El invento que podría cambiar la vida de millones de personas obesas o con sobrepeso

Mónica De Haro

Si te dijeran que un implante en tu estómago podría ayudarte a perder peso mediante descargas eléctricas, ¿te lo pondrías?

La obesidad se asocia o es <a href="https://es.vida-estilo.yahoo.com/lo-siento-pero-no-hay-gordos-sanos-ni-felices-060918249.html" data-ylk="slk:causa directa de muchos trastornos;outcm:mb_qualified_link;_E:mb_qualified_link;ct:story;" class="link rapid-noclick-resp yahoo-link">causa directa de muchos trastornos</a> y enfermedades como la hipertensión arterial, diabetes mellitus, dislipemia, el síndrome de apnea del sueño. (Foto: Shutterstock)
La obesidad se asocia o es causa directa de muchos trastornos y enfermedades como la hipertensión arterial, diabetes mellitus, dislipemia, el síndrome de apnea del sueño. (Foto: Shutterstock)

La obesidad es una enfermedad crónica de tendencia epidémica en el mundo y se ha convertido en uno de los retos más difíciles en salud pública, no sólo en países desarrollados, sino también en vías de desarrollo.

Según la OMS, entre 1980 y 2014, la prevalencia mundial de obesidad casi se ha duplicado. En España, según el estudio ENPE (‘Epidemiología de la Obesidad en España’) publicado en 2016, el 39,3 por ciento de la población tiene sobrepeso; y un 21,6 por ciento obesidad (22,8 por ciento en hombres y 20,5 por ciento en mujeres), cifras que aumentan con la edad.

Y a medida que las tasas de obesidad aumentan, la búsqueda de soluciones innovadoras es más urgente que nunca. Este hallazgo podría ofrecer nuevas esperanzas: científicos han dado con la maneras de engañar al cerebro para que consuma menos alimentos.

Investigadores de la Universidad de Wisconsin-Madison (EEUU) y la Universidad de Ciencia y Tecnología Electrónica de China (Chengdu, China), han inventado un dispositivo que se adapta a la parte externa del estómago y que da pequeños impulsos eléctricos, muy leves (de apenas 0.5 voltios), para reducir la sensación de hambre.

Xudong Wang, creador del implante, muestra el pequeño dispositvo que crea <strong>cortocircuitos cuando hay punzadas de hambre.</strong> (Foto: Sam Million-Weaver/WISC)
Xudong Wang, creador del implante, muestra el pequeño dispositvo que crea cortocircuitos cuando hay punzadas de hambre. (Foto: Sam Million-Weaver/WISC)

“Hemos desarrollado un dispositivo smart implantable que estimula el nervio vago de nuestro cuerpo, con el propósito de reducir la ingesta de alimentos. Produce una especie de pulsos eléctricos en respuesta a movimientos estomacales y los transmite a través de este nervio al cerebro, como una señal de plenitud artificial que previene que comamos más“, explica Xudong Wang, profesor de ciencia e ingeniería y líder del equipo.

En las pruebas de laboratorio, los dispositivos ayudaron a las ratas a perder casi el 40 por ciento de su peso corporal. Los resultados del estudio, publicados en la revista Nature Communications, confirmaron que los roedores habían perdido el 38 por ciento de peso en solo 15 días, que se mantuvo durante un período de 100 días sin rebote.

¿Es un método seguro?

Está técnica se conoce como ‘neuromodulación’, y es una estrategia terapéutica reversible y no destructiva que puede manipular las funciones corporales estimulando o influenciando las señales neurofisiológicas a través de las redes neuronales para lograr un propósito terapéutico.

Esa estimulación engaña al cerebro haciéndole creer que el estómago está lleno después de solo unos pocos mordiscos de comida

De manera que esos pequeños dispositivos (miden menos de 1 centímetro) se pueden implantar mediante un procedimiento mínimamente invasivo y generan suaves impulsos eléctricos a partir de los movimientos naturales del estómago, que van dirigidos al nervio vago, que une el cerebro y el estómago y actúa como un puente para transportar información entre el sistema nervioso central y el cuerpo.

El sistema de estimulación del nervio vago está compuesto por un nanogenerador flexible, biocompatible y sin baterías, que se adhiere a la superficie del estómago y genera pulsos eléctricos bifásicos en respuesta a la peristalsis gástrica.

Este novedoso sistema evita el picoteo entre horas al bloquear la sensación de hambre. (Foto: Getty)
Este novedoso sistema evita el picoteo entre horas al bloquear la sensación de hambre. (Foto: Getty)

Esas señales eléctricas generadas por el dispositivo estimulan las fibras aferentes del nervio vago para reducir la ingesta de alimentos y realizar el control de peso. Las ‘pulsos’ se correlacionan con los movimientos del estómago “mejorando una respuesta natural para ayudar a controlar la ingesta de alimentos”, explica Wang.

A diferencia del bypass gástrico, que altera permanentemente la capacidad del estómago, los efectos de estos nuevos dispositivos son reversibles. Cuando Wang y sus colaboradores retiraron los dispositivos después de 12 semanas, las ratas del estudio reanudaron sus patrones normales de alimentación y el peso volvió a subir.

Una ventaja potencial del nuevo dispositivo sobre los estimuladores de nervios vagos existentes, según los investigadores, es que es un sistema inteligente y autosensible que no requiere carga externa. Con este método los pacientes se ahorrarán el tener que cargar una batería varias veces a la semana durante una hora diaria o más ya que el dispositivo de Wang no contiene baterías, electrónica ni cableado. Se basa en las ondulaciones de las paredes del estómago para alimentar sus generadores internos. Eso significa que solo estimula el nervio vago cuando el estómago se mueve.

“Responde automáticamente a la función de nuestro cuerpo, produciendo estimulación cuando es necesario. Nuestro cuerpo es el que más sabe”, señala Wang.“Nuestra expectativa es que el dispositivo sea más efectivo y conveniente de usar que otras tecnologías”.

¿Qué te parece este avance? ¿Crees que podría cambiar la vida de millones de personas obesas o con sobrepeso

También podría interesarte:

La obesidad también está en la cabeza (trabaja tu autoestima para adelgazar sin efecto rebote)

Lo mejor que puedes hacer por su salud (y la tuya)

¿Puede el metabolismo determinar tu peso?

La inmunonutrición o cómo las pequeñas decisiones que tomas cada día influyen en tu salud

Deja de comer controlando desde la cabeza (mentalidad de dieta), así fracasarás otra vez

¿Cuántas calorías necesitamos para estar sanos?

¿Cómo afectan los horarios de tus comidas a tu salud?

El último motivo (de peso) para descalzarse al llegar a casa