Enfermedades de invierno: ¿Seguro que tapándote los oídos evitas la otitis?

Pues… no siempre. Aquí tienes los mejores hábitos contra el dolor de oídos para disfrutar de la multitud de planes (fuera de casa) que trae consigo la llegada del invierno, pese a las bajas temperaturas

Llevar gorro o unas orejeras cuando más frío hace, González subraya que este hábito puede ser importante en el caso de personas con tendencia a padecer sabañones, con el objetivo de que no se les congelen los pabellones auriculares
Llevar gorro o unas orejeras cuando más frío hace es útil en el caso de personas con tendencia a padecer sabañones o para las que sienten dolor cuando les entra aire frío (así no se congelan los pabellones auriculares) pero en algunos casos puede provocar el efecto contrario. (Foto: Getty)

Viajes, espectáculos de luces, mercadillos navideños o conciertos en plena calle, lo cierto es que esta época se ha convertido, más allá de la Navidad, en una estación en la que vivir un sinfín de posibilidades fuera de casa. Pero el frío favorece la proliferación de virus y se trata de una época en la que nuestras defensas suelen estar más bajas, por lo que tendemos a cogernos infecciones catarrales o gripales, que pueden llegar a perjudicar a nuestros oídos y provocar otros problemas serios como depresión.

Para disfrutar plenamente de todas estas actividades, las prendas de abrigo son esenciales, pero el cuidado de los oídos debe ser especial también en invierno, ya que que las otitis e infecciones no son solo cosa de las piscinas. Por tanto, hay que poner práctica otras medidas generales para sobrevivir con salud a la caída del termómetro.

Para no ponerte malo en invierno y estar al aire libre sin riesgo de infecciones es importante tener una alimentación variada y adecuada para<strong> reforzar las defensas</strong>. Además de evitar cambios bruscos de temperaturas. (Foto: Getty)
Para no ponerte malo en invierno y estar al aire libre sin riesgo de infecciones es importante tener una alimentación variada y adecuada para reforzar las defensas. Además de evitar cambios bruscos de temperaturas. (Foto: Getty)

Por este motivo, el equipo de expertos de Oticon ha recogido una serie de consejos para proteger los oídos en esta época y evitar cualquier molestia.

– Gorro y orejeras. La principal infección durante el invierno es la otitis provocada por la mucosidad que se genera con los resfriados, además no es solo cosa de niños. Por este motivo, y para evitar el paso previo de resfriarnos, es tan importante usar prendas que protejan oídos y cabeza, que es la principal zona por la que se pierde el calor. Además, es importante hacer lavados nasales con suero fisiológico para eliminar en la medida de lo posible la mucosidad que pueda haber en la nariz.

No obstante, los especialistas aconsejan prudencia ya que la manía de muchas personas de taparse los oídos introduciéndose un algodón o tapones frente al frío resulta perjudicial.

Esto hace que los oídos no ventilen y puede favorecer las infecciones del conducto auditivo externo o las otitis externas. Si se tiene tendencia a presentar lesiones tipo sabañón en el pabellón auricular, eso sí, sí hay que protegerlos y no olvidar las recomendaciones generales de la época de frío para evitar transmisión infecciones víricas. Se evitan más otitis no contagiándonos de catarro o de gripe que tapándonos oídos”, explica la doctora Rocío González, vocal de la Comisión de Otología de la Sociedad Española de Otorrinolaringología y Cirugía de Cabeza y Cuello (SEORL-CCC).

Mantener la cabeza ‘a cubierto’ mantiene el calor corporal, y es el mejor truco para que tus oídos no sufran por el viento, el frío y la humedad, que además de provocar otitis en invierno, en algunos casos, puede derivar en pérdida auditiva. (Foto: Getty)
Mantener la cabeza ‘a cubierto’ mantiene el calor corporal, y es el mejor truco para que tus oídos no sufran por el viento, el frío y la humedad, que además de provocar otitis en invierno, en algunos casos, puede derivar en pérdida auditiva. (Foto: Getty)

– Cambios de temperatura. Los cambios bruscos de temperatura son poco recomendables en general, pero en el caso del invierno, estos suelen ser habituales, ya que se pasa de espacios con calefacción, a la calle con mucha rapidez. En este caso se recomienda prestar atención y abrigarse antes de salir de los lugares cerrados, para mantener el calor corporal el mayor tiempo posible.

– Calidad del aire. Muchas de las infecciones de oído, y de salud en general, vienen provocadas por los virus que se encuentran en el aire y, por ende, en nuestra casa. Así que si perteneces a la ‘indoor generation’ no olvides ventilar bien, sobre todo el salón y las habitaciones, con el fin de renovar ese aire. Con unos diez minutos por la mañana será suficiente, y conseguirás que haya menos gérmenes en el ambiente.

Prevenir un proceso catarral o gripal tambi&#xe9;n ayuda a cuidar tus o&#xed;dos y para lograrlo es importante no fumar, mantener una alimentaci&#xf3;n y una hidrataci&#xf3;n adecuadas, y ventilar muy bien las distintas estancias tanto del trabajo, como de la casa. (Foto: iStock)
El humo del tabaco ambiental y el de los fumadores empeora los procesos gripales y es un factor de riesgo para desarrollar otitis, afectando incluso a bebés y niños. Así para cuidar los oídos es importante no fumar, y ventilar muy bien las distintas estancias tanto del trabajo, como de la casa. (Foto: iStock)

– Prevenir las infecciones. La nariz y la boca son las vías de entrada a sustancias dañinas que pueden afectar a los oídos durante el invierno. Mantener las manos limpias, protegernos la boca al toser (con el antebrazo y no con la mano) si estamos constipados para prevenir contagiar a tu pareja y a otras personas, y mantener un buen nivel de las defensas naturales son consejos que todos deberíamos seguir.

– Uso de tapones. Si en verano se recomienda llevar tapones en playa y piscina, en invierno la recomendación está más enfocada en evitar ruidos. Esta estación, caracterizada por la Navidad y compras en rebajas, hace que pasemos mucho rato en la calle, donde hay exceso de ruido por el tráfico y la música que suele instalarse en cada rincón de la ciudad. Pero también es habitual que haya espectáculos de pirotecnia. En este sentido, se recomienda emplear tapones específicos que mitigan el ruido y, por tanto, el efecto sobre los oídos, protegiendo la audición y evitando sorderas prematuras.

Lejos del ruido. Esta época también está caracterizada por la asistencia a eventos sociales (cenas de empresa o fiestas de fin de año, entre otras). En estos casos se recomienda mantenerse lejos de altavoces o de reproductores de música que pueden afectar a la audición. Además, si el ruido resulta ya molesto o empiezan a doler los oídos, lo mejor es abandonar ese espacio para evitar que se produzca un daño mayor.

¿Sueles ponerte malo en invierno? ¿Qué trucos usas para protegerte del frío?

También puede interesarte:

Nuevas claves sobre el virus infantil que colapsa las urgencias pediátricas

El verdadero motivo por el que pillas todos los virus

Neumonía: 12 cosas que debes saber

Los efectos del cambio climático en tu salud

Los 7 alimentos perfectos para combatir el frío

Tips para sobrevivir con salud a la caída del termómetro

15 trucos que te protegerán del frío

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente