El Gobierno aprueba el anteproyecto de la Ley Trans

·5 min de lectura

Un día histórico para los derechos del colectivo LGTBiq+. El Gobierno ha aprobado este lunes el anteproyecto de la Ley Trans, tras recibir el visto bueno en la reunión del Consejo de Ministros. Además lo ha hecho en una fecha muy simbólica, la víspera del día del Orgullo, y después de unas largas negociaciones en el seno del Gobierno de coalición.

“La Ley Trans y LGTBi llega al Congreso antes del verano, como nos habíamos comprometido”, ha celebrado la ministra de Igualdad, Irene Montero. Ahora la futura norma comienza la andadura de su tramitación parlamentaria, donde necesitará de los apoyos del resto de grupos para conseguir su aprobación final.

Las vidas de las personas LGTBi importanIrene Montero, ministra de Igualdad

“Queremos lanzar un mensaje muy claro y muy contundente, las vidas de las personas LGTBi importan”, ha destacado la titular de Igualdad, de una norma que que reconoce la libre determinación de género y deja de considerar enfermas a la personas transexuales. En este sentido, Montero ha desgranado una a una cuáles son los cambios y nuevos derechos que contempla este anteproyecto.

Reconocimiento de libre determinación de género

La nueva ley permitirá ser reconocido como persona trans ante todas las administraciones e instituciones, eliminando una serie de trabas burocráticas y obligaciones. “El Estado le reconoce a las personas trans su derecho a ser quienes son sin que medien testigos, sin que medie la obligación de hormonación durante dos años para ser reconocidas, reconocidos y reconocides por parte del Estado y también sin ningún informe médico que tenga que decir que son personas enfermas”, ha subrayado Montero.

El método será mediante un procedimiento con un plazo de cuatro meses mediante la vía de doble comparecencia. Para esta doble comparecencia el período máximo no podrá sobrepasar los tres meses, por lo que se acorta el tiempo para ejercitar este derecho.

Cambio de sexo registral desde los 12 años

Otra de las grandes novedades que incluye y se ha mantenido en el texto es la posibilidad de realizar el cambio de sexo en el registro a partir de una edad de 12 años. No obstante, esta medida se aplicará de forma distinta para tres tramos. Entre los 16 y los 18 años podrán ir al registro y tendrán reconocido el anterior derecho como ocurre ahora con los mayores de edad. Para la cohorte de edad de entre 14 y 16 será necesario de autorización paterna o materna y  entre los 12 y los 14 años se podrá realizar mediante un expediente de jurisdicción voluntaria. Por debajo de edad se permitirá realizar el cambio de nombre en el DNI.

Personas trans migrantes

“Las personas trans migrantes tienen muchas dificultades, algunas añadidas a la realidad que sufren las personas trans”, ha argumentado Montero para abordar una de las novedades que incluye el anteproyecto. En este sentido, podrán cambiar los documentos expedidos en España si en sus países de origen no tienen garantizados sus derechos como personas trans.

Batería de medidas para favorecer acceso a los derechos LGTBi

Por otra parte, la nueva legislación está acompañada de una serie de medidas destinadas a garantizar otros derechos del colectivo LGTBiq+.

Prohibición de las terapias de conversión

Quedan prohibidas aquellas prácticas que cuenten con la consideración de terapias de conversión. “Las vidas LGTBi no necesitan ninguna cura, lo que necesita cura en todo caso es la LGTBifobia. Y eso se cura con educación sexual”, ha afirmado la titular de Igualdad.

Currículos educativos y tratamiento en el aula

Por otra parte, la ley también actúa desde la educación, reforzando los contenidos de igualdad. Los currículos educativos tendrán que incorporar contenidos específicos de respeto a la diversidad sexual, sexoafectiva y familiar. Por otra parte, “los niños, niñas y niñes menores de 12 años serán tratados en los centros educativos conforme al nombre elegido”, ha apuntado Montero.

Inclusión laboral

La nueva norma también busca favorecer la inclusión de las personas trans en el mercado de trabajo, mediante la no discriminación del colectivo en los centros labores. Una tarea que la ministra ha indicado que se realizará en colaboración cos los agentes sociales, es decir, sindicatos y patronal. Tendrá un especial hincapié en el caso de las personas trans, por su mayor dificultad de acceder a un puesto de trabajo por su condición.

Reconocimiento de filiación sin estar casado y a tratamiento reproductivo

Asimismo, se reconoce el derecho a la personas bisexuales y lesbianas a afiliar a sus hijos e hijas sin necesidad de estar casadas. De esta forma se elimina la imposibilidad actual de que ambas progenitoras puedan hacerlo si no han contraído matrimonio.

Por otra parte, se reconoce el derecho de acceso a tratamientos reproductivos a las personas bisexuales, lesbianas y personas trans con capacidad de gestación. Cabe destacar que esta cuestión ya estaba permitida mediante una orden ministerial de Sanidad, pero ahora se refuerza jurídicamente al estar contenida en una ley.

Régimen antidiscriminatorio con nuevas multas

Se incorporan como nuevas infracciones administrativas leves conductas como: insultos o mensajes discriminatorio LGTBifóbico -por ejemplo, una pintada- con multas de 200 a 2.000 euros. También se contemplan infracciones administrativas graves, sancionadas con cuantías de 2.001 a 10.000 euros, conductas como excluir de la contratación a una persona LGTBi o la obstrucción de los servicios de Inspección en casos de sospecha de este último supuesto.

Finalmente, habrá una tercer modalidad para casos muy graves, con multas de 10.001 euros a 150.000 euros, por cuestiones como la negación de acceso a bienes y servicios a una persona LGTBi -a un bar o a una piscina municipal, por ejemplo, pero también al alquiler o compra de una vivienda-. En este último tramo se sitúan las práctica prohibidas de las terapias de conversión, los contenidos discriminatorios empleados en escuelas o institutos o las situaciones de acoso (cuando el acoso no sea constitutivo de un delito y se encauzase por la vía penal, claro).

Protección de niños y niñas intersex

Además, con la nueva ley quedan prohibidas las cirugías de modificación genital en niños y niñas intersexuales. Además se amplía el plazo para poder inscribir el sexo de la criatura en el registro.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente