Así habla Rocío Carrasco de Antonio David: 'Ha ido de padre modélico y solo le importa él'

·7 min de lectura

"Nunca se le ha cuestionado, siempre se ha dado por veraz lo que esta persona ha dicho de mí". Así ha comenzado Rocío Carrasco a hablar de Antonio David Flores, sin llegar a decir su nombre, en el documental sobre la vida de la hija de Rocío Jurado -titulado Contar la verdad para seguir viva- estrenado este domingo en televisión. La protagonista ha relatado una serie de hechos del pasado que, siempre según su versión, se produjeron de esa manera. Narra un caso de cuando la pareja ya estaba divorciada con la custodia de sus hijos compartida, en la que su exmarido le "devolvía a los niños en la puerta de la casa y al principio yo salía a por ellos, hacía que se despidieran de su padre y les metía para adentro". Entonces, afirma Rocío Carrasco, "él me insultaba y aprovechaba esas tomas de contacto para decirme "te los voy a quitar y voy a hacer que te odien, hija de..."", ha contado entre lágrimas con esa crudeza. La hija de Rocío Jurado asegura que Antonio David "cortó el vínculo materno, lo sesgó y me lo quitó. Es una persona que ha ido proclamándose de padre modélico, maravilloso... y solo le importa él, nada más", asevera.

Rocío Carrasco cuenta entre lágrimas el día que tocó fondo

VER GALERÍA

rocio-t5
rocio-t5

"Mis hijos han crecido con la misma versión que el mundo entero. Ahí empieza a denotarse la crueldad", expresa Rocío Carrasco. "Por eso le pongo el (sobrenombre) de "padre impío", porque no tiene piedad ni para con sus hijos y no le ha importado nunca su bienestar", declara sobre el ex Guardia Civil. "Eso no se hace con una criatura de cinco años. Tú no puedes quitarle a una niña su figura materna, con la que ella moría... y eso es lo que ha hecho", proseguía entre lágrimas. "Ella quería estar conmigo y tenía pasión con su madre que soy yo. Quien la ha parido he sido yo", recalcaba Rocío con la voz entrecortada. "Yo soy víctima pero ellos también son víctimas de una mente diabólica. Él ha conseguido lo que me dijo cuando me fui a separar: "Te vas a cag..., Rociíto"", ha narrado la entrevistada como podía con estas devastadoras palabras.

Rocío Carrasco, sobre su hija: 'Creo que piensa que soy mala madre'

"Él me ha quitado lo más importante que tengo en mi vida, que son mis hijos", ha manifestado. "Me los ha quitado teniéndolos y ha hecho que me odien y tengan esa imagen de mí que es mucho peor todavía si cabe", ha reiterado. "Porque cuando un desalmado mata a un hijo, tú tienes que vivir con esa pena, pero yo he tenido a mis hijos muertos en vida", decía Rocío Carrasco en uno de los momentos más demoledores e impactantes del capítulo 0 de su documental en Telecinco. "He tenido que hacer como que no los tengo, estando vivos, y en cosas que no tenían que ser partícipes", sostiene la hija de Rocío Jurado, que acusa a Antonio David Flores de haber "ensuciado la mente" de sus descendientes. "Eso no se hace con dos pequeños, eso no se hace con una madre, eso no se hace con nadie... y eso lo ha hecho él. A las pruebas me remito", ha sentenciado.

'Me voy a querellar contra ella', Antonio David responde a las declaraciones de Rocío Carrasco

VER GALERÍA

Antonio David Flores
Antonio David Flores

Sobre si cree que cambiará la opinión de sus hijos una vez vean el documental, Rocío Carrasco considera que "casi que prefiero que sigan creyendo la versión que tienen, porque el día que mi hija se dé cuenta de todo lo que ha pasado y de quién es su padre, realmente va a ser el peor día de su vida y no me gustaría que sufriera". A continuación, la protagonista sollozaba al decir que "a mi nadie me devuelve los fines de curso con ellos, los besos y abrazos, los reyes, las navidades, todo lo que he perdido durante tantísimo tiempo por culpa de esta persona", lamenta. "Que mi hija se fue de mi casa con quince años y nadie me devuelve el poder ejercer de madre... Se me ha coartado en la educación de mis hijos", ha continuado casi sin poder hablar. "No he podido disfrutar de ellos y quiero paz, que se sepa la verdad y se haga justicia. Que se me deje de juzgar y hacer daño. Quiero vivir con lo que me queda, lo otro ya no lo tengo ni lo voy a tener", ha concluido.

Rocío Carrasco, de los pleitos con Antonio David al distanciamiento con sus hijos

25 años han pasado desde que Rocío Carrasco, a sus dieciocho, y Antonio David Flores, con veinte, se dieron el ‘sí, quiero’ en 1996 en la ermita de la Santísima Trinidad en la dehesa Yerbabuena, de Castilblanco de los Arroyo (Sevilla). Fruto de su matrimonio nacieron Rocío y David, su dos hijos, hasta que la pareja se divorció en 1999 para después rehacer sus vidas por separado con Fidel Albiac y Olga Moreno respectivamente. Pero antes de entrar en el nuevo siglo, los problemas no hicieron nada más que empezar para Rocío y David ya que desde entonces se han reencontrado en diversas ocasiones en los juzgados. En 2005 comenzaron las denuncias por las distintas declaraciones del ex Guardia Civil en medios de comunicación. Rocío le ha interpuesto una decena de demandas por vulneración de derecho al honor, pero también por desvelar detalles sobre la herencia de Rocío Jurado.

Ana María Aldón, sobre Rocío Carrasco y Ortega Cano: 'No hay un motivo para el distanciamiento'

VER GALERÍA

Rocío Flores Carrasco
Rocío Flores Carrasco

La custodia de sus hijos ha sido otro de los puntos que más ha enfrentado judicialmente a la expareja. Después de tomar caminos separados, Flores tenía que pagar a su exmujer 841 euros en concepto de pensión de alimentos para sus dos hijos, cantidad que se redujo a 540 euros al conseguir en 2003 la custodia compartida. Sin embargo, en 2010, Rocío Carrasco demandaba al colaborador de Sálvame por no hacer frente a esta obligación económica y le pedía una indemnización de 16.000 euros y una pena de 24 meses de multa. El juez no vio relevancia penal al impago de alimentos, y absolvió a Antonio David. A igual conclusión llegaba la Audiencia Provincial al resolver el recurso de apelación presentado por Rocío Carrasco, puesto que este acuerdo se había establecido por la expareja en un documento privado y sin presencia de alguna autoridad. En 2016, su hijo pequeño decidía trasladarse a vivir al hogar de Antonio David, donde ya residía su hermana mayor. Sin embargo y al ser todavía menor de edad, también suscitó diferentes disputas en los tribunales.

Repasamos todo lo que hasta ahora ha contado Rocío Flores de su madre

En marzo de 2017, Rocío Carrasco acudió al Juzgado de Violencia de Género para ratificar ante la juez encargada del caso la querella interpuesta contra Antonio David, en la que se le imputaban los delitos de supuestas “lesiones psicológicas y “quebrantamiento de los derechos de custodia”. Rocío alegó que había sufrido daños psicológicos continuados por parte de su exmarido y aportó como pruebas las declaraciones de Antonio David, desde que se separaron, y una serie de informes médicos para demostrar los hechos que denunciaba. Los peritos judiciales del propio juzgado de violencia de género aseguraron que se cometieron los delitos, estando compuesto el equipo de valoración judicial por:psicólogo, forense y trabajador social. Sin embargo, sobre este punto, la sala consideró que el informe forense, aunque era “exhaustivo”, también era “incompleto” al haber entrevistado solo a la demandante y contemplar, también solamente “su versión como perjudicada”.

Rocío Carrasco: una vida marcada por la muerte de sus padres y la compleja relación con sus hijos

VER GALERÍA

David Flores Carrasco
David Flores Carrasco

Un año y medio después, el juez de la Audiencia Provincial de Madrid decidió archivar la causa, pero y tal y como publicaba ¡HOLA!, Rocío decidió no rendirse y agotar todas las vías judiciales en España y, si fuera necesario, acudir al Tribunal Europeo de Derechos Humanos de Estrasburgo. Desde la separación matrimonial de Rocío Carrasco y David Flores, los dos hijos de la pareja se han visto envueltos, directa o indirectamente, en las batallas judiciales de sus padres. Primero al convertirse en protagonistas del duro proceso judicial por su custodia cuando eran menores -fue compartida durante muchos año - y después al ser testigos de las continuas visitas a los tribunales de sus progenitores. "Quiero a mi padre tanto como a mi madre, a pesar de la distancia. Me encantaría tener una relación buena con ella", aseguraba la nieta de “la más grande” el año pasado durante su participación en Supervivientes. Desde entonces, no ha habido ningún paso que demuestre que ambas han acercado posturas.

Rosa Benito sobre Rocío Carrasco: 'No tengo relación porque ella no quiere tener relación'

'Me voy a querellar contra ella', Antonio David responde a las declaraciones de Rocío Carrasco en su documental