El curioso caso de Duo, la gata que nació con dos caras

La protagonista de esta curiosa historia se llama Duo. Es una pequeña gatita que nació con diprosopus, una extraña enfermedad congénita por la que algunas personas o animales poseen una duplicidad de elementos de su cuerpo. En el caso de este felino, tiene dos caras, aunque no todas sus partes están duplicadas. Tiene dos bocas, pero no cuatro ojos, sino tres.

La gatita Duo, que padece una enfermedad congénita que le hace tener dos caras. (Créditos: Facebook/Duo the two-faced cat)

Duo ha sido adoptada por Ralph Tran, un veterinario de California al que avisaron de su existencia y no dudó en hacerse cargo de ella. La mascota de un buen amigo que vive en Colorado tuvo una camada de gatitos, entre los que estaba la pequeña Duo, que fue rechazada por su madre. Y para asegurarse de que un animal de estas características iba a recibir los cuidados necesarios, pensó que Ralph sería una buena opción.

Tiene dos narices en funcionamiento, dos bocas que comen de manera independiente y tres ojos, aunque el central no es funcional y es necesario extirparlo quirúrgicamente cuando sea lo suficientemente grande para ello. Al principio se negaba a comer, había que alimentarlo a través de una sonda y luego con jeringuilla. Ahora come por sus dos bocas.

Poco a poco va mejorando sus capacidades y se mueve con rapidez. (Créditos: Facebook/ Duo the two-faced cat)

Los animales que sufren este tipo de enfermedad, no suelen vivir más que pocos días. Sin embargo, Duo ya tiene cuatro meses de vida y parece que mejora día a día sus capacidades motrices, lo que hace pensar que pueda seguir viviendo bastante más tiempo. Por lo pronto, en su página de Facebook es todo un fenómeno de masas.

También te puede interesar: