Los duques de Huéscar disfrutan en familia de su primera Navidad como padres

·3 min de lectura

Definitivamente son unas navidades diferentes para Sofía Palazuelo y Fernando Fitz-James Stuart. Las restricciones sanitarias que han alterado los planes para estas fiestas de la mayoría se compensan en su caso con la gran alegría de su 2020: la llegada al mundo de su primera hija. Por primera vez, disfrutan de estas fechas tan señaladas con la pequeña Rosario, que ya tiene tres meses, y lo hacen con algunos de sus seres queridos como se puede ver en las fotografias en las que aparecen saliendo con su coche el día 25 de diciembre.

Fernando Fitz-James Stuart, sobre su hija Rosario: 'Se porta muy bien'

Duques de Húescar
Duques de Húescar

Con el duque de Huéscar, muy elegante con corbata granate, al volante, la pareja se dispone a celebrar juntos el día de Navidad en Madrid. Sofía, con un jersey de cuello alto color crema, ocupa el asiento del copiloto, mientras que atrás se encuentra una mujer de su entorno. Todos ellos presentan un rostro relajado del que se escapan ligeras sonrisas en muchos momentos, como se puede apreciar en las imágenes. Es imposible ver a la pequeña, pero es probable que vaya en el asiento trasero en el portabebés correspondiente. Aunque estas fiestas sean más reducidas de lo que es habitual en la Casa de Alba también darán la bienvenida a un año que llega cargado de buenas noticias como la próxima boda de Carlos Fitz-James Stuart y Belén Corsini.

VER GALERÍA

Sofía Palazuelo
Sofía Palazuelo

VER GALERÍA

Duques de Huéscar
Duques de Huéscar

La pequeña, tal y como explicaron sus padres recientemente se porta estupendamente. "Está muy bien. Es muy pequeña y todavía no se parece a nadie, pero es una monada y nos deja dormir por las noches. Estamos muy contentos" contaba al feliz mamá primeriza en el cumpleaños del duque de Alba, cuando solo tenía unas semanas. Ahora, apenas dos meses más tarde, Rosario disfruta de su primera Navidad, con su bautizo aún pendiente. La ceremonia estaba prevista para el pasado 11 de octubre en la iglesia sevillana de San Román, pero tuvo que ser pospuesta debido a las restricciones de la pandemia, tal como avanzó ¡HOLA! en primicia. El matrimonio tenía prevista una jornada íntima pero llena de detalles significativos. La futura duquesa de Alba iba a lucir el mismo faldón de cristianar que llevó su padre hace tres décadas y, tras la ceremonia religiosa, pensaban hacer una pequeña celebración con algunos allegados en el palacio de Las Dueñas. A pesar del aplazamiento, sus planes siguen intactos y se espera que estén presentes un reducido número de personas, como los abuelos y los padrinos. Para este importante cargo han elegido a Blanca Barrera-Cuadra, íntima de la aristócrata, y a Beltrán Palazuelo, hermano pequeño de ella y la persona que le presentó a su actual marido.

Los duques de Huéscar arropan a Eugenia Martínez de Irujo en su exposición de pintura

La llegada de Rosario se produjo un mes antes del segundo aniversario de boda de sus padres. Los duques de Huéscar se dieron el 'sí, quiero' el 6 de octubre de 2018 en el Palacio de Liria, Madrid, ante la presencia de doña Sofía. Desde entonces, la discreción ha sido su máxima. También lo han hecho durante este embarazo, que desveló ¡HOLA! el pasado mes de abril. La pequeña, primera nieta del duque de Alba será la XXI duquesa de Alba de Tormes y la cuarta mujer en la historia de la Casa de Alba en ostentar ese título por derecho propio. Antes que ella lo hicieron su bisabuela Cayetana Fitz-James Stuart y Silva, Cayetana de Silva y Álvarez de Toledo y María Teresa Álvarez de Toledo y Haro, que fue la primera mujer en llevar el ducado en el siglo XVIII.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente