La decisión que ha condenado a Hugo y Gèrard en 'OT 2020'

Por Ignacio Herruzo Martínez

From Diez Minutos

La Gala 8 de OT 2020 ha estado dedicada al Día Internacional de la Mujer y como no podía ser de otro modo, han sido ellas las que han protagonizado una gala que dejó varias sorpresas y decisiones que han llevado a dos de los favoritos a estar nominados para abandonar la Academia el próximo domingo.

Maialen fue elegida por el público como favorita (nadie ha repetido esta edición) y esta semana tenía el privilegio de la inmunidad, para ella o para el que ella quisiera. Y la concursante ha decidido salvar a Bruno, quizá el más débil de los que quedan y con el que parece que mantiene una relación sentimental dentro de la Academia.

Este movimiento propició que el jurado, que iba a nominar a Bruno, nominara a Hugo, que según Manu Guix, había hecho un numerazo. El dúo maldito, todo un clásico de OT 2020 , fue para el de Samantha y Anaju. La valenciana tuvo que cantar sentada por culpa de su lesión, por lo que su compañera tuvo que llevar toda la coreografía de la versión de Girls just wanna have fun que hicieron. A la hora de valorar, el jurado las propuso para la nominación a las dos.

Gèrard y Hugo fueron los nominados de esta emisión después de que los concursantes salvaran a Anaju y el profesorado a Samantha: "Hoy no ha tenido un buen día, pero vamos a ayudarla durante toda la semana", apuntó Noemí Galera sobre la alicantina, que se hizo daño en la rodilla antes del pase.

Jesús es el nuevo expulsado

Uno de los concursantes más polémicos de la edición se ha convertido en el séptima expulsado de OT 2020. Jesús Rendón interpretó su canción favorita, El alma al aire, de Alejandro Sanz. El resultado del pase fue positivo, ya que Rendón recibió la enhorabuena del jurado: "Por fin hemos visto a un Jesús que transmite. Te habías puesto un reto muy difícil y lo has sacado de manera notable. Pase lo que pase tienes que estar muy tranquilo y satisfecho. Has hecho una de tus mejores actuaciones en este concurso", valoró Javier Llanos.

Admitió ante Roberto Leal que su última semana en la academia estuvo repleta de altibajos, aunque se llevó un gran aprendizaje de su paso por el programa: "Jesús se va más maduro, con las ideas más claras, más tranquilo y más asentado", apuntó, a lo que añadió: "Voy a seguir trabajando, voy a seguir componiendo y a seguir luchando por mi sueño", se sinceró.