'Embrujadas' revive la maldición de la marcha de Shannen Doherty

·4 min de lectura

Todos los que fueron fans de Embrujadas recordarán el duro golpe a la serie que supuso el final de la tercera temporada. Shannen Doherty, la actriz bajo el personaje de Prue Halliwell -la hermana mayor con poderes de telequinesis- decidió abandonar esta mítica ficción fantástica de los 2000 dejando a los espectadores con un vacío inmenso. En su lugar, Rose McGowan entró en la serie interpretando a la medio hermana Paige Matthews para ocupar un hueco que para muchos fue irremplazable.

Ahora, casi 20 años después, la historia vuelve a repetirse en el reboot de Embrujadas que la cadena estadounidense The CW (que puede verse en HBO en España) tiene en emisión. Y exactamente de la misma manera.

1999 Alyssa Milano, Shannen Doherty y Holly Marie Combs en Embrujadas (Photo By Getty Images)
1999 Alyssa Milano, Shannen Doherty y Holly Marie Combs en Embrujadas (Photo By Getty Images)

Madeline Mantock, quien acompaña a las actrices Sarah Jeffery y Melonie Diaz como una las tres hermanas protagonistas de esta nueva serie de Embrujadas, ha comunicado que no seguirá interpretando a su personaje en un futuro. Lo curioso es que esta salida ocurre también en el final de la tercera temporada, igual que la marcha de Doherty en la ficción original. Además, da la casualidad de que Mantock interpreta también a la hermana mayor telequinética, que en esta ocasión responde al nombre de Macy Vaughn.

Se podría pensar que se trata de una decisión argumental de la propia serie para emular el rumbo de la ficción original, pero la actriz ya ha explicado en un comunicado que se trata de una iniciativa personal que no le ha resultado nada fácil de tomar. No obstante, no entra en detalles específicos, dejando la duda de si simplemente quiere dejar Embrujadas para buscar nuevos retos o de si, al igual que pasó con Shannen Doherty y los rumores de sus tensiones en el set con Alyssa Milano, su salida se debe a algún problema durante su estancia en la serie.

"Interpretar a Macy en Charmed durante las últimas tres temporadas ha sido un inmenso privilegio y he disfrutado mucho trabajar con nuestros fantásticos productores, creativos, reparto y equipo", dijo Mantock. "Estoy increíblemente agradecida con The CW y CBS Studios por mi tiempo en la serie y por ser un apoyo brillante en mi decisión difícil de irme. Muchas gracias a nuestros fans, que pueden esperar la que será una espectacular cuarta temporada", explicaba la actriz.

Embrujadas ( Colin Bentley/The CW -- © 2019 The CW Network, LLC. All rights reserved, cortesía de HBO)
Embrujadas ( Colin Bentley/The CW -- © 2019 The CW Network, LLC. All rights reserved, cortesía de HBO)

Ante esta situación, hace que podamos hablar de una maldición que acompaña a la serie respecto al personaje de la hermana mayor telequinética, aunque en esta ocasión no sabemos si se optará por contratar a otra actriz que ocupe su hueco o por matar al personaje, como ocurrió con el de Shannen Doherty. Además, en el caso de que se elija esta última opción, tampoco sabemos si introducirá un nuevo personaje que sea el relevo espiritual de Paige Matthews, el rol de Rose McGowan.

Recordemos que Shannen Doherty dejó la serie en 2001 con todos los rumores apuntando a una tensa relación con Alyssa Milano en el set de rodaje. Pero lo cierto es que Dohertey tenía fama de ser una persona complicada, como bien reconocieron sus compañeros de la serie Sensación de vivir. Y es que actrices como Jennie Garth, que interpretó al personaje de Kelly Taylor en esta ficción adolescente donde Doherty participó antes de Embrujadas, contó en su autobiografía que la actriz era conocida por salir mucho de fiesta, llegar tarde al set y alimentar las peleas con sus compañeros. “Hubo momentos en los que nos queríamos y hubo momentos en los que nos queríamos arrancar los ojos”, escribía sobre su compañera de reparto.

Esta actitud se habría trasladado a las grabaciones de Embrujadas, donde, acorde medios como Daily News, Alyssa Milano se atrevió incluso a pedir el despido de Shannen Doherty ante la situación rígida que vivían. Los productores se negaron, pero Doherty se enteró de la petición de Milano y optó por abandonar la serie por su cuenta. Sin embargo, esta rivalidad ya es historia, puesto que ambas actrices terminarían por hacer las paces con los años.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un post de Instagram no disponible por tus preferencias de privacidad

La reconciliación llegó en 2015, cuando Doherty fue diagnosticada de un cáncer de mama, momento en el que Alyssa Milano decidió mostrar su apoyo a su compañera en redes sociales y escribirla personalmente. "Tuiteé, le mandé un mensaje privado y le expresé mi preocupación y cómo todos estaban de su lado. Todos la apoyamos y ella estaba muy agradecida de que yo me acercara, lo cual fue muy dulce", dijo Milano a Entertainment Tonight.

Por su parte, Shannen Doherty también habló con ET reconociendo que durante las grabaciones de la serie “había demasiado drama en el set y no había suficiente pasión por el trabajo”, aunque años después, admitía no tener tiempo para el drama en su vida.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Por ahora, los productores del reboot de Embrujadas solo han mostrado un mensaje de agradecimiento hacia Madeline Mantock, no desvelando detalles sobre cuál será el rumbo de la serie a partir de ahora. "No podemos agradecer lo suficiente a Madeleine por su increíble e inspirador trabajo en Embrujadas", declararon en un comunicado. "La echaremos de menos tanto como los fans, pero también respetamos su decisión de seguir adelante. Este es un momento difícil en el mundo y todos tienen que seguir su corazón".

Y es que la marcha de un personaje principal podría suponer un duro revés a la serie, como bien se demostró con la bajada de la audiencia en la Embrujadas original tras la salida de Shannen Doherty. Mientras la tercera temporada cerró sus emisiones con una media de 5,3 millones de espectadores (según datos de Nielsen), la cuarta empezó a mostrar signos de agotamiento bajando hasta los 4,44 millones, es decir, casi un millón por debajo. Bien es cierto que en su quinta temporada la media volvió a estar por encima de los 5 millones, pero habrá que ver hasta qué punto esta nueva serie consigue mantener o reflotar el interés de la misma manera. Por ahora, habrá que comprobar qué salida le dan al personaje de Madeline Mantock con el final de la tercera temporada, que se podrá ver este viernes 23 de julio en HBO.

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente