La foto de la socia de Epstein y Kevin Spacey sentados en el trono de Isabel II desata la polémica

Anna Sanchez
·3 min de lectura
(L-R) Ghislaine Maxwell, Jeffrey Epstein, and musician Michael Bolton pose for a portrait during a party at the Mar-a-Lago club, Palm Beach, Florida, February 12, 2000. (Photo by Davidoff Studios/Getty Images)
Ghislaine Maxwell y Kevin Spacey sentados en el trono de Isabel II (Photo by Davidoff Studios/Getty Images)

Ghislaine Maxwell, amiga de Jeffrey Epstein, vuelve al escándalo junto a Kevin Spacey por una foto que acaba de publicar la prensa británica.

Desde luego que la pareja de famosos protagonista de este alboroto mediático dejan mucho que desear. Por su parte el actor Kevin Spacey está hasta arriba de acusaciones de presunto acoso sexual y conducta inadecuada mientras que Ghislaine Maxwell ha sido relacionada en los últimos años con la trama de pediofília de Epstein.

Ghislaine acaba de ser detenida por el FBI en su casa de Estados Unidos y es que, tras el suicidio de Epstein, a ella se la acusa de incitar a menores de edad a mantener actos sexuales y de tráfico de menores con esa intención.

Algunas víctimas la han señalado a ella como la mujer que se encargaba de reclutarlas y es que la amiga británica de Jeffrey Epstein lo tiene muy duro para salir limpia de eso proceso pero, caso Epstein a un lado, ahora la polémica viene dada por esta fotografía.

El periódico británico ‘The Telegraph’ ha sacado a la luz una foto de Ghislaine junto a Kevin Spacey sentados nada menos que en el trono de la mismísima Reina Isabel II. Estos tronos se encuentran dentro de Buckingham Palace.

La instantánea muestra el ambiente distendido y el buen rollo del momento. Kevin va vestido con un traje negro y camisa blanca y saluda sonriente mientras que Ghislaine va con falda y blusa blanca y hace un gesto como de sorpresa.

Esta fotografía podría haber sido tomado allá por el año 2002 pero cobra especial importancia debido a la posible implicación del príncipe Andrés en toda la trampa Epstein. Una de las víctimas y uno de los ex empleados de Epstein han señalado sin dudas al monarca como el hombre que pasó la noche con una joven rubia que, además, tenía una foto que lo demostraba.

Obviamente Andrés lleva meses apartado de la vida oficial de la familia Real británica pero esta foto con semejantes personajes dentro de Palacio no le favorece en absoluto ni a él, ni a ningún miembro de dicha realeza que no sale de una polémica que ya está metida en otra.

Mucha confianza tendrían que sentir Spacey y Maxwell para saltarse de un modo tan descarado el protocolo y bromear sentados en las sillas de la coronación de Isabel II y de Felipe de Edimburgo. No ha trascendido si el duque de York tiene algo que ver o si estuvo presente en este momento pero, una cosa está clara, la monarquía deberá dar la cara en este asunto.

Cabe recordar que, según lo publicado, Ghislaine fue la que presentó a Epstein y al príncipe Andrés en 1999, si esta foto fuese de 2002, todavía faltarían 3 años para que las víctimas y la ley desataran el horrible entramado de tráfico de menores y pedofilia.

Más historias que te pueden interesar

Ghislaine Maxwell, la mejor amiga de Jeffrey Epstein y su cómplice en el tráfico de menores

El relato de las víctimas de Epstein y el príncipe Andrés en 'Jeffrey Epstein: asquerosamente rico'

Vinculan al príncipe Andrés con la red de pedofilia del multimillonario Epstein