Ernesto de Hannover reaparece en su primer acto con su novia, feliz pero desmejorado

ernesto de hannover reaparece en un acto en madrid con su pareja, claudia stilianopoulos
Ernesto de Hannover reaparece en un acto en parejaGtres

Ernesto de Hannover ha decidido volver a la vida pública tras un tiempo sin dejarse ver por actos y eventos, y es que el aristócrata alemán tiene un nuevo motivo para sonreír y proclamar públicamente su felicidad: su relación con Claudia Stilianopoulos. La pareja se conoció el pasado verano de 2021, y aunque han compartido momentos juntos, no ha sido hasta ahora cuando han dado el paso de dejarse ver como pareja oficial en un acto público. Precisamente ha sido en Madrid, donde el aristócrata pasa cada vez más tiempo, donde ha querido reaparecer para dar su apoyo a un amigo empresario por el aniversario de su restaurante.

Visiblemente desmejorado a pesar de sus 68 lozanos años, Ernesto no escatimó en sonrisas y abrazos para el propietario del restaurante italiano, al que saludó con efusividad nada más llegar. Allí coincidió con otros rostros conocidos de la sociedad madrileña, pero él sólo tenía ojos para su chica, con la que también posó en el photocall que el local había instalado para la ocasión.

ernesto de hannover reaparece en un acto en madrid con su pareja, claudia stilianopoulos
Gtres
ernesto de hannover reaparece en un acto en madrid con su pareja, claudia stilianopoulos
Gtres

Claudia, que llegó también muy sonriente pero mucho más discreta en sus ademanes, eligió un colorido conjunto en color salmón, pero se resguardó del frío con un jersey de punto de cuello alto y un chal. Claudia es hija de la socialité Pitita Ridruejo, que falleció en mayo de 2019, y del embajador de Filipinas en Madrid Mike Stilianopoulos, con el que Pitita estuvo casada desde 1957 hasta que se quedó viuda el 4 de noviembre de 2016.

Después de años en los que las polémicas eran el día a día de Ernesto de Hannover, parece que Claudia le ha llevado por el camino de la calma y la serenidad. Es en Madrid donde Ernesto pasa la mayor parte de su tiempo, recuperándose de sus problemas de salud, y donde ejerce sus funciones de abuelo con sus nietos, Nicolás y Sofía, los hijos de su hijo mediano -Christian de Hannover- y la mujer de éste, Sassa de Osma.