DRAMA en los preparativos de la boda de Fani y Christofer: problemas con los trajes y dejan a varios amigos fuera

·3 min de lectura
Photo credit: Fani Carbajo - Instagram
Photo credit: Fani Carbajo - Instagram

Fani y Christofer están a punto de cambiar de vida radicalmente: hasta ahora llevaban varios años saliendo entre idas y venidas, compartiendo piso y criando juntos al hijo de ella, pero este 2022 va a suponer un punto de inflexión: van a convertirse en padres y, además, van a pasar por el altar después de posponer la boda en varias ocasiones por la pandemia. Sin embargo, la fecha se les ha echado encima, y aunque ya tenían varias cosas planificadas, van a tener que hacer un pequeño 'sprint' final, porque Fani ya ha adelantado la fecha de la boda en su canal de mtmad: ¡será antes de verano! Lo cual les deja sólo unas semanas para finiquitar preparativos (algunas cosas, como el lugar de celebración, ya está cogido y el vestido esperando a hacer unos arreglos) y asegurarse de que salga todo perfecto. "Va a ser un bodorrio que va a dar mucho que hablar", ha adelantado Fani, y es que ella de montar saraos sabe un rato...

Al menos, ellos lo van a intentar, pero ya prevemos que se va a avecinar drama: Fani ya ha confesado que no sabe si su vestido estará listo: "A mí me tomaron medidas cuando yo volví de 'Supervivientes', en 2020, que estaba muy delgada, y ahora no me sube. Me sobran 12 centímetros de cintura (para caber)". Y teniendo en cuenta que la boda está al caer, la dieta no es ya una opción, y podría haber problemas para que esté a tiempo: "Han hablado con fábrica y están ya con ello", ha contado un poco intranquila, y es que con el traje de Christofer y su hijo pasa algo similar: el novio ha engordado y su hijo ha crecido, así que están también a tope con los arreglos de última hora...

Photo credit: Mediaset
Photo credit: Mediaset

Otro quebradero de cabeza ha sido la lista de invitados, que en los últimos meses ha variado mucho, y es que habrá unas cuantas personas que esperaba la convocatoria se va a quedar fuera: "Habrá nuevos invitados. No van a venir las mismas amigas que tenía hace unos meses: algunas me han defraudado, otras paso de ellas porque no me interesa tenerlas en mi vida después de los feos que me han hecho... Hay gente de este mundo de la tele o de las redes que no me interesa ni para tomar una copa, porque tampoco soy una falsa. Si no les trago, no les trago", ha dicho tajante en su canal, a lo que después ha añadido: "No quiero gente de postureo que venga sólo a echarse la foto".

Photo credit: Mediaset
Photo credit: Mediaset

Ahora tiene nuevas amistades con quienes comparte mucho más, y que quieren que estén ese día, pero previendo las críticas, Fani se ha adelantado a defenderse: "Algunos dirán 'se pegan a ti por ser famosa'. Bueno, tampoco soy yo Tamara Falcó", ha bromeado.

Sin duda, Fani está en un momento precioso de su vida a sus 37 años después de haber tenido una juventud problemática y una familia desestructurada: "Estoy feliz. Por un momento las cosas me van bien: una boda a la vista, un hijo a la vista, otro adolescente ya y un negocio que va funcionando", ha contado.

Photo credit: Mediaset
Photo credit: Mediaset

Preparada para ser mamá de nuevo

Si hay algo que llena a Fani ahora mismo, además de su boda, es el bebé que quiere tener y que pronto podría estar en camino: ella y Christofer han elegido la opción de la reproducción asistida, y si todo va bien podría casarse embarazada: "Me encantaría, como hizo mi madre embarazada de mí, aunque espero no engordar mucho".

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente