Unanimidad en los medios internacionales sobre el Gobierno de Sánchez: solo sobrevivirá con una solución para Cataluña

Tras casi un año de Gobierno en funciones y dos procesos electorales, Pedro Sánchez por fin consiguió sacar adelante su investidura y mantener la presidencia, aunque no le ha resultado sencillo. Por el camino ha tenido que permitir la entrada de Podemos en el Gobierno, en lo que va a ser el primer Ejecutivo de coalición desde la llegada de la democracia hace cuatro décadas, y otorgar concesiones a partidos regionalistas, nacionalistas e independentistas para lograr que no bloquearan su candidatura.

Unas negociaciones que han sido seguidas muy de cerca no solo por los medios nacionales, sino también por los internacionales que han prestado mucha atención a los intentos de Sánchez por conservar el cargo.

Pedro Sánchez (i) promete ante el rey Felipe VI (d) su cargo de presidente del Gobierno, esta mañana en el Palacio de la Zarzuela en Madrid. EFE/Juan Carlos Hidalgo

Muchos de ellos coinciden en sus análisis y creen que pese a que la unión de Podemos y PSOE haga pensar en reformas sociales, lo cierto es que el tema de Cataluña va a monopolizar el Gobierno. Su éxito estará garantizado si logran encontrar una solución política para la crisis catalana. De lo contrario, su Ejecutivo será breve.

El más explícito es el periódico alemán Frankfurter Allgemeine que manifiesta que si Sánchez consigue una solución que se enmarque dentro de la Constitución para resolver el problema catalán seguro que entra “en los libros de historia europeos”. Sin embargo, el medio no lo ve factible e incluso en el mismo artículo se refiere a esta posibilidad como “un milagro”.

En Francia Le Monde recuerda la debilidad parlamentaria de los socialistas e insiste en que la coalición con Podemos apenas suma 155 diputados de un total de 350. Así, el rotativo señala que la legislatura “va a ser muy complicada” y pone de relieve la importancia que va a tener la negociación entre el Estado y Cataluña para que Sánchez prevalezca.

En Estados Unidos el New York Times cree que la coalición es débil y que su supervivencia va a depender de su capacidad para poner fin a la prolongada disputa separatista en Cataluña. No lo va a tener fácil Sánchez, ya que tal y como recuerda el medio, el socialista se va a tener que enfrentar a la destitución de Torra y a la posible inmunidad de Junqueras. Patatas calientes con las que empezar su Gobierno.

Artículo del New York Times (NYT).

En Reino Unido The Guardian insiste en que la ambiciosa agenda social de la nueva coalición se va a dar de bruces con la resolución de la crisis catalana, al tiempo que se va a enfrentar a una oposición muy agresiva de los partidos de la derecha. Con este paisaje político tan fragmentado parece difícil que sea una legislatura tranquila.

Finalmente Clarín en Argentina recoge que PSOE y Podemos comparten un programa social, feminista y ecologista, pero que en el contexto de polarización actual va a tener que negociar a varias bandas para sacar adelante cada ley. En minoría y con un Parlamento con tanta fragmentación no será tarea sencilla.

La inestabilidad por bandera

Otro de los temas en el que insisten los medios extranjeros es la inestabilidad vivida en España en el último lustro. Desde 2015 se han producido cuatro elecciones generales, ha habido dos presidentes del Gobierno diferentes e incluso una moción de censura, lo que hace que los Gobiernos necesiten apoyos de otras formaciones y tiendan a ser débiles.

El Frankfurter Allgemeine señala en este sentido que nadie espere que Sánchez “haga una renovación de la cultura política del país o de la socialdemocracia europea”. Bastante tiene con sus enfrentamientos con las fuerzas domésticas (tanto la derecha como los independentistas).

El New York Times insiste en la misma idea y recuerda que tras los períodos de mayorías absolutas e investiduras cómodas las últimas cuatro elecciones no han dejado un ganador claro.

Finalmente Le Monde considera que España vive “en una inestabilidad política crónica desde 2015” y que los acuerdos con otras formaciones van a ser necesarios para la supervivencia del Gobierno.

Más historias que te pueden interesar: