Harry obligado a cancelar los Juegos Invictus

Por Diezminutos.es
Photo credit: Getty Images

From Diez Minutos


El príncipe Harry se ha visto obligado a tener que tomar un decisión muy dura que afecta a su proyecto más personal. El marido de Meghan Markle acaba de anunciar que cancela los Juegos Invictus como medida de prevención ante la pandemia de coronavirus que asola ya más de medio mundo. El evento estaba previsto para el próximo mes de abril en La Haya pero ahora su celebración se aplaza hasta mayo o junio de 2021. El propio Harry anunciaba esta medida, así como su desolación ante la misma.

Photo credit: Getty Images

“Lamento mucho no haber podido hacer que esto siga adelante. Ha sido una decisión increíblemente difícil de tomar para todos nosotros”, explicaba el hijo pequeño de Carlos de Inglaterra. Una determinación complicada pero totalmente justificable para evitar la propagación del coronavirus. “Es la opción más sensata y más segura para todos, para vuestras familias y para todos los involucrados en estos juegos”, proseguía Harry.

Photo credit: Getty Images

A pesar de las duras circunstancias sanitarias y económicas que atraviesa en estos momentos el planeta a causa del coronavirus, el nieto de la reina Isabel II ha intentado de poner una nota de positivismo y animar a quienes iban a participar en los Invictus. “Sé lo decepcionados que debéis de estar todos, esta es una perspectiva que muchos necesitáis, así que os animo a mantenerla lo mejor que podáis. La buena noticia es que tenéis doce meses más para poneros aún más en forma”, finalizaba.

Photo credit: Karwai Tang - Getty Images

Los Juegos Invictus son, sin duda, el proyecto más personal del príncipe Harry. Se trata de un evento deportivo en el que compiten militares veteranos y heridos de guerra que fue creado por el propio Harry en 2014. Desde entonces, año tras año, el príncipe se ha dejado la piel en estos juegos que son muy especiales para él y que se celebran cada edición en un país distinto.

Photo credit: Getty Images

Tanto que fue en los Juegos Invictus de 2017 cuando posó por primera vez con la que ahora es su esposa, Meghan Markle. Precisamente, en aquella ocasión, el evento fue en Toronto, Canadá, país donde ahora residen. El matrimonio tenía previsto viajar desde allí los Países Bajos para inaugurar este evento pero sus planes quedan ahora cancelados por el coronavirus, una pandemia que no entiende de realezas y afecta a todo el mundo.