El día que cambió la vida profesional de Mila Ximénez

·5 min de lectura

El pasado miércoles 23 de junio la luz de Mila Ximénez se apagó a los 69 años de edad. La colaboradora de Sálvame y de la revista Lecturas perdió la vida en su casa de Madrid tras doce meses de lucha contra el cáncer de pulmón. La tertuliana, que falleció acompañada de su familia, ha dejado un dolor insondable en la audiencia del magacín de Telecinco. Y si bien la sevillana se hizo especialmente conocida en el universo Mediaset gracias a su trabajo en este programa vespertino lo cierto es que el día que cambió su vida profesional tuvo lugar unos cuántos años antes gracias a Aquí hay tomate.

©Mediaset
©Mediaset

La pérdida de Mila Ximénez ha dejado completamente devastados a los seguidores de Sálvame así como a los compañeros que han trabajado con ella durante su trayectoria profesional, sobre todo Jorge Javier Vázquez que ha pasado de tocar el cielo profesional en su día más difícil como presentador a desahogarse como nunca en el plató. Y es que la veterana periodista se ha pasado una gran parte de su vida delante de las cámaras.

Mila Ximénez nació en Sevilla el 21 de mayo de 1952 y si bien comenzó a estudiar Periodismo en su ciudad natal nunca terminó la carrera ya que, a los 18 años, se fue a vivir a Madrid para arrancar su verdadera trayectoria profesional que se ha extendido a lo largo de cinco décadas. De primeras, la sevillana adoptó profesionalmente el apellido de su marido puesto que se hizo conocida por el gran público a raíz de su boda con el tenista Manolo Santana que se celebró en Marbella el 9 de enero de 1983. Un año después nacería su única hija, Alba. A pesar de que se convirtieron en la pareja de moda se acabaron divorciando en 1986.

Dejando a un lado las desavenencias de Mila Ximénez con Manolo Santana, los orígenes profesionales de la periodista parten de sus colaboraciones en la prensa, en 1984 en La Revista, la publicación del corazón dirigida por Jaime Peñafiel, y seguidamente en el diario ABC (donde se hizo cargo de una sección de entrevistas titulada Café con Mila Santana).

Entre 1985 y 1987 Mila Ximénez se convirtió en una de las piezas esenciales del programa radiofónico Directamente Encarna que conducía Encarna Sánchez en la Cadena COPE. Sin embargo, y a pesar de la notoriedad y estabilidad que logró en este espacio, un enfrentamiento de la sevillana con la popular locutora derivó en los años más oscuros de la protagonista. De hecho, en 2018 la televisiva explotó en Sálvame y reconoció que “yo no he comido nunca de Encarna Sánchez. A mí me puso fuera de España, que no trabajé en 11 años, a mí me dejó en la ruina más absoluta porque yo jamás quise tener más relación con ella que la laboral y cuando no quise tener más relación que la laboral me puso fuera del país”.

Y es precisamente en este contexto, en el que llegó a tocar fondo profesional y económicamente, que Aquí hay tomate se erigió como su tabla salvavidas. En otras palabras, el irreverente programa de Telecinco marcó su renacer personal y sirvió para descubrir a una de las colaboradoras más guerreras de la pequeña pantalla que acabó formando el conocido como eje del mal junto a Kiko Matamoros y Kiko Hernández.

Tras concluir su colaboración en el programa Directamente Encarna, Mila Ximénez desapareció del mapa así que resultó cuanto menos impactante que, después de un tiempo de silencio, reapareciera en la pequeña pantalla allá por 2003 desvelando detalles íntimos precisamente de Encarna Sánchez e Isabel Pantoja. La revelación de la periodista la situó de nuevo en escena, es decir, a partir de ahí empezó a tener peso en Telecinco como el personaje televisivo tan cañero que ha acabado siendo hasta el final de su vida.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un vídeo de Youtube no disponible por tus preferencias de privacidad

La audiencia del programa presentado por Jorge Javier Vázquez y Carmen Alcayde se quedó fascinada ante la primera aparición de la periodista hablando de la tonadillera quien, todo sea dicho, llegó a demandar a la colaboradora y pedirle 300.000 euros por injurias y calumnias continuadas. Y es que Mila Ximénez se convirtió en el principal azote de la madre de Kiko Rivera acusándole, entre otras perlas, de "rara, siniestra, extraña, oscura”. En 2019, y gracias al fichaje bomba de Isabel Pantoja por Supervivientes, ambas enterraron el hacha de guerra con un emotivo abrazo tras encontrarse en las instalaciones de Mediaset.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un tuit no disponible por tus preferencias de privacidad

Bendito el día en el que Raúl Prieto la rescató para Aquí hay tomate, que siempre me acordaré. Mila estaba desaparecida desde hacía años. Me acuerdo que Ana Rosa estaba en la otra cadena y llegaba Ana Rosa con la nueva programación en septiembre y en Aquí hay tomate pensábamos qué podemos hacer para combatir la llegada de Ana Rosa. Y yo no sé a quién se le ocurriría del equipo de investigación de Aquí hay tomate y dijeron: Mila Ximénez”, recordó el pasado miércoles Jorge Javier Vázquez en el especial de Sálvame valorando el papel clave que jugó el actual director de Viva la vida en su nexo de unión con la sevillana.

“Fue Raúl a grabarle una entrevista a Sevilla hablando de Encarna y yo me acuerdo que ese fin de semana, estaba yo con Geles (Hornedo) en una playa de Alicante y habíamos puesto solo los cebos pero no sabíamos qué íbamos a decir y la gente por la calle: ¿pero qué va a pasar el lunes? Había conmoción nacional por lo que iba a pasar el lunes y, a partir de ahí, volvió Mila Ximénez a nuestras vidas. Y yo creo que para muchos de nosotros, sin menospreciar a otros programas, para Mila el aparecer en otros programas fue el previo para convertirse en Sálvame en una de las mujeres más carismáticas de este país. En una profesional como pocas, entregada, añadió el presentador catalán ahondando en cómo para su amiga del alma Aquí hay tomate, donde no tuvo reparos en acusar a la cantante de coplas y en poner en el punto de mira a Encarna Sánchez, marcó su despegue en la pequeña pantalla. Un primer paso para revolucionar las tardes de Telecinco hasta el final de sus vidas.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un post de Instagram no disponible por tus preferencias de privacidad

Aquí hay tomate, por tanto, sirvió a Mila Ximénez para incorporarse a la plantilla de colaboradores de la cadena televisiva de Fuencarral, participando en diferentes programas como Crónicas marcianas, TNT, A tu lado, La noria o Sálvame donde hasta prácticamente el final de sus días se ha mostrado visceral e incombustible. De todos ellos, aunque el late night liderado por Javier Sardà se erigió como su gran puerta abierta, confesó a Risto Mejide en Chester en 2018 que no guarda buen recuerdo de aquella etapa televisiva: “Si pudiera borrar de mi currículo, de mi vida y de mis imágenes mis años en Crónicas daría cualquier cantidad de dinero. Para mí fue la colaboración más humillante. Éramos como cerdos metidos en el corral. Era todo insultar y a ver quién insultaba más y quién era más zafio y quién era más cruel”.

Cabe destacar además que en 2016 Mila Ximénez fichó como colaboradora de la revista Lecturas siendo uno de sus últimos trabajos la entrevista con Kiko Rivera en la que el DJ denunció las presuntas irregularidades de su madre en la gestión de la herencia de Paquirri. Ese mismo año también participó en el concurso Supervivientes, quedando clasificada en la tercera posición detrás de Yola Berrocal y Jorge Díaz. De igual manera, se clasificó en el tercer puesto de GH VIP 7 detrás de Alba Carrillo y Adara Molinero.

En resumen, ha perdido la vida una de las profesionales todoterreno de Mediaset. Una periodista que, tras saborear las mieles del éxito en su primera etapa en la prensa y la radio, supo reconducir su carrera delante de las cámaras gracias a su afán por no morderse la lengua.

Más historias que te pueden interesar:

Imagen: ©Mediaset

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente