La discusión más tensa de Amador Mohedano y Rosa Benito: en la notaría por la herencia

·2 min de lectura
Photo credit: Gtres
Photo credit: Gtres

El ex matrimonio compuesto por Amador y Rosa Benito ha tenido grandes momentos de tensión, muchos de ellos guardados en un secreto a voces y otros de los cuales aún no hemos sido conscientes. Ahora, Rocío Carrasco en un nuevo capítulo de su documental ha querido poner luz sobre uno de los que aún desconocíamos: la discusión que ambos protagonizaron aún en la notaría durante el reparto de la herencia de Rocío Jurado.

Rocío Carrasco sigue relatando episodios clave de su vida en la época en torno a la muerte de Rocío Jurado. Apoyada en el testimonio de su familia no mediática o amigos, la hija de la cantante ha descubierto algunos comportamientos de sus tíos que no le han gustado, entre los que destacan cómo se enfrentaron a la apertura de la herencia de su madre siendo precisamente Amador Mohedano el que peor parado ha salido de estas declaraciones.

Photo credit: Gtres
Photo credit: Gtres

Según ha recordado la empresaria, "cuando estábamos con las negociaciones, Amador tenía una deuda de 500.000 euros con Hacienda", lo que hizo que los nervios de sus tíos estuvieran a flor de piel sin ocultar en ningún momento la tensión que había: "Se enteró toda la notaría de las voces que le daba su mujer. Las voces de su mujer que le dijo que se ahorcara, ‘¡ahórcate Amador Mohedano!’, gritaba Rosa", recuerda.

Ante estas palabras, Amador no se quedó callado y dejó claro que él no era el único responsable de esa situación económica. De hecho, Carrasco recuerda que Rosa también se había beneficiado de todo lo que había pasado.

A pesar de que no fuera el momento, Rocío Carrasco justifica la actitud de sus tíos debido a las circunstancias que estaban atravesando: "Ellos tenían la presión de que querían la herencia para hacer frente al problema que tenían y que había originado Amador. Rosa estaba muy caliente en ese sentido y es en ese momento en el que ella tiene un más y un menos con Amador".

Según Rocío, esta situación económica y los celos de Amador podrían haber sido el detonante de la separación durante todos estos años, aunque cada vez la reconciliación se podría ver más cerca a juzgar de su última aparición juntos en un plató de televisión.

Photo credit: Gtres
Photo credit: Gtres

Finalmente, Rocío Carrasco fue declarada heredera universal; Amador y sus hijos recibieron una nave industrial; Ortega Cano heredó el usufructo de algunos bienes, la finca de Yerbabuena y el 50% de la ganadería; Juan de la Rosa el dúplex de Chipiona; y Gloria la finca Los Naranjos junto con Amador y la casa Mi abuela Rocío. Además, la casa de La Moraleja se dejaba con la condición de venderla antes de un año repartiendo los beneficios en cuatro partes: dos para Rocío, una para Gloria Camila y otra para José Fernando. Reparto que no gustó: "No están satisfechos con las valoraciones. No están satisfechos con Ana (…) No soportan que me nombre heredera universal. Gloria no lo puede soportar", aseguraba.