La imagen de los sanitarios exhaustos en un banco como símbolo del impacto de la segunda ola en Italia

M. J. Arias
·2 min de lectura

En Italia, como en otros países europeos, la segunda ola de contagios por el coronavirus está causando estragos. Miles de nuevos positivos cada día y un sistema de salud que, como en marzo, muestra síntomas de agotamiento. Por eso la imagen publicada en Facebook por Sistema 118 se ha convertido en un símbolo de la situación de los sanitarios en el país. En ella se ve a varios operarios de las ambulancias de Cagliari (Cerdeña) exhaustos, tirados de noche en un banco y con sus trajes de protección puestos cerca de un hospital de la ciudad.

“Cagliari. Los operadores del 118 [línea de atención a las emergencias médicas] están exhaustos, enfundados en trajes protectores, obligados a agotadoras colas frente a los hospitales (en algunos casos de hasta 12 horas) esperando a que los pacientes dentro de las ambulancias accedan a las salas de emergencia de la isla”, se lee en el post compartido por la citada organización y recogida por diversos medios tanto locales como nacionales.

En los comentarios, muestras de solidaridad y peticiones de aumento de salario para esos sanitarios que día a día luchan contra el coronavirus en primera línea y que, como señalaba otra imagen viral hace unos días, están viviendo la “misma película de marzo”. Quien así contaba su situación este mismo fin de semana era Antonio Gramegna, trabajador del hospital Sant'Orsola de Bolonia. Él publicó un texto y una imagen tomada en la sala de Enfermedades Infecciosas que simboliza lo que está siendo la pandemia desde dentro.

En ella, un enfermero que se contagió en las primeras semanas, superó la enfermedad y en cuanto estuvo recuperado volvió a su puesto para seguir cuidando y curando a sus pacientes. “Después de 14 horas consecutivas de trabajo para trasladar pacientes, organizar y abrir otra sala de COVID, los pacientes empiezan a llegar uno tras otro”, decía el texto escrito por Cramegna.

En referencia al protagonista de la imagen viral, que, como él, superó el COVID-19, señalaba que “hoy se puso un traje, equipado con una máscara y un escudo protector. Es la imagen de muchos enfermeros que están reviviendo la misma película de marzo. Lo observo y me doy cuenta de cuanta preocupación hay en su actitud recogida antes de entrar a la habitación”.

En su desahogo en Facebook, este enfermero de Bolonia, una de las zonas más afectadas durante la primera ola, lanzó una petición. Quiere que dejen de llamarles “héroes” y que se “adopten comportamientos que prevengan las infecciones” porque, añade, “esta es la única forma posible que tienen para expresar su gratitud al compromiso y dedicación que ponemos en ser enfermeros todos los días”.

EN VÍDEO | Tom Cruise filma la nueva ‘Misión: Imposible’ en Roma