Emma Casciani, la barcelonesa de 16 años que ha desfilado para Dior

Photo credit: Photo: Llaunchmetrics.com/spotlight
Photo credit: Photo: Llaunchmetrics.com/spotlight

A Emma Casciani nuestra llamada la pilla en el descanso entre clase y clase. 24 horas antes de charlar con Harper's Bazaar estaba subida a la pasarela desfilando en exclusiva para una de las firmas con más peso en la industria de la moda: Christian Dior. "Estaba más nerviosa en el casting que el día del desfile porque pasa muy rápido y no te da tiempo a pensarlo", contesta al otro lado del teléfono. Escasas horas después de vivir la emocionante experiencia ya ha vuelto Barcelona, donde vive, y no ha dudado en recuperar la rutina tras realizar el trabajo más importante de su carrera hasta la fecha. "Estoy estudiando segundo curso del Bachillerato de Ciencias y Tecnología y me quiero centrar en aprobar selectividad con buena nota para poder estudiar lo que quiera. Me gustaría hacer una carrera teórica como Matemáticas o Física", confiesa.

Photo credit: Photo: Llaunchmetrics.com/spotlight
Photo credit: Photo: Llaunchmetrics.com/spotlight

Entre los planes de futuro de esta joven de 16 años hija de padre italiano y madre española también figura la moda, claro. Su idea es compaginar sus estudios con el modelaje para "aprovechar todo lo que pueda" una carrera como modelo que acaba de despegar, a pesar de que la descubrieron hace un par de años. "Tenía 14 e iba caminando por Plaza Cataluña con una amiga una tarde de sábado cuando se me acercó una scouter –cazatalentos– que se había fijado en mí. Después de aquello fui a conocer la agencia y he ido haciendo algunos trabajos que me han dado experiencia", cuenta. Hasta el momento, Casciani había posado para algunas firmas nacionales y se había dejado ver en la 080, la semana de la moda de Barcelona, desfilando para firmas como Martin Across, Lebor Gavala o Custo Barcelona.

Photo credit: Courtesy of Press Office
Photo credit: Courtesy of Press Office

El devenir de su futuro profesional cambió, aunque quizá ella no es consciente aún, cuando el pasado sábado cogió un avión rumbo a París para presentarse al casting de Dior. "Hice la primera prueba con la directora de casting, Michelle Lee, y salí contenta, con la sensación de que les había gustado. Al cabo de las horas me pidieron que volviera y desfilé delante de una parte más grande del equipo y al día siguiente hice el fitting", recuerda. "A pesar de que soy muy joven creo que les gustó mi naturalidad, actitud y predisposición", responde al ser pregunta sobre cuáles cree que son los atributos que conquistaron a la firma capitaneada por Maria Grazia Chiuri.

Photo credit: Courtesy of Press Office
Photo credit: Courtesy of Press Office

Sobre la pasarela, la joven barcelonesa lució un look formado por un abrigo con manga kimono superpuesto sobre lo que gabardina deconstruida a juego con unos shorts. "Me gustó mucho el estilismo que llevé y me sentía muy cómoda, que eso también es importante. Luego todo pasa muy rápido. Estás como 30 segundos sobre la pasarela y las luces hacen que no te dé tiempo a ver ni fijarte en nada, el público queda en la oscuridad. Solo intentas estar concentrada y caminar bien", asegura.

Casciani, que cuenta con el apoyo de sus padres porque "saben que me gusta y me ven disfrutar de esta profesión", se quedará en Barcelona los próximos días y no planea presentarse a otros castings en la semana de la moda de París. Sus estudios son ahora su prioridad, aunque haber desfilado para Dior le otorgue muchas papeletas para volver a convertirse en la sensación de la pasarela en las próximas temporadas de desfiles.