El motivo por el que las mujeres dejan de tener relaciones sexuales

Mantener la actividad sexual es sinónimo de calidad de vida pero hay momentos vitales que nos pueden quitar las ganas. Haz caso a los expertos  para que nada se interponga entre vosotros

Se trata de una afección común entre las mujeres de mediana edad, pero también puede darse en mujeres más jóvenes, sobre todo después del parto o durante el periodo de lactancia materna. (Foto: Getty)

Si eres de las que piensan que los problemas sexuales siempre les pasan a otras o a las mujeres maduras, ¡frena el carro! La vida es larga y antes o después pasa algo y de pronto no sabemos cómo explicarle a nuestra pareja que no queremos tener relaciones. Ese momento existe y hay muchos estereotipos y prejuicios que lo rodean. Por eso, nos hemos puesto en contacto con expertos en la materia que van a desmontar los falsos mitos al respecto al tiempo que nos facilitan las claves para vencer los problemas en las relaciones sexuales.

En España alrededor de 2,6 millones de mujeres padecen síntomas relacionados con la menopausia, sofocos, sequedad vaginal, relaciones sexuales dolorosas, sobrepeso, osteoporosis o insomnio, que afectan a su calidad de vida.

Cuando hablamos de esta etapa de la mujer nos entra pavor y enseguida nos viene a la mente el abanico. “¡Qué horror!, pensamos, ¿me pasará a mí?” (Con toda probabilidad querida)

 “La menopausia es una etapa natural y para afrontarla hay que tener información, conocer qué tipo de síntomas pueden aparecer y saber que hay muchas maneras de combatirla. El láser vaginal o los nuevos tratamientos hormonales y no hormonales figuran entre las actuales herramientas para la atrofia vaginal”, nos cuenta el doctor Santiago Palacios, ginecólogo y director del Instituto Palacios.

Las molestias articulares están entre los síntomas más comunes (más del 80 por ciento de las mujeres con menopausia lo padecen), llegando a ser insoportables en un 50 por ciento de los casos. Los dos factores que más influyen en la aparición de este trastorno son la disminución de estrógenos y la obesidad a la que se tiende en esta etapa.

El dolor puede hacer que ella no disfrute de sus relaciones sexuales y las acabe evitando por completo con tal de no enfrentarse a ello. (Foto: Thinkstock)

“Durante el periodo de la menopausia la mujer tiende a ganar una media en torno a 3-5 kilogramos de peso debido a los cambios hormonales y metabólicos que se producen que aumentan el apetito y disminuyen la saciedad”, sostiene la Dra. Mila Martínez, ginecóloga y responsable de la Unidad de Menopausia del Hospital General de Cataluña (España).

Para prevenir el deterioro articular, Teresa Figueres i Juher, licenciada en Biología y especialista en colágeno, explica que el colágeno asimilable es una ayuda alimentaria que subsana, previene y retrasa la pérdida del colágeno que disponemos en nuestro organismo.

“A partir de los 25-30 años, el colágeno de nuestro cuerpo empeora de calidad y disminuye progresivamente en cantidad de manera que a partir de los 50 años sus efectos ya son muy visibles en nuestro cuerpo”, comenta la bióloga.

Otro de los síntomas más molestos de la menopausia es la atrofia vulvovaginal, que provoca dolor en las relaciones sexuales, un trastorno importante para la vida personas que está “infradiagnosticado e infratratado” según nos cuenta Francisca Molero, ginecóloga y directora del Instituto de Sexología de Barcelona y presidenta de la Federación Española de Sociedades de Sexología (FESS).

Según esta experta, los médicos tienen que formarse y deben preguntar a sus pacientes por su vida sexual de forma sistemática, ya que, según refieren las mujeres en el estudio REVIVE España, el dolor es la causa fundamental por la que se dejan de tener relaciones sexuales.

Por su parte, la psicóloga y sexóloga Rosario Castaño, del Instituto Palacios, considera que en esta etapa vital, la mujer puede enfrentar dificultades reales pero todavía “pesan más los estereotipos sociales y prejuicios personales”.

¡Déjalo ya! El riesgo de atrofia vaginal también aumenta entre las mujeres que fuman. (Foto: Getty)

La causa principal de la atrofia vaginal es la disminución del estrógeno, conocido como la hormona de la mujer, que juega un papel muy importante en el deseo sexual y la salud reproductiva de la mujer, pues favorece el engrosamiento de la pared vaginal y facilita la lubricación vaginal.

Para vencerlo hay que detectar los primeros síntomas:

  • Disminución en la lubricación vaginal
  • Ardor en la vagina
  • Dolor o sangrado leve durante el acto sexual
  • Ardor al orinar
  • Orinar frecuentemente y con un deseo de urgencia
  • Incontinencia urinaria

y ser proactivas en esta etapa, hablando sin cortapisas con la pareja y los especialistas, y poniendo por delante los intereses personales de la mujer para lograr tener una vida sexual apasionante también en la menopausia o durante cualquier etapa en la que se presente esta afección. Aunque se trata de problema común pocas mujeres hablan sobre vaginitis atrófica o la  tratan, y esto es un grave error.

Contraer y relajar los músculos vaginales ayuda a fortalecer la vagina y aumentar el placer. (Foto: Getty)

También es importante no olvidarse de la musculatura del suelo pélvico, conjunto de estructuras que cierran la cavidad abdominal en la parte inferior del abdomen cuya función es dar soporte a los órganos de esta zona.

“Los ejercicios de Kegel previenen la incontinencia urinaria de esfuerzo y mejoran las relaciones sexuales y para las personas que no tengan control o concienciación del suelo pélvico existen los ejercitadores”, apunta Matilde Fernández, matrona del Centro de Salud Rosa de Luxemburgo de San Sebastián de los Reyes (Madrid).

Si quieres saber más sobre esta etapa echa un vistazo a ella y el abanico, que con sus 2.000.000 visitas se ha consolidado como el portal de referencia sobre la menopausia en los países de habla hispana. Nació en 2010 con el objetivo de reivindicar que la menopausia no es una enfermedad sino una etapa más y facilitar a las mujeres el camino hacia ella. Ahora, con una comunidad 2.0 de más de 9.000 personas, se afianza como un lugar de encuentro e intercambio en la red y una excelente plataforma en pro de la visibilidad de las mujeres de más de 50 años.

También te puede interesar:

¿Qué ‘desviación’ sexual es tan saludable y enriquecedora como ir de museos o jugar al golf?

Para ‘curar’ la impotencia necesitas esto