Diego Matamoros regresa a los platós con la sombra de montaje a sus espaldas

Qué sabio es el refranero, señores, concretamente aquel que dice ‘Donde dije digo, digo Diego’. El clásico dicho español encaja divinamente con su tocayo, Diego Matamoros, que anda con un cacao mental que tiene a la audiencia confundida. Primero decía que su mujer era muy inocente y que nada de nada con Kiko Jiménez, luego abandonó los platós temporalmente porque estaba deprimido (motivos tenía de sobra), y ahora regresa a los mismos con una media sonrisa de joker (este sábado tiene cita con el Deluxe) para seguir defendiendo la honorabilidad de su mujer. ¿En qué quedamos?

(Mediaset)

Las cosas se están poniendo feas para Diego. Al principio el chico se hacía querer al defender lo indefendible, un coqueteo en toda regla de su mujer Estela con el ya ex de Sofía Suescun. Pero sus idas y venidas de la tele empiezan a oler mal, sobre todo teniendo en cuenta que su imagen de esposo calzonazos y fiel se está resquebrajando. Para empezar, en la gala de este jueves Sofía le llamó “cerdo” por dar a entender en los pasillos que entre ella y él había habido temita. Ella lo niega rotundamente, en cambio él tampoco se ha esforzado mucho en hacerlo, sembrando la duda.

Los rumores de los supuestos tonteos de Diego con otras chicas empiezan a multiplicarse y quizás por eso haya decidido volver a defender a su chica y así cubrirse las espaldas. Esta semana Nagore Robles soltó la primera bomba en su programa Mujeres Hombres y Viceversa. Según la experta en el amor, Diego ha usado sus encantos masculinos con una colaboradora de GH VIP. Los nombres de las posibles candidatas se han ido descartando hasta llegar a Carolina Sobe e Ylenia. La primera parece que no da el perfil, así que es la rubia de Benidorm la que se lleva todas las papeletas. Una teoría que Suescun ha casi confirmado con unas comprometedoras declaraciones. “Se pone muy contenta cuando Diego está a su lado”, bromeó en el programa.

Pero es que la lista de amoríos, o al menos simulacros, no acaba ahí. Lo más fuerte llegaba cuando Sálvame compartía este mismo jueves unas imágenes de Diego de lo más acarameladito con Lola Ortiz, también de MHYV. Ambos lo niegan categóricamente, pero el flirteo, la cercanía de ambos en el sofá de una famosa discoteca, los bailes pegados a lo Sergio Dalma y las risas flojas no son un montaje que hay surgido así como por arte de magia. Son imágenes reales grabadas en video que no tienen ni trampa ni cartón.

Parece que las explicaciones van a tener que dárselas por ambos lados. Tanto Diego como Estela tendrán que hacer frente a esos dimes y diretes que lo que dejan al descubierto es que su relación tambalea. Antes de entrar a la casa ya se venía contando que lo suyo ya hizo aguas anteriormente por una supuesta infidelidad del pasado de Diego. La deslealtad fue perdonada por su chica y terminaron pasando por el altar, pero las malas lenguas aseguran que esta actitud de la modelo con Kiko podría ser una especie de venganza para hacerle sentir a su esposo las hieles de la traición.

(Enrique Cidoncha; Mediaset)

Dramas y suposiciones aparte, lo que es una realidad como una casa es que Diego no está dispuesto a quedarse más tiempo en casita y piensa sacar rentabilidad a lo bueno o malo que le pase. Este sábado ya tiene cita en el Deluxe, un programa donde los invitados rara vez acuden sin previo pago. No vamos a negar que el chaval lo ha pasado mal. Los 15 kilos que ha perdido dan fe de ello. Pero su giro de 360 grados no le deja en muy buen lugar y demuestra que al final el negocio podría estar por encima de los sentimientos. El joven Matamoros ha pasado de víctima a verdugo y eso que esto sólo acaba de empezar.

Lo único positivo que se puede sacar de todo este caos es que Estela podría salir beneficiada de la telenovela que se vive en el exterior. La actitud de su marido podría convertirla en víctima y, por qué no finalista, incluso ganadora. La chica ha ganado puntos desde que ha sacado su carácter y aunque es cierto que se ha cambiado de chaqueta varias veces con los grupos, parece que por fin ha encontrado su sitio. Ya no se calla y hasta ha plantado cara a la mismísima Adara, hasta ahora intocable y a quien ni Mila se atreve a llevarle la contraria en exceso. Cualquier cosa puede pasar en la viña de Gran Hermano.

Para seguir leyendo:

El novio de Adara explota en lágrimas y acusa a Gianmarco de estar manipulando a su chica

Jorge Javier Vázquez publica una carta abierta a Mila Ximénez tras su bronca en GH VIP 7

La táctica de Antonio David Flores en GH VIP 7: ¿se está aprovechando de su guerra con Rocío Carrasco?

María Jesús Ruíz, cantante, tertuliana y experta en realities de Telecinco, ¿estamos ante la nueva Nagore Robles?