El ayuno también limpia las emociones, además del cuerpo

Aumenta el número de personas que lo practica para solucionar conflictos emocionales

image

Los expertos aconsejan recurrir a terapias alternativas de sanación para mantener la armonía y el equilibrio. (Foto: Getty Images)

La práctica del ayuno siempre ha estado asociada a la depuración del cuerpo y a la pérdida de peso, pero desde hace un tiempo hasta ahora la sociedad ha encontrado en él una solución para ayudar a resolver problemas emocionales.

Así lo afirman desde el centro Mi Ayuno, quienes comentan que el ayuno no es solo un plan nutricional para depurar y adelgazar, sino que se ha convertido en un fenómeno que permite adentrarse y trabajar los conflictos emocionales no resueltos de quien que lo practica.

“No solo se limpia el cuerpo a través del ayuno. También se limpian las emociones”, cuenta Damien Carbonnier, director del centro y técnico en Dietética y Nutrición, quien añade que “el porcentaje de gente que repite o realiza ayuno (recomendado por terceros) ha aumentado de manera exponencial en los últimos doce meses”.

Controlado e intermitente (y supervisado por un equipo médico multidisciplinar), el ayuno puede ser bueno para el corazón y el cerebro. (Foto: Getty Images).

Para abordar este tipo de conflictos emocionales se ponen en práctica varios métodos como el autoconocimiento, coaching, psicología e inteligencia emocional, tal y como lo llevan a cabo en el centro Mi Ayuno.

Todas estas técnicas permiten evidenciar el estado actual de la persona a partir de cual se definen acciones a realizar para conseguir el estado deseado.

Los expertos recomiendan realizar estas prácticas en un entorno de plena naturaleza que permite gozar de tiempo libre, paz y de tranquilidad a fin de volver a conectar con uno mismo.

image

Para encontrarte bien no basta con hacer ejercicio y comer bien, si por dentro estás mal necesitas dar un paso más para ‘curarte’. ¡No te de miedo pedir ayuda! (Foto: Getty Images)

Por otro lado, y según el coach Lorenzo Muriel, es bueno solucionar conflictos emocionales porque el ser humano es un todo y debe trabajarse de manera holística. Por tanto, no solo es necesario depurar el cuerpo, alimentarse bien y hacer ejercicio físico, sino que también solucionar la parte emocional”.

Muchas veces son estos conflictos los que provocan desórdenes alimenticios porque nos llevan a no movernos, a comer mal o a perder la ilusión. Y todo eso tiene un componente químico: aparecen hormonas como las del estrés, entre otras.

Por ello, “abordando y solucionando los problemas emocionales aportamos esa parte que también es necesaria para poder tener una salud que se convierte en bienestar y en felicidad”, añade Muriel.

image

Reserva un tiempo semanal para realizar actividades que te inviten a descansar y relajarte. (Foto: Getty Images)

El centro Mi Ayuno ofrece cada mes varias semanas de ayuno en grupo y desde que fundaron la empresa en 2013 hasta la fecha han ido adaptando su propuesta de ayuno bajo supervisión médica para convertirlo en un formato que aúna la parte física (détox) con la parte emocional y psicológica, obteniendo así un programa integral de bienestar.

Por supuesto, para llevar a cabo un programa de ayuno físico y emocional en condiciones necesitarás contar con un equipo de profesionales que se ocupen de solucionar las posibles dudas que puedan ir surgiendo.

En Mi Ayuno tienes a tu disposición a profesionales del sector como Lorenzo Muriel, coach de salud en la Clínica Quirón, y a Jesús Domínguez, osteópata, kinesiólogo, y experto en Medicina Funcional.

También te puede interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente