El detalle sobre Lucía y Lobo que a todos se nos pasó al principio del programa

Cine 54
·3 min de lectura

Los avances de La isla de las tentaciones protagonizados por Lucía y Lobo jugando en la piscina, acariciándose y durmiendo abrazados han disparado más alarmas de las que suenan en las villas. Desde que viéramos al chico llorar por el sufrimiento de la novia de Manuel y verlos convirtiéndose en amigos inseparables, enseguida comenzaron las especulaciones en redes sociales. ¿Qué sienten? ¿Amigos, atracción física o conexión emocional?

Que a Lobo le gusta Lucía quedó claro desde el momento que se lo confesó a Marina durante una charla tumbados en la cama. Pero, ¿le gusta a Lucía? Pues lamentamos decirle a las redes que habrían malgastado los últimos días elucubrando hipótesis: la respuesta estaba delante de nuestras narices.

Lucía e Isaac en La isla de las tentaciones 3 (cortesía de Mediaset)
Lucía e Isaac en La isla de las tentaciones 3 (cortesía de Mediaset)

Como en este reality pasan tantas cosas y tenemos que seguirle la pista a un buen puñado de personajes, historias y dramas, resulta casi imposible almacenar tantos momentos en la memoria. Pero por suerte tenemos hemeroteca audiovisual online y el debate del pasado lunes nos refrescó la memoria alrededor de un detalle que había quedado en el olvido.

Telecinco está aprovechando al máximo las imágenes que muestran el acercamiento entre Lobo y Lucía durante una noche en que Marina los deja solos para irse la cama. Las imágenes que vio de Jesús en la hoguera han removido algo en la chica que parece haber tomado un poco de distancia de Isaac. Al menos ha dicho que ya no quiere que duerman juntos. Y la cadena ha recurrido a los momentos del soltero con Lucía para exprimirlas en forma de avance antes del episodio de la semana pasada, para que luego no mostraran nada, y también en el debate del pasado lunes para, otra vez, dejar al público en ascuas. Pero sí nos recordaron un detalle que ahora cobra más sentido que nunca.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Hasta ahora, Lucía había destacado por su picardía, lágrimas y lealtad a Manuel a pesar de haber visto una doble infidelidad. Y por eso llama mucho la atención que ahora aparezcan imágenes mostrando una cercanía física que no tuvo con ningún otro soltero. Que ese soltero sea el que lleva conquistando a su compañera Marina desde el principio, y que las imágenes resulten tan honestas que parece muy improbable que se trata de una venganza hacia su novio.

Y todo esto tiene explicación si nos remontamos al primer capítulo de esta edición. Antes de la elección de las primeras citas, Lucía dijo muy claro a sus compañeras que le gustaba Isaac pero Marina insistió tanto en que a ella también que la joven optó por hacerse a un lado. Dijo que no lo escogía para la primera cita porque consideraba “que se llevaba mejor con Marina” y después de una primera cita de lo más incómoda con Víctor, insistió en que quería probar con otros solteros para ver si había “algo más de peligro”.

Y así hizo, después de Víctor probó con Carlos aunque la atracción física parecía brillar por su ausencia. Ella destacaba que la ayudaba a reír y distraerse, precisamente lo que más necesitaba debido a la traición de su pareja. Pero más allá de verla divirtiéndose, nunca vimos una verdadera atracción por el soltero, por mucho que se haya indignado al descubrir que se ha liado con Lola y en la misma cama que estaba ella.

En resumen, a Lucía le gustaba Lobo desde el primer momento que llegaron a la villa. Lo confirmó ella misma en el inicio del reality pero con tantos dramas televisivos lo habíamos dejado completamente en el olvido. Sin dudas, se trata de una información que añade una dosis de rotundidad radical a las imágenes que veremos en el capítulo del jueves.

Más historias que te pueden interesar: