El destino del niño vietnamita de Indiana Jones lejos de Hollywood

Jonathan Ke Quan se vio obligado a huir de Vietnam junto a su familia tras la caída de Saigón, pero su traslado a Estados Unidos le dio una oportunidad única de convertirse en una de las estrellas infantiles más recordadas de los años 80. Y es que tras presentarse al casting de Indiana Jones y el Templo Maldito fue fichado por Steven Spielberg para interpretar a Tapón, aquel niño que acompañó a Harrison Ford en esta segunda aventura del intrépido arqueólogo por la India. Pero este solo fue el inicio de su carrera, a la que se sumarían importantes títulos de aquella época como Los Goonies.

El joven actor se unió mítico film de aventuras familiares de Richard Donner interpretando a Data, el chico asiático de aquel grupo de niños valerosos que se adentraron en la búsqueda de un tesoro pirata. Después llegaron papeles en series como Una vida juntos, Los primeros de la clase o Historias de la cripta, aunque a principios de los 90 su carrera comenzó a quedarse estancada.

Fue entonces cuando decidió dar un cambio de rumbo a su vida y dedicarse al cine de artes marciales, trabajando así en cintas como Respirando fuego o Red Pirate. Sin embargo, lejos de conformarse con ejercer dicha disciplina ante las cámaras, decidió formarse en la Escuela de Artes Cinematográficas de la Universidad de California como coordinador de acción, un aprendizaje que le abrió nuevas puertas tras las cámaras como supervisor y responsable de acción y coreógrafo de artes marciales en conocidos títulos de principios de los 2000 como X-Mende Bryan Singer o El único de James Wong.

También llegó a ejercer de productor de cortometrajes y siguió actuando en películas asiáticas como Mou han fou wut, pero en 2002 tomó la decisión de alejarse de Hollywood y del foco mediático. Aunque se dejó ver en algunas reuniones con el elenco de Los Goonies, lo cierto es que estuvo totalmente desaparecido hasta 2021, cuando decidió volver a actuar en la película de aventuras Ohana: El tesoro de Hawái de Netflix que emulaba el espíritu de aventuras del clásico de los 80 de Richard Donner.

El dónde ha estado todos estos años es un misterio, pero ahora, a sus 50 años, ha vuelto con las pilas cargadas y con interesantes proyectos en su agenda, como la cinta de ciencia ficción Everywhere All at Once protagonizada por Jamie Lee Curtis que tiene previsto estrenarse próximamente. Además, tras toda esta etapa inmerso en las artes marciales y alejado del foco mediático, ha cambiado su nombre a Ke Huy Quan como homenaje a sus raíces vietnamitas.

Más historias que te pueden interesar:

· Kathleen Turner, el icono sexual de los 80 abocado al abismo por una enfermedad

· Brandon Routh también fue víctima de la maldición de Superman

· Alex Vincent, el niño de Chucky que huyó de la fama

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente