces de hacerle sombra a los mismísimos Jonas Brothers, sobre todo en su Reino Unido natal, gracias a su imagen más gamberra y a un estilo musical que se movía entre el pop y punk más comercial.

A día de hoy los tres componentes se han convertido en hombres adultos, que están más cerca de los cuarenta que de los treinta, y dos de ellos han formado sus propias familias. Charlie Simpson, el rompecorazones oficial del grupo, tiene dos niños con su esposa y recientemente vivió la pesadilla de cualquier padre durante unas vacaciones.

El músico ha publicado un largo mensaje en sus redes sociales para explicar que su hijo Jago, de 4 años, estaba jugando en la piscina cuando de pronto salió del agua tosiendo y escupiendo. Tras atenderle y asegurarse de que se encontraba bien, sus padres pensaron que se había tratado de un susto sin importancia y continuaron adelante con el día.

"A la hora de la cena empezó a quedarse aletargado y se durmió en brazos de mi esposa. Después de cenar se despertó de repente y comenzó a vomitar de una forma muy violenta. Llamamos a un médico inmediatamente y su diagnóstico inicial fue que se trataba de una intoxicación alimentaria, así que nos aconsejó que le acostáramos en la habitación del hotel y le vigiláramos", ha explicado Charlie.

En aquel momento él recordó algo que había leído acerca del ahogamiento secundario o en seco, que se produce cuando entra agua en los pulmones, y lo asoció con el incidente de la piscina. En cuanto compartió esa información, el médico les ordenó que llevaran al pequeño al hospital lo antes posible y a lo largo de la hora siguiente la condición del niño no hizo más que empeorar.

"Parecía que perdía el conocimiento por momentos. Se apresuraron a hacerle una tomografía y rayos X y, para nuestro horror, nos dijeron que tenía agua en los pulmones y que estaba a punto de sufrir una neumonía".

Finalmente Jago pasó tres días ingresado en el hospital y por suerte se ha recuperado por completo. El cantante de Busted ha querido compartir su experiencia para que otros padres puedan reconocer los síntomas del ahogamiento secundario en sus propios hijos y ayudarles a evitar una posible desgracia como la que podría haber vivido el suyo.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente