Gonzalo, ex de Susana en 'La isla de las tentaciones', avergüenza a su padre por sus gritos y comentarios en los debates

·8 min de lectura

La isla de las tentaciones está que arde y todos nos volvemos locos en cada gala con las imágenes que van viendo las parejas y sus reacciones. Pero sin duda, los participantes que vivieron en persona la primera edición del programa en nuestro país lo sienten todo de manera especial porque ellos rieron, sufrieron y lloraron el año pasado. Unos optan por el silencio, como Susana Molina, que prefiere ver el programa con sus amigas y no compartir sus opiniones con sus seguidores, y otros, como su exnovio, Gonzalo Montoya, vive intensamente cada segundo de esta nueva edición y lo cuenta todo en sus stories de Instagram y en directo en sus redes sociales.

Gonzalo Montoya, exparticipante de La isla de las tentaciones 1.
Gonzalo Montoya, exparticipante de La isla de las tentaciones 1.

Tanto lo vive Gonzalo, que este miércoles, durante la primera noche de hogueras de La isla y mientras Melody, Maika, Marta, Melissa e Inma veían a sus parejas divertirse con las tentadoras en su mansión de Punta Cana, el exparticipante provocaba un gran enfado en su propio padre. Según explicó él mismo, sus gritos de emoción al comentar el programa hicieron que su padre, que además de ser su progenitor es su casero y su vecino, irrumpiera en el salón de su casa para decirle que o se calmaba y bajaba un par de tonos, o le echaba de casa. El hermano gemelo de Gonzalo, Carlos, grabó la cómica escena y, por supuesto, no duraron en subirla a sus redes sociales. “¡Se acabó! ¡Se acabó, eh! No papá, no. ¡Se acabó! O te vas a tomar por **** de aquí ya”, le espetó su padre muy pero que muy cabreado.

“Entono el mea culpa, pater”, escribía el sevillano y en su siguiente post trataba de hablar más bajito para que su padre no tuviera que reprenderle una vez más. “Hola chicos, a partir de ahora voy a hablar así porque no quiero acabar en el ambulatorio”, decía susurrando con su habitual guasa. “Mi padre no quiere que hable... ¡pero cómo no voy a hablar si hay ahí una persona sentada con una camisa de piñas, una fucking camisa de piñas!”, comentaba apenas un minuto después refiriéndose al outfit de Cristian durante la hoguera de los chicos porque ya en la primera gala dejó claro que le parecía que todos y todas iban hechas un cuadro. Y es que otra cosa no, pero Gonzalo es el participante más cool de las dos ediciones, eso hay que decirlo.

El padre de Gonzalo le abronca por sus gritos viendo La isla de las tentaciones.
El padre de Gonzalo le abronca por sus gritos viendo La isla de las tentaciones.

Y es que Gonzalo, junto al futbolista Joaquín, se ha convertido en uno de los comentaristas más extremos (y divertidos) de esta edición de La isla de las tentaciones. Ya el año pasado se llevó más de una reprimenda por los comentarios que hizo durante su paso por el reality de parejas, y en en esta segunda edición ha decidido darlo también todo con las nuevas parejas y todo lo que va sucediendo en el programa que presenta Sandra Barneda. Gonzalo no entiende muy bien las lágrimas y la desesperación de Melissa y, aunque asegura que le cae muy bien la joven extronista, no le entra en la cabeza que la joven catalana se ponga así por unas simples “cosquillitas en la cabeza” a su novio. “No lo puedo entender, que se líe tanto y que llore tanto si no ha pasado nada. Verás cuándo haga algo el muchacho. Pero si Tom es muy buen tío”, decía en sus stories el sevillano.

Vamos a ser más empáticos, ¡Dios mío! Que el chaval no ha hecho nada, que está en un programa de televisión, que esto es La isla de las tentaciones”, comentaba Gonzalo ante las imágenes de Maika diciendo que su novio es “un falso” por únicamente decir que Dorothy, su tentadora, le parecía guapa y que ella era muy celosa. “Ojú, yo recuerdo esa frase de “no lo reconozco, no lo reconozco”, decía refiriéndose a las mismas palabras que el año pasado dijo Susana sobre él en la isla y que terminó con la ruptura de la pareja en la hoguera final. “No sabes la que te va a caer, Pablo”, decía con una sonrisita el andaluz.

“Venga, la frase que esperábamos: “Yo doy por finalizada mi relación”. ¡¡Ahora empieza el jaleo!!”, comentaba refiriéndose a que Maika ahora lo que está dejando claro es que va a empezar a ir a tope con Óscar y ya no se va a cortar ni un pelo por su novio Pablo. “No quiero decir barbaridades que luego se me tacha de todo, pero están utilizando la mínima para irse con otro”, decía haciendo un chasquido de dedos durante la publicidad del programa. “Ea, ¿dónde está Marina D’Or? ¡Qué esto es La isla de las tentaciones! ¿Para qué han ido?”, se desesperaba al escuchar a Inma pedir una hoguera de confrontación en el segundo programa. “Vamos, si lo llego yo a saber el año pasado ¡también lo había hecho!”, añadía.

Gonzalo no se cree nada de Marta en La isla de las tentaciones 2.
Gonzalo no se cree nada de Marta en La isla de las tentaciones 2.

Marta, ¿la mejor actriz de la isla?

Una de sus participantes ‘favoritas’ es Marta y hacia ella dirige gran parte de sus comentarios más jocosos. La ha calificado de mala actriz y afirma que es una peliculera, algo que comparten muchos de sus seguidores que no se creen las reacciones excesivas de la exconcursante de Gran Hermano 16. “Vamos, ¡Lester el infiel!”, decía al ver las primeras palabras de Marta viendo a su novio junto a Andrea en su primera cita. “Olé, Marta, no eres de mi agrado pero esa frase de “él también verá imágenes” es maravillosa”, comentó riéndose a carcajadas, aunque no pudo ver el resto de la hoguera de la participante porque ahí fue cuando su padre irrumpió en su casa para echarle una buena bronca.

Gran defensor de los chicos

Aunque Gonzalo ha sido muy crítico con la actitud exagerada y dramática por la que han optado las cinco participantes en la isla, con los chicos es mucho más benévolo (salvo a la hora de hablar de sus estilismos) y hasta les defiende. “Ay, Pablo, tío, te abrazo, cuando te vea te voy a dar un abrazo”, decía al ver al novio de Maika casi llorando al ver a su novia tonteando descaradamente con Óscar. “Vaya, si a todos nos han hecho la trece catorce cuando se ponen ahí a llorar y les dejamos el hombro para desahogarse, y luego, zas”, decía mientras salían imágenes de Melody triste acordándose de Cristian. “Venga, Tommy, tómate un par de chupitos y deja de estar melancólico que me aburro”, decía al ver el poco juego que dan los chicos tras la hoguera.

El sevillano tiene tiempo durante la gala también para acordarse de su paso por el programa el año pasado y contó que cuando veía llegar a Mónica con la tablet se ponía de los nervios y que algún participante se tomó muchas tilas en su edición porque estaban de los nervios. Pero no todo fueron risas en el salón de Gonzalo. También hubo algún rato de aburrimiento y, a punto de irse a la cama, criticó que los participantes no dieran juego al programa.

Los haters también estallaron en Twitter

Como no se puede caer bien a todo el mundo ni gustar a todos, en Twitter, Gonzalo fue también contestando a muchos de sus haters que no entendían esa defensa a ultranza de los chicos frente a las chicas ni sus comentarios jocosos, y él se escudó en que el programa va de tentar y caer en la tentación y que han ido al reality a eso y no a llorar todo el rato y a estar en la cama metidos pensando en el otro, algo que por otra parte, es una verdad como un templo.

Y como Gonzalo es un chico empático, hasta se sintió bien al ver que Inma y Ángel se marchaban del reality felices y enamorados. “La única pareja que parecía enamorada de verdad. Me alegro por ellos aunque... anda que no te queda por vivir Angelito. ¡Y encima no vais a tener ni bolos ni ná, en casa todos confinados! Ay, qué bonito el amor... Preguntad cuántos quedan juntos del año pasado... ¡¡Ni uno, Hulio, ni uno!!”, espetó con su habitual guasa andaluza. “Ay, que he visto a Tom besándose. Ay, por dios, esto es lo mejor de la historia, lo mejor que ha dado la televisión junto a Saber y Ganar”, concluía entre risas viendo el avance de la próxima gala del domingo.

La isla de las tentaciones está yendo a más, cada gala es más y más divertida y ahora los participantes van a empezar a caer en las tentaciones. Pero sin duda, una de las cosas más entretenidas de cada miércoles y cada domingo es ver la gala siguiendo en Instagram a Gonzalo Montoya, que con mucha retranca y una sinceridad arrolladora (a veces hiriente, para qué negarlo), hace que el programa gane en risas y emociones porque las dos galas que hemos visto hasta ahora no han sido para tirar cohetes.

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente