El secreto para no picar entre horas (y está delicioso)

Sí, es mantequilla de cacahuete; se puede (y de debe) tomar

(Getty)
¡Ummm… qué rico! Esta pasta super-nutritiva tiene muy mala fama pero tomándola en el desayuno (y en versión bio, sin azúcar) tiene más ventajas que pegas. (Getty)

A ver, calma. Ya sé que ahora mismo muchos de vosotros estaréis algo escolocados porque este producto que forma parte de la cultura americana desde tiempos inmemoriables se caracteriza por tener un alto contenido en calorías. Pero resulta que la mantequilla de cacahuete contiene un 80 por ciento de grasas insaturadas, y además, es una fuente de vitamina E, de proteínas, de magnesio y de zinc.

Como bien sabéis, las grasas son indispensables para mantener la salud del organismo: sacian, equilibran el calor corporal, nos aportan energía, nos ayudan a absorber vitaminas liposolubles, participan en la coagulación sanguínea y la presión arterial y son necesaria para el mantenimiento estructural y el funcionamiento de todo el cuerpo.

Por lo tanto, hacer una dieta libre de grasas saludables nos acabará comportando, seguramente, problemas a la larga.

Otra forma saludable de tomar ‘Peanut butter’, dips de manzana. (Foto: Getty)
Otra forma saludable de tomar ‘Peanut butter’, dips de manzana. (Foto: Getty)

También las proteínas vegetales son indispensables en nuestro organismo. Están hechas a base de aminoácidos, que son como los tabiques que requiere nuestro cuerpo para generar músculo, reparar tejidos, producir hormonas, etc.

Existen 20 aminoácidos que se dividen en ‘esenciales’ y ‘no esenciales’ porque algunos los podemos sintetizar en nuestro propio cuerpo, pero otros no, y por lo tanto es necesario adquirirlos a través de la dieta. Todos son absolutamente importantes y participan en distintos procesos.

La diferencia es que los alimentos de origen animal como el huevo o la leche de vaca por lo general son ricos en todos los aminoácidos esenciales y por lo tanto coloquialmente se dice que son una “proteína completa”.

En los alimentos de origen vegetal, esto sucede raramente, con algunas excepciones como el amaranto o la quinoa. Y esa es la razón por la que para “completar” los aminoácidos que equivalen a un bocado de carne, hay que comer, por ejemplo, crema de cacahuete y pan de trigo integral al mismo tiempo.

Aguacate, queso, salmón y tomate¨: un potente montadito a base de alimentos con alto contenido en grasas buenas que te ayudará a mantener la moral y evitará atracones posteriores. (Getty)
Aguacate, queso, salmón y tomate¨: un potente montadito a base de alimentos con alto contenido en grasas buenas que te ayudará a mantener la moral y evitará atracones posteriores. (Getty)

Otras ventajas de las proteínas vegetales es que suelen ser alimentos ricos en fibra, vitaminas, minerales y fitoquímicos, mientras que los alimentos de origen animal por lo general no tienen.

Se ha identificado que algunos grupos de alimentos como las leguminosas y los granos enteros contienen ciertos tipos de aminoácidos y al comerlos juntos se “complementan” y forman una proteína completa. Este conocimiento se ha observado en tradiciones gastronómicas y culturales de grupos humanos de la antigüedad, como es el caso de Mesoamérica, donde existía la unión del maíz con las alubias y la calabaza.

¿Qué pasa si tomas pocas proteínas vegetales?

Según nos cuenta Rocío Río de la Loza, Health Coach y experta en nutrición, una carencia de estos nutrientes podría ocasionar efectos negativos serios. ¿El principal? Que afecta al crecimiento y el desarrollo del cuerpo; esto es particularmente importante en los niños y las mujeres embarazadas.

Además, retarda la reparación de tejido (por ejemplo que tarden mucho en sanar las heridas), ocasiona problemas hormonales, debilita el sistema inmunológico (por lo que puedes enfermarte a menudo), se debilitan los músculos y los huesos, aparece estrés emocional, hay problemas cognitivos, como la dificultad para recordar las cosas o concentrarse, etc.

Hay muchas formas de tomar tostadas. Si aprendes a desayunar, cometerás menos errores a lo largo del día. (Pinterest)
Hay muchas formas de tomar tostadas. Si aprendes a desayunar, cometerás menos errores a lo largo del día. (Pinterest)

¿Cómo puedes saber si no estás comiendo suficiente proteína?

Entre los síntomas habituales que puede sufrir, estos son los más reconocibles:

  • Dolor muscular.

  • Cansancio

  • Retención de líquidos (hinchazón).

  • Daños en las uñas, piel y cabello.

  • “Neblina mental”.

Si tienes alguno de estos problemas de manera habitual, empieza a pensar que quizás no estás tomando la cantidad de proteínas vegetales que necesitas.

Incluye las proteínas vegetales en la dieta habitual

Los siguientes grupos de alimentos contienen proteínas vegetales beneficiosas para la salud:

Con esto no os estoy animando a agarrar un bote de ‘peanut butter’ y poneros ciegos. Zampártelo de una tacada sería una auténtica prueba de fuego para tu estómago aparte de una soberana estupidez.

Lo que quiero decir es que si lo tomáis con cabeza, en su versión ‘healthy’, os proporcionará energía y una buena dosis de grasas saludables, que podréis quemar a lo largo de la jornada. Por eso el desayuno es el momento ideal para tomarlo, untado en una tostada de pan integral con un topping dulce de arándanos o bayas.

Y como te decía, tienes un montón de opciones más (revisa la lista anterior). Anímate a consumir e incluir en tu dieta habitual proteínas vegetales y empieza a notar en tu organismo los múltiples beneficios que nos aportan.

También te puede interesar:

“Mañana me pongo a dieta”: la frase que te hará fracasar nada más empezar

Deja de tomar esto, además de adelgazar (sin esfuerzo), evitarás muchas enfermedades crónicas

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente